PREMIOS OSCAR 2021

Harrison Ford aprovecha los Oscar para 'despedazar' su mítica 'Blade Runner'

El actor protagonizó uno de los momentos de la noche al recordar con mucho sentido del humor las malas críticas que recibió el mítifo film de Ridley Scott.

Harrison Ford aprovecha los Oscar para 'despedazar' su mítica 'Blade Runner'
ABC/A.M.P.A.S. via REUTERS

La edición número 93 de los Premios Oscar pasará a la historia por su gala híbrida y un tanto extraña, consecuencia directa de la pandemia y de la obligación de los organizadores a interponer una serie de restricciones que han hecho que ni la alfombra roja ni la gala en sí misma (con tres sedes, dos en Los Ángeles y otra en Londres) haya respondido a la forma tradicional en la que se ha escenificado siempre el evento.

Lo que no han faltado han sido las anécdotas protagonizadas por las grandes estrellas. Más allá de los nominados, los actores y actrices invitados para presentar alguno de los premios cumplieron su función de inyectar interés y humor a la ceremonia. Y entre los momentazos experimentados sobre el escenario del Dolby Theatre, el de Harrison Ford se encuentra a la cabeza de los más inesperados y divertidos.

El veterano actor tenía la tarea de presentar el Oscar a la Mejor Edición, y llevó a cabo su labor de mano de una intervención muy original: recordando las nefastas críticas que recibió en su día una de las películas más importantes de su filmografía, y cinta de culto del género de la ciencia ficción, 'Blade Runner', durante una de las primeras proyecciones que se hicieron del primer corte de montaje de la cinta.

Ford no se cortó un pelo a la hora de rescatar 'consejos editoriales' (o, dicho más ajustadamente, reseñas destructoras) del tipo "Con cada visionado, la película empeora", "¿Por qué la voz-over es tan terrible?, parece que está colocado" o "¿Iban todos drogados?"

Lo cierto es que no es la primera vez que el intérprete alude a las diferencias que existieron entre el equipo creativo y los ejecutivos del estudio encargado de la producción de la película de Ridley Scott. Pero hacerlo en los Oscar, antes lo más granado del gremio y millones de telespectadores, son palabras mayores...