TELEVISIÓN

El drama de Aitor Trigos: de presentador estrella a buscar trabajo "de lo que sea"

El vallisoletano ha sufrido las consecuencias del coronavirus y ha tenido que buscar trabajo en las redes sociales después de haber saboreado la fama.

El drama de Aitor Trigos: de presentador estrella a buscar trabajo "de lo que sea"

La fama y la televisión tienen dos caras claramente diferenciadas, y Aitor Trigos conoce ambas a la perfección. Durante años fue uno de los presentadores estrella de cadenas como Cuatro y Antena 3, donde participó en programas como 'Amor en la red', 'Las mañanas de Cuatro' o varias Galas de Reyes. Su frescura ante la cámara y su cara bonita le brindaron reconocimiento a nivel nacional, pero su situación es muy diferente en la actualidad y se ha visto obligado a buscar trabajo a través de las redes sociales por los estragos del coronavirus.

"Gracias al coronavirus pasé de tener que hacerme indefinido como mozo de almacén al paro. Sigo buscando, así que si alguien puede ofrecer un trabajo de lo que sea pues aquí estoy disponible. Claro, si es de lo mío en televisión (reportero, redactor, etc.) pues mejor", escribió desde su perfil personal en Twitter.

¿Cómo se truncó su carrera en la televisión?

Hace tres años, Trigos acudió al plató de 'Sálvame' y explicó cómo había llegado a su peor momento, con el banco quitándole la casa y sin la posibilidad de volver a la televisión. "He tocado fondo", aseguraba. "Me iba engañando a mí mismo con el dinero, que es lo que me cegó siempre porque me lo ponía todo muy fácil, e intento aparentar que tengo una buena situación económica cuando yo sabía que tenía todas mis cuentas bloqueadas", añadió.

"Hasta que llega un día, que tú sabías que iba a llegar porque no estás pagando la casa, y te encuentras con un precinto en la puerta, un desahucio. Ese es el peor momento que he pasado en mi vida", continuó. Y es que por mucho que intentó volver a la pantalla, no lo consiguió y esa fue una gran frustración para él: "Pensaba que me iban a llamar para volver a la tele, pero mi vida personal y mi vida profesional estaban tan unidas que, si hay una discusión en el plano personal, la hay en el plano laboral. Ese fue mi error, pero nadie es responsable de lo que me ha pasado, yo soy el único responsable de las decisiones que he tomado", concluyó, admitiendo además que huyó a Panamá y que al volver a España ejerció la prostitución en algunos momentos.

La fama y el dinero, difíciles de asimilar

"La televisión se mueve por contactos, si te vas desconectando de ellos te metes en un bucle que te aparta de esta profesión. No supe asimilar lo que me estaba pasando en mis años de mayor esplendor y viví una borrachera profesional provocada por la buena racha. Tengo la mayor parte de la culpa de no estar ahora en la pequeña pantalla", explicó en 2017 para El Confi TV. "Entré en televisión cuando todavía funcionaba bien. El contrato que firmé en Antena 3 o el contrato que hice con Concha García Campoy o 'Amor en la red' eran contratos millonarios. Aparecí de la nada y ahora es como volver a empezar de cero pero con 16 años más".

En los últimos meses ha estado trabajando de mozo de almacén, pero anteriormente había probado suerte para convertirse en el presentador de 'First Dates', su nombre sonó para participar en 'Supervivientes 2017' y estuvo colaborando con una televisión local de Alhaurín de la Torre (Málaga), donde además participó en una obra de teatro.