Finalizado

VALENCIA BASKET 85-UNICAJA 74

El Valencia Basket se quita la primera espina ante el Unicaja

El conjunto taronja suma en el duelo español un triunfo vital en estreno del Top-16 gracias a Will Thomas y Alberto Abalde, MVP del partido.

0
El Valencia Basket se quita la primera espina ante el Unicaja
ALBERTO IRANZO DIARIO AS

El Valencia Basket se quitó la primera espina de las muchas que tiene clavadas desde que perdió la final de la Eurocup en 2017. El conjunto taronja necesitará muchas victorias ante el Unicaja para olvidar aquel dolor, pero al menos la Fonteta ya sabe que el equipo malagueño es mortal (85-74). El Valencia se llevó la primera victoria en el Top-16 de la Eurocup y golpeó primero en un grupo en el que los dos españoles parte como favoritos para colarse en cuartos de final.

El Valencia dominó de principio a fin y sólo vio peligrar su victoria cuando se relajó en exceso. Pero cuando se sintió acosado, dio un golpetazo en la mesa y se marchó varias veces en el marcador. Los Thomas, Will y Matt, fueron un martillo pilón que dejaron al Unicaja sin capacidad de reacción. Y eso que los de Casimiro sólo bajaron los brazos al final y vendieron cara su piel. Pero la noche estaba reservada para Will Thomas, crecido y abusón ante su exequipo. Alberto Abalde, de luto por el fallecimiento de su abuela, apareció en la recta final para ponerle la puntilla a Unicaja y convertirse en el MVP del partido (14 puntos y 24 de valoración)

El Valencia, impulsado por las nueve victorias consecutivas que arrastraba, se vio dominador desde el primer momento. La clave estuvo en el rebote. Casimiro, un tipo comedido, se mordía las uñas mientras asistía al festival taronja bajo los aros. Gracias a esa intensidad, el conjunto local dio el primer mazazo en el marcador (22-13). El Unicaja trató de ordenarse para cerrar la sangría del rebote y poco a poco fue encontrando el equilibrio, aunque en ningún momento se sintió cómodo. Encima, la lesión de Alberto Díaz le mermó todavía  más. Aún así, el Unicaja se acercó en el segundo cuarto gracias al talento de Jaime Fernández y Daniel Díez. Lessort apareció demasiado tarde.

El tercer cuarto reflejó a la perfección el partido. El Valencia empezó como un tiro y gracias a su acierto se encontró con la máxima renta hasta el momento (66-50). Justo en ese momento, cuando el partido parecía romperse, el Unicaja tiró de orgullo y le endosó un parcial de 0-13 a Valencia para engancharse al duelo. El conjunto visitante dejó de hacer la goma cuando Abalde y Will Thomas le metieron una marcha más al partido. La primera batalla del Top-16 se la llevó Valencia, quizás el equipo que más herido llegó al partido.