BALONCESTO | ESPAÑA 76 - EE UU 82

1x1 de Estados Unidos: un héroe inesperado llamado DeAndre

Partidazo del pívot de los Clippers, decisivo junto a la puntería de Klay Thompson. Correcto Durant, fallón Carmelo, horrible Cousins...

rtve

Final Serbia vs USA en vivo online

Jimmy Butler (aprobado, 0 de valoración). Nada en ataque (0/5 en tiros), su rol en esta selección es la de perro de prensa defensivo. Ahí siempre cumple y ayuda a que el equipo funcione en sus minutos en pista. Rodeado de estrellas más deslumbrantes, le toca hacer de obrero.

Kevin Durant (notable, 12 de valoración). No fue un gran partido de Kevin Durant, pero sumó 14 puntos en un choque de anotación baja y anotó canastas importantes. Porcentajes discretos, problemas de faltas… pero uno de los jugadores más importantes de su equipo. Marcó el paso de salida y pidió el balón al final.

DeAndre Jordan (sobresaliente, 25 de valoración). El héroe inesperado. Ante los problemas contra la defensa española y en otro partido pésimo de un DeMarcus Cousins perdido, Jordan emergió como un titán defensivo. Su presencia nubló a los españoles cada vez que se acercaban a la zona: cambió muchos tiros, puso cuatro tapones y cogió 16 rebotes. También tuvo el +/- más alto (+11). Entendió su rol y lo cumplió de maravilla. Muy importante. También dejó el mate de la noche en un rebote ofensivo. Salió muy bien parado del duelo ante Pau Gasol.

Kyle Lowry (notable, 13 de valoración). Menos tímido que en el resto del torneo, jugó un partido incisivo y anotó 13 puntos. Pone energía defensiva y normalidad ofensiva en los minutos de descanso de Kyrie Irving. Algunos de sus mejores minutos en todo el torneo.

Harrison Barnes: No jugó. No tiene hueco en partidos que no estén rotos. Así ha sido en todo el campeonato y así volvió a ser. Es el jugador número 12. Solo para emergencias o partidos sentenciados.

DeMar DeRozan. No jugó. Otra muestra del respeto de Coach K a España. Necesitaba otro perfil de jugadores y acortó la rotación sacando al escolta de los Raptors. No fue un partido para sus características y tampoco hizo falta como repulsivo para jugar en uno contra uno.

Kyrie Irving (notable, 14 de valoración). Uno de los grandes talentos del baloncesto mundial tuvo algún despiste pero acabó anotando canastas con su inconfundible sello y repartió 5 asistencias. No fue obviamente su mejor partido pero contribuyó al triunfo, que era lo que necesitaba su equipo. Siempre es un valor, especialmente cuando las cosas se complican.

Klay Thompson (sobresaliente, 21 de valoración). Y Klay sacó su fúsil… sobre todo en el primer tiempo. El escolta, perdido salvo en el partido contra Francia, apareció en el momento más oportuno. Sus tiros evitaron más apuros en el segundo cuarto y su amenaza fue un quebradero de cabeza para la defensa española. Este es el Klay con el que contaba EE UU… justo a tiempo.

DeMarcus Cousins (suspenso, 2 de valoración). Su torneo está siendo esperpéntico. Sería difícil explicar a quien no siga la NBA que es seguramente el pívot con más talento del mundo. Perdido en el entorno FIBA, enredado con los árbitros e incapaz de sacar su juego ni aprovechar su volumen físico. Descentrado, sus minutos en pista fueron los peores de su equipo y su quinta falta tras solo diez en cancha pareció la mejor noticia para Coach K. DeAndre Jordan le ha comido el sitio.

Paul George (aprobado, 8 de valoración). Uno de los pilares de este equipo estuvo demasiado gris en ataque. Como siempre importante en defensa, trabajó en todos los frentes pero no estuvo a su mejor nivel en la toma de decisiones. Con todo, es uno de los más importantes de esta versión algo renqueante del Team USA.

Draymond Green (sin calificar, -1 de valoración). Menos de dos minutos en pista. Juega poco y suele hacerlo de ala-pívot al lado de DeAndre o DeMarcus. Coach K no exprime sus mejores virtudes, que llegarían en quintetos pequeños y como pívot. Testimonial, apenas jugó. Ni siquiera cuando Cousins estaba fuera de sus casillas. Desaprovechado.

Carmelo Anthony (aprobado, 1 de valoración). Mal partido de Carmelo, con un 2/11 en tiros de campo. Tiró de galones, cerró el rebote… pero falló con su principal arma (1/5 en triples). En todo caso, ya tiene asegurado su cuarto metal (puede que tercer oro). Será el jugador más laureado de la historia de la selección estadounidense.