NEGOCIOS

La nueva inversión de Iniesta en su negocio en España tras 13 años de pérdidas

El futbolista del Emirates FC ha invertido seis millones de euros en Bodega Iniesta SL para tratar de sacar de pérdidas a la empresa.

Actualizado a
La jugada maestra de Andrés Iniesta para facturar 20 millones de euros

Andrés Iniesta es uno de los nombres propios de la actualidad gracias a su reciente salida del Vissel Kobe con destino Emirates FC, en los Emiratos Árabes Unidos. Un traspaso que llega justo en el momento en el que sus negocios también buscan crecer, como su bodega.

Bodega Iniesta SL se constituyó a finales del año 2009, y fue un año después cuando se abrió al público. Un negocio en el que el futbolista manchego invirtió 7,5 millones de euros, y con el que ofrecía vinos blancos, tintos, rosados y espumosos bajo la denominación de origen Manchuela.

Un negocio que, sin embargo, no ha dejado de estar en pérdidas en ningún momento de su vida de 13 años, como informa ‘El Confidencial’. En total, la empresa de Iniesta suma unas pérdidas de más de 4,2 millones de euros, aunque ha habido años como el 2011 o el último ejercicio presentado, el del 2021, donde éstas han sido menos notorias con 180.254 euros, habiendo facturado un 42% más (de los 1,52 millones de euros a los 2,16 millones), y habiendo contenido el gasto de personal y elevando el aprovisionamiento.

Pese a las pérdidas, Iniesta no se rinde. Lejos de tirar la toalla, éste ha vuelto a invertir en la empresa, inyectando la cantidad de seis millones de euros para hacer un capital total de 13,36 millones de euros. Una apuesta que podría ser la última del exjugador del Barcelona en su negocio en Fuentealbilla, donde cuenta con prácticamente 300 hectáreas de viñedos.

Rebajas de hasta un 50% en sus vinos

Y es que el proyecto empresarial está ahora en sus horas más bajas, habiendo optado por hacer rebajas de hasta el 50% en varios de sus vinos y ofertando también experiencias, como la visita a sus bodegas o pasar una noche en alguna de sus casas rurales que están situadas junto a los propios viñedos.

Una empresa que nació después de que el padre de Andrés, José Antonio Iniesta, decidiese plantar 10 hectáreas de viñedos en la década de los 90, haciéndolo en un lugar más que óptimo por las condiciones en las que se puede cultivar la vida.