TENIS

Osaka: "Ha tenido que ocurrir un asesinato ante una cámara para escuchar a Kaepernick"

La tenista japonesa se posicionó a favor del movimiento contra el racismo tras l muerte de George Floyd a través de una carta remitida a la agencia Reuters.

El mundo del deporte sigue con su implicación ante el problema del racismo tras la muerte de George Floyd a manos de un policía en Minneapolis el pasado 25 de mayo. Las imágenes del asesinato de Floyd han provocado una ola de protestas en Estados Unidos y en todo el mundo que muchos deportistas han secundado.

Una de las últimas en hacerlo ha sido la tenista japonesa Naomi Osaka, que a través de una carta remitida a la Agencia Reuters manifestó su compromiso con la iniciativa #BlackLivesMatter. Osaka hizo hincapié en el gesto que el jugador de la NFL Colin Kaepernick protagonizó en 2016, cuando antes de un partido se arrodilló mientras sonaba el himno estadounidense. Una acción que hizo que el quarterback fuese repudiado por la competición tras la campaña de Donald Trump hacia él.

Por esta razón Osaka pide a la NFL que le devuelva su trabajo a Kaepernick en su compromiso de lucha contra el racismo manifestado por el comisionado de la coemptición Roger Goodell. "Colin Kaepernick ya puso de relevancia este mensaje desde 2016. Ha tenido que pasar una pandemia, una crisis económica y un asesinato delante de las cámaras, todo al mismo tiempo, para que la gente le escuche de verdad. No debería haber sido el camino. Si la NFL quiere mostrar que cuidarle es su prioridad, deberían arrodillarse juntos y devolverle a Colin su trabajo. Que haya gente que ha dicho que como atletas deberíamos ceñirnos solo al deporte me parece insultante".

Osaka también reveló en esta carta por qué se ha unido a este movimiento y anima a que la gente no se quede callada y denuncie estos episodios de racismo. "Soy portavoz porque creo en el movimiento y quiero intentar utilizar mis plataformas para hacer más fácil el cambio. El asesinato de George Floyd y la situación que se ha generado en América me ha afectado mucho. Estar en silencio nunca es la respuesta. Todo el mundo debería tener voz en este tema y usarla".

Osaka también lamentó los insultos que recibió por su apoyo a esta campaña y dice que se los tomó con humor, al tiempo que mostró su ilusión por la expansión de las protestas contra el racismo. "Probablemente no debería leer los comentarios que me trolean, pero es difícil evitarlo. Usar el humor es un mecanismo para dejar en evidencia a esa gente. Llamarle por su ignorancia o racismo no merece la pena. Estoy más triste por ellos que por mí, porque tienen una vida llena de odio e ignorancia que no debe ser fácil de llevar. Hemos luchado desde hace cientos de años y el cambio no llega. Pienso que esta vez hay diferentes sentimientos y energías y las protestas están llegando muy lejos. ¡También hay marchas sobre el BLM en Japón! Eso me hace feliz. Tengo esperanzas en que haya cambios. Seguiremos haciendo campaña por ello y pido un futuro mejor para la próxima generación".