Competición
  • Euroliga
  • Clasificación Eurocopa
  • Final ATP World Tour
  • Copa Argentina
Euroliga
Khimki Moscú KHI

-

Milan MIL

-

Anadolu Efes IST

-

Zenit San Petersburgo ZEN

-

Panathinaikos PAN

-

Alba Berlin ALB

-

Final ATP World Tour
novak_djokovic Novak Djokovic Novak Djokovic
-
dominic_thiem Dominic Thiem Dominic Thiem
-
roger_federer Roger Federer Roger Federer
-
matteo_berrettini Matteo Berrettini Matteo Berrettini
-
dominic_thiem Dominic Thiem Dominic Thiem
-
matteo_berrettini Matteo Berrettini Matteo Berrettini
-
Copa Argentina
Central Córdoba (Santiago del Estero) Central Córdoba (Santiago del Estero) CSE

-

Lanús Lanús LAN

-

NBA

Barkley: "¿Que los jugadores no son felices? Es lo más estúpido que ha dicho Adam Silver"

Barkley: "¿Que los jugadores no son felices? Es lo más estúpido que ha dicho Adam Silver"

KEVORK DJANSEZIAN

AFP

"Ganan 30 o 40 millones, trabajan solo seis meses al año...". Silver aseguró que muchos jugadores sufren los efectos de las redes sociales.

La NBA ha ido rompiendo poco a poco el silencio acerca de un tema que ha sido tradicionalmente tabú: la salud mental de unos jugadores a los que se suele adjudicar rasgos casi de súper héroes. Desde la percepción de fortaleza que transmiten en la pista a tópicos como que no pueden ser infelices ya que son unos privilegiados por ser jóvenes, ricos y famosos. Han tenido que ser estrellas de la actual generación como Kevin Love y DeMar DeRozan los que hayan dado un importante paso para, en primera persona, narrar las dificultades que ellos mismos han experimentado para exteriorizar sus problemas en un mundo como el del deporte súperprofesionalizado.

En el MIT Sloan Sports Analytics Conference de la pasada semana, el comisionado Adam Silver advirtió de lo que empezaba a ser un problema a gran escala en la NBA, donde los jugadores se mueven en este nuevo panorama de redes sociales y escrutinio constante: “Creo que vivimos en cierto modo en la era de la ansiedad. He visto estudios que lo conectan en parte directamente con las redes sociales. Hay jugadores que cuando les conozco me doy cuenta de que son infelices. Aunque desde fuera solo se se vea el dinero, la fama, que son los mejores del mundo en lo que hacen... ellos se dan cuenta y se pregunta cómo puede ser que se quejen de su situación. Hay muchos que son genuinamente infelices”.

Charles Barkley, que está siempre a la que salta desde su posición de (polémico) analista en TNT, fue muy crítico con estas palabras del comisionado y, en lo que parece más bien  insistencia en un tópico a desterrar, volvió a esgrimir la situación de los jugadores para rechazar que puedan ser realmente infelices: “Es lo más estúpido que le he escuchado decir al comisionado. Ganan 20, 30, 40 millones de dólares al año... Trabajan solo seis o siete meses al año, se alojan en los mejores hoteles del mundo... no tienen problemas de verdad, es todo una pantomima”.

Muchas voces han salido al paso de los comentarios del gordo Barkley, una de ellas la del exjugador Tony Massenburg, que cree que los jugadores no están vacunados de los problemas que afectan a muchas personas en la sociedad actual: “Claro que hay jugadores que no están felices, y no se trata tanto de la NBA en sí como de la sociedad. Hay mucha gente que no está bien por culpa de las redes sociales, y las redes son las que mandan ahora en la NBA. Todo es tu Instagram, tu Twitter, tu Facebook... tu lo que sea. A algunos jugadores esto les está pasando factura. Todo lo que pasa en la sociedad tiene su reflejo en la NBA. Adam Silver dice que los jugadores ahora se aíslan más y les ves sentados en el vestuario con los cascos puestos, en los autobuses o los aviones con los cascos puestos... Es lo mismo que está pasando en todos los niveles de la sociedad. Ahora hay demasiada atención sobre los jugadores, no se pueden quitar el foco de encima literalmente en ningún momento. Y eso puede pasar factura”.