Mentalidad Imparable

Claves para entrenar una mente ganadora.

Autor: Mónica Pascual
POR
Mónica Pascual

MENTALIDAD IMPARABLE

7 citas imprescindibles para alcanzar una mentalidad ganadora

Nadal, Iniesta, Jordan… Las claves para triunfar en el deporte sintetizadas en siete citas célebres de sus grandes protagonistas

7 citas imprescindibles para alcanzar una mentalidad ganadora
VINCE BUCCI AFP

El deporte es un gran pozo de sabiduría. Más allá de una marca, una victoria o medalla, se esconde un proceso de transformación mental que lleva al deportista de elite a conocer y potenciar áreas de conocimiento que, a primera vista, muchos pueden pasar por alto. No se trata de correr más, saltar más o meter más goles. No es solo eso. Es mucho más complejo y apasionante.

Para muchos deportistas, el deporte no es solo deporte. Es un trabajo de superación complejo, lleno de aprendizajes que completan y preparan su entrenamiento más allá de la competición y de lo estrictamente físico: gestionar el error y la derrota, recuperar el foco y la atención, aprender a ser un equipo, no perder la confianza ni la esencia, fluir durante la competición, huir de la presión y el ruido…

Son conocimientos que forman parte de un entrenamiento mental que converge directamente con el físico. No hay dos entrenamientos separados: hay uno. Lo saben muchos de nuestros grandes deportistas, en activo y retirados. Revisitamos algunas de sus citas célebres que sintetizan a la perfección el trabajo realizado para alcanzar una mente ganadora:

Esta es nuestra selección:

1.- Abrimos el ranking con un imprescindible: Michael Jordan, un jugador eterno que no solo confiesa haber perdido (y no pocas veces), sino que ensalza la derrota como un camino clave para alcanzar el éxito:

“He fallado más de 9000 tiros en mi carrera. He perdido más de 300 partidos. En 26 ocasiones me confiaron el tiro ganador y fallé. He fallado una y otra y otra vez en mi vida. Y es por eso que he tenido éxito”.

2.- Una de las frases más recordadas de Alfredo Di Stéfano habla sobre la fuerza del equipo. Ser un equipo es, de largo, la gran ventaja competitiva de un rival frente al otro, algo que sabía bien el histórico madridista. Un equipo que trabaja por un bien común, potenciando el talento de sus individuos, es su ‘fichaje’ más valioso:

“Ningún jugador es tan bueno como todos juntos”.

3.- Ser fiel a uno mismo, respetar la esencia de tu propio juego, no te convierte en ganador automáticamente, pero sí te hace capaz de todo. Existen deportistas que siguen las reglas y ganan, y otros que las cambian y hacen historia. Este año hemos aprendido que, más allá de la victoria, Jon Rham forma parte del segundo grupo:

"Voy a ser fiel a lo que siento y a lo que tengo en mente. Si hay que pegar un golpe que no sea lo convencional, lo haré, si es lo que creo y me siento capaz de hacer en ese momento, sin dejarme condicionar por la norma".

4.- Un deportista puede perder muchas cosas: un partido, una medalla, una marca. Por perder, puede quedar lesionado y perder semanas, meses, unos JJOO o una temporada. Pero un deportista nunca puede perder la confianza. Sin ella, la derrota gana terreno, como dijo Carl Lewis:

"Si no tienes confianza, siempre encontrarás una manera de no ganar".

5.- La capacidad de foco y atención en el juego de Rafa Nadal es el elemento que le brinda la victoria y que define una brillante trayectoria no exenta de obstáculos. Nadal no deja entrar al rival en el partido porque su atención en el juego es total y su control sobre el ‘aquí y ahora’ un aprendizaje que resume bien en esta frase:

“En un partido, la batalla más encarnizada que libro es con las voces que resuenan dentro de mi cabeza: quieres silenciarlo todo dentro de la mente, eliminarlo todo menos la competición, quieres concentrar cada átomo de tu ser en el punto que estás jugando. Si he cometido un error en el punto anterior, lo olvido; si se insinúa en el fondo de mi cabeza la idea de la victoria, la reprimo”.

6.- ¿Qué sucede cuando un deportista entra en la zona de ‘flow’? Te hablo del estado en el que está entregado con absoluta atención y en el que solo existe el instante presente. En ese estado no hay límites, no hay miedo. No existe la presión. Nada más existe: solo el deportista y aquello que hace. Y cuando eso pasa, todo es posible… algo que conoce bien Andrés Iniesta:

“He tenido la sensación de estar solo con el balón, como cuando ves una imagen a cámara lenta. Es difícil describir el silencio, pero es lo que he sentido. Estaba seguro de que iba a marcar”.

7.- Si quieres convertirte en un deportista imparable, lo primero que debes aprender a manejar es tu mente. El desafío, como decíamos al principio, no está en correr más o llegar antes, sino en lograr un control mental sobre su propio potencial físico. Si no dejamos ‘jugar’ a la mente, el trabajo físico se queda ‘cojo’ y el deportista estancado en algún punto del camino. Un mensaje que centró el trabajo de Brad Gilbert con André Agassi:

“Con tu talento, si mantienes tu nivel de juego al 50% y tu mente al 90% ganarás. Pero si mantienes tu juego al 90% y tu mente al 50% acabarás perdiendo”.

Sin duda, la mente debe ser el músculo revelación de tus entrenamientos en 2021.Recuerda, y aquí mi humilde aportación al ranking de citas: “el cuerpo escucha lo que la mente dice”.

No te olvides de ella en el año que justo empezamos pues será imprescindible para recortar las distancias que te separan de tus objetivos en un año imparable.