Kobe acabará su carrera como alero: "Confía en ello al 100%"

LAKERS

Kobe acabará su carrera como alero: "Confía en ello al 100%"

Kobe acabará su carrera como alero: "Confía en ello al 100%"

Los Lakers ven en Russell y Clarkson su pareja exterior "para la próxima década" y Kobe acepta cambiar de posición. Upshaw todavía no tiene cerrado su puesto en el equipo.

Los Lakers 2015-16 han tomado forma ya de forma casi definitiva. Sin la revolución casi milagrosa que esperaban muchos aficionados para que el equipo volviera a ser competitivo en el corto plazo pero con algunos motivos para un optimismo a medio y largo: poco a poco van reuniendo piezas jóvenes de primera categoría en ruta hacia el próximo verano, cuando se libere el megacontrato (y quizá la alargada sombra) de Kobe Bryant, uno de los mejores jugadores en la historia de la franquicia pero también un cuerpo extraño en su reconstrucción deportiva.

En la que puede ser su última temporada en la NBA, Kobe jugará básicamente como alero pero dejar sitio a un backcourt que los Lakers visualizan como titular “durante la próxima década”, D’Angelo Russell-Jordan Clarkson. Kobe ejercería de alero a pesar de que ha jugado siempre como escolta y de que en los últimos tiempos se especuló con su capacidad de ejercer como base, especialmente tras los problemas casi endémicos del equipo en la dirección. Gary Vitti, histórico del cuerpo técnico de la franquicia, habla por él: “Me ha dicho que puede hacerlo, que confía al 100% en que puede jugar bien también como alero”. La cuestión es si a punto de cumplir 37 años y machacado por problemas físicos, cargará por fin con menos responsabilidad y menos minutos. Los Lakers tienen en la rotación exterior a Nick Young, que finalmente no ha sido traspasado, al recién llegado Lou Williams y a otros dos jóvenes proyectos sobre los que poner la lupa: Jabari Brown y sobre todo Anthony Brown. Número 34 del pasado draft.

A los Lakers, si no hay más movimiento, sólo les queda por cubrir un puesto en su roster. Uno que debería ser para el pívot Robert Upshaw, si bien los problemas personales de este (los que le dejaron sin draftear) han hecho que todavía no se concrete el contrato parcialmente garantizado que los Lakers le ofrecieron durante la Liga de Verano. Otra opción es hacerse con otro exterior para cubrir posibles problemas físicos de Kobe y evitar cargar demasiado peso sobre los jóvenes. Pero a priori, la opción Upshaw parece la más atractiva: un 2,13 de descomunales capacidades defensivas que aspiraba a ser carne de lotería (top 15 del draft) antes de que sus problemas de adicciones le hicieran ser expulsado de dos universidades.

0 Comentarios

Normas Mostrar