NBA

Los Knicks pueden ser el gran tapado en el traspaso de Davis

Los Knicks pueden ser el gran tapado en el traspaso de Davis

Jim McIsaac

Getty Images

La franquicia de Nueva York también prepara una oferta para convencer a los Pelicans en la que casi seguro tendría que entrar Porzingis.

Chris Haynes, de Yahoo Sports, ha publicado varios temas relacionados con el posible traspaso de Anthony Davis que están dando mucho que hablar en Estados Unidos. Aparte de decir que el ala-pívot no quería ir a Boston porque cree que Kyrie Irving puede no renovar su contrato a final de temporada, también apunta a un posible competidor de los Lakers por el fichaje del jugador de los Pelicans.

Ese equipo no sería otro que los New York Knicks, que parecen dispuestos a dar guerra a la franquicia de Los Ángeles en la pelea por Davis. Los de la Gran Manzana también estarían moviendo sus cartas y la principal de todas sería Kristaps Porzingis. El letón, que sigue de baja por la lesión de rodilla que se hizo a principios de 2018, sería el gran reclamo para convencer a los Pelicans de llegar a un acuerdo.

Lo cierto es que Porzingis lleva un par de años en una relación extraña con su franquicia. Desde los problemas con Phil Jackson la confianza entre ambas partes parece haberse resentido y la lesión de larga duración en la que está inmerso no ha ayudado. El pasado verano los Knicks tenían la opción de ofrecer a su pívot una renovación como jugador designado, ya que entraba en su cuarto año desde que fue elegido en el draft. Pero las dudas sobre su estado físico echaron para atrás a la franquicia. Otros equipos de la liga sí que firmaron en esas fechas grandes contratos a jugadores en la misma situación que el letón, como los Suns con Booker o los Wolves con Towns.

Posteriormente desde la franquicia se ha indicado que la intención es renovarle cuando acabe esta temporada. Pero entonces ya no dependerá sólo de ellos, ya que tendrían que igualar cualquier oferta que llegase de otros equipos. Además, en su proceso de recuperación se han visto mensajes cruzados entre el entrenador de los Knicks, David Fizdale, y el jugador, que no parecen ponerse de acuerdo en el estado actual de su físico. Fizdale ha dicho que no va a jugar en lo que queda de curso y Porzingis no parece estar contento con esa decisión porque cree que estará listo antes de abril.

Lo cierto es que todos estos desencuentros, que provocan un clima inestable alrededor de la figura del jugador, desaparecerían si se fuese a otro equipo. Aunque para cuadrar salarios los Knicks tienen que incluir a uno de los dos grandes contratos que tienen en nómina: Enes Kanter (18 millones) o Tim Hardaway Jr. (17 millones). Sumados a los 5 millones de Porzingis se quedarían muy cercanos a los 25 que cobra Anthony Davis. Con alguna ronda de draft se podría cerrar un acuerdo beneficioso para ambas partes.

Puesto a elegir entre los dos jugadores, para los Knicks sería mucho más interesante meter en el pack a Hardaway Jr., al que aún le quedan dos años más de contrato, el segundo con opción de jugador. Kanter está en su último año y en verano se marcharía igualmente. De esta manera se ahorrarían más de 30 millones, lo que les permitiría ir en la agencia libre a por otra estrella. Y Kyrie Irving (los rumores sobre su futuro en los Knicks no son nuevos) o Kemba Walker parece que son sus dos objetivos prioritarios.

Cualquiera de los dos bases está en la agenda de los Knicks llegue o no Anthony Davis. Porque en el caso de que no se lleve a cabo el traspaso del de los Pelicans, los de Nueva York seguirían con su plan inicial, que es ofrecerle las llaves de la ciudad a Kevin Durant. Hasta el terremoto de Davis, el gran deseado en la Gran Manzana.