Competición
  • Clasificación Eurocopa

 

Pablo Andújar
Alexander Bublik
1 Set 2 Set 3 Set 4 Set 5 Set
6 6 6 - -
3 4 2 - -

US OPEN

Andújar olvida su infierno: a octavos por primera vez

El conquense batió con mucha solvencia al kazajo Alexander Bublik: 6-3, 6-4 y 6-2. Mermado por las lesiones, llevaba cuatro años sin ganar en un Grand Slam antes de este US Open.

Pablo Andújar US Open 2019
Twitter: @agarciamuniz

"Con fe, esperanza y trabajo te vienen este tipo de cosas", decía Pablo Andújar antes de enfrentarse este sábado a Alexander Bublik en tercera ronda del US Open. Y no se equivocaba, porque el kazajo también cayó (6-4, 6-3 y 6-2) ante el conquense, como ya hicieran antes Edmund, en primera ronda y Sonego, a continuación, y el español está ya en octavos.

Llevaba ya cuatro años sin ganar un partido de Grand Slam Andújar, de 33 años, que en sus mejores tiempos, allá por 2013, llegó a ser 32º del ranking ATP y luce en su palmarés cuatro títulos de categoría 250, el último conquistado en Marrakech el año pasado. Mermado por una lesión en el codo en 2017, que llegó a requerir hasta tres operaciones, se pasó sin jugar casi todo el año y se fue hasta el puesto 1.764 de la clasificación mundial. 

"Yo creía que estaba ya fuera de esto", dijo preguntado por aquel calvario tras vencer a Edmund. Pero ahí está, por primera vez en la cuarta estación de un Grand Slam (su techo hasta ahora eran las terceras rondas de Roland Garros y Wimbledon 2015). Y con bastante autoridad, pues no cede un set desde primera ronda y necesitó poco más de dos horas para tumbar a Bublik, con un gran balance de 38 golpes ganadores por 19 errores no forzados y muy buena resolución en la red (24 de 33 puntos ganados). Ahora le tocará un hueso, el francés Gael Monfils, que ganó al canadiense Denis Shapovalov en un intenso partido por 6-7 (5), 7-6 (4), 6-4, 6-7 (6) y 6-3. Pero Pablo, que en la recta final de su carrera tenía la ilusión de "volver a ser competitivo", ya lo ha conseguido y además en uno de los escenarios más exigentes. Ahora sólo puede "disfrutarlo".

Un selfie con la prensa

"Puedo hacerme un selfie con toda la prensa, es para que lo vea mi mujer, que no se cree que este ya en la sala", dijo en inglés Andújar, antes de hablar con la decena de periodistas que esperaban sus declaraciones. "Estoy tan feliz que puede estar con vosotros dos horas", continuó. "No me esperaba estar en cuarta ronda aquí después de todo lo que pasado. No me lo acabo de creer, es un regalo", reconoció. "Cuando acabó el partido sentí una alegría muy grande, pero estaba en una nube, sin entender que estaba en la segunda semana de un Grand Slam", explicó para añadir con gracia que nunca había visto "tan poca gente en los vestuarios". "Cuando yo juego normalmente hay muchos tenistas por ahí".

Su rival Bublik tuvo un gran detalle con él: "Me dijo que me respetaba mucho y que esperaba que ganara en la siguiente ronda". Pablo dice que no tiene que presionarse: "No soy Nadal, y no soy el favorito cuando juego. Monfils o Shapovalov pensarán que soy una buena ronda, pero no tengo nada que perder y espero tener posibilidades haciendo mi juego".