NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA
1
2
3
Stefanos Tsitsipas
5
3
-
Carlos Alcaraz
7
6
-

MASTERS 1.000 | MIAMI

Alcaraz maravilla con su segundo triunfo ante Tsitsipas

El murciano de 18 años remontó un 5-2 en el primer set y después barrió al griego para meterse en cuartos. Su rival será el serbio Kecmanovic.

Actualizado a

Se agotan los calificativos para definir el impacto que produce Carlos Alcaraz en el mundo del tenis. Uno pierde la vergüenza al compararle con los más grandes del deporte de la raqueta y también al soñar con lo que puede llegar a hacer en una carrera que aún está en los albores. Porque tiene cosas, detalles de las estrellas más rutilantes, y no diré nombres para no ser blasfemo. Este martes en Miami, el murciano de 18 años volvió a vencer a Stefanos Tsitsipas, de 23 y número cinco del mundo, con más contundencia (7-5 y 6-3 en 1h50) que en aquellos cinco sets tan peleados en la tercera ronda del US Open del año pasado, cuando asombró a todo el planeta por primera vez. Y el jueves jugará los cuartos de final del Masters 1.000 contra el serbio Miomir Kecmanovic (22 años y 48º), que sorprendió (3-6, 6-1 y 6-4) al campeón de Indian Wells, un Taylor Fritz bastante cargado de partidos. Además, es virtualmente 15º del ranking y podría salir de Florida aún más arriba.

El público que tuvo la suerte de asistir en directo al encuentro en la pista Grandstand se miraba con una sonrisa de oreja a oreja, maravillado, y algunos incluso chocaban las manos para felicitarse por poder ver el espectáculo que es ahora mismo Alcaraz. Al prodigio de El Palmar le entra todo, maneja el ritmo de los encuentros con cambios de táctica según le conviene. Contra Tsitsipas empezó a una velocidad demasiado alta ante un rival que aprovecha bien la inercia cuando le juegan así. De ese modo y con un desempeño de mucha categoría, sobre todo en la red, el griego se adelantó con un 5-2 que parecía darle el primer set. Quizá no esperaba la reacción inteligente y a la vez furiosa de Carlos. Ya le había hecho un punto excelso con un willy (túnel) antes de romperle el saque a base de bolas altas y lentas unas veces, pesadas y más planas en otras ocasiones. Y con intercambios de revés (¡cómo lo maneja!) para impedir que el ateniense se colocará para pegarle a la pelota con su potente drive. El 5-5 lo puso con un globo tremendo en plena remontada.

Un parcial de 7-0 le permitió llevarse la primera manga y inicio la segunda al mando (2-0) en los momentos de mayor inspiración. Tsitsipas supo frenar a tiempo el vendaval Alcaraz y le puso problemas al resto en dos juegos. Pero tenía que ir a saco y la tensión le pudo. Enrojecido y sudoroso, tuvo un mal detalle con el español cuando con una bola que respondió innecesariamente, porque se había ido fuera, estuvo a punto de golpearle y no se disculpe ante la mirada solícita del nuevo ídolo de la Armada. Y con un aplomo tremendo, este aguantó hasta apuntarse otra victoria de prestigio, quinta contra un top-10 en menos de 12 meses. Desde aquel 5-2, 11-3 para él y broche de oro al resto y con una de esas dejadas que ejecuta de maravilla.

Carlos apunta alto

Tsitsipas traía un balance de 17-6 en 2022 (17-7 ahora), con las semifinales del Open de Australia y la final de Róterdam. Y tenía un plan muy agresivo para vengarse de Alcaraz con nuevo entrenador en la grada, el extenista sueco Thomas Enqvist, pero se le fue al traste porque Carlitos, como se lee en su raquetero, lo volvió loco. Su récord es 15-2 en lo que va de temporada, fue campeón en Río, un ATP 500, y semifinalista hace unos días en Indian Wells. En Miami apunta incluso más alto por nivel y sensaciones. No se lo pierdan.

Resultados del Masters 1.000 de Miami.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?