OPEN DE AUSTRALIA | PREVIA

Benchetrit, tras caer ante el contagiado Kudla, le 'echa la culpa' al personal del hotel

El entrenador de Denis Kudla avisó al estadounidense de que había dado positivo en mitad de su partido contra Benchetrit, que perdió y podría tener que hacer cuarentena en Doha.

Benchetrit, tras caer ante el contagiado Kudla, le 'echa la culpa' al personal del hotel
Open de Australia

La segunda jornada de la previa del Open de Australia tuvo una historia más allá del tenis, una de esos sucesos que provoca la pandemia del coronavirus, que afecta a todo y a todos. Denis Kudla y Eliot Benchetrit disputaban su partido de primera ronda cuando el entrenador del estadounidense le avisó en pleno partido de que había dado positivo en el último test que le habían hecho. El juez de silla le dijo que tenía que retirarse en el siguiente descanso, como dicta la norma, pero el partido marchaba con 6-4 y 5-3 a favor del afectado, que ganó el noveno juego de la segunda manga y por lo tanto el partido. De esa manera, los dos quedaron eliminados, el francés que compite desde este año bajo la bandera de Marruecos por la derrota y el americano porque no puede seguir jugando al estar contagiado. Surrealista. 

Sólo hay un beneficiado de esta situación, el australiano Sweeny, que fue invitado a la qualy y ya está en tercera ronda sin jugar, a una sola victoria del cuadro final del primer Grand Slam del año. Kudla, resignado, tendrá que quedarse en Doha en cuarentena, mientras que Benchetrit tiene que esperar por si consideran que al haber estado en contacto, aunque no directo, con el ganador del partido tiene también que aislarse. Tras su derrota, Eliot hizo una reflexión: "Qué hubiera pasado sí hubiera ganado el juego y me hubiera puesto 5-4, la victoria habría sido mía". Y es que de ese modo, Kudla tendría que haberse retirado y habría perdido. Además, en Francia no entienden cómo es posible que el tenista jugara estando pendiente de un test PCR. Lo dice el propio Benchetrit: "El concepto de una prueba es tener la información de antemano para no poner en peligro al juez de línea, al oponente o simplemente a todas las personas que el jugador pueda encontrar antes o después de su partido. También hay jugadores que esperan una baja para poder jugar, que hicieron el viaje para nada. El cuadro está truncado, va a haber un jugador en la tercera ronda que ha jugado solo un partido, ese también es el problema".

En rueda de prensa, Benchetrit explicó que no creía que Kudla hubiera venido a Doha ya contagiado y apunto como responsables a los empleados del hotel donde se alojan los jugadores. "Usamos los ascensores de servicio para el personal, para no cruzar a los clientes. Y bastantes jugadores sospechan que el personal del hotel, que no se somete a pruebas con tanta regularidad como nosotros, es la causa del contagio de algunos jugadores. Es por eso que cada vez más dan positivo. Antes de llegar a Doha, cada jugador tenía que hacer una prueba en su país y también hicimos una segunda cuando llegamos allí. Para Kudla y los demás, fue la tercera, por lo que es casi seguro que no dio positivo antes de llegar aquí y que se contagió en Doha". La de Kudla no es la primera baja por coronavirus. Francisco Cerundolo no podrá jugar su partido de la segunda ronda de la qualy contra Mario Vilella, aunque el argentino al menos no se enteró en medio de un partido.