Competición
  • Clasificación Eurocopa

La magia del Tenis

Pasión por los cuatro costados

Autor: Carlos Coll Martínez
POR
Carlos Coll Martínez Twitter

LA MAGIA DEL TENIS

¿Cómo podemos jugar al tenis con el calor del verano?

Presta mucha atención a estos consejos para reducir los efectos negativos que pueden provocar las altas temperaturas cuando juegas al tenis.

Alize Cornet tennis heat Australia

Una vez más, como cada año, llega el verano. Las alertas naranjas por altas temperaturas no se hacen esperar y practicar deporte al aire libre durante el día puede llegar a convertirse en una experiencia tortuosa.

Durante el estío, se siguen celebrando torneos de tenis para jugadores de todos los niveles y, por supuesto, no renunciamos a las pachanguitas entre amigos para disfrutar de nuestro deporte favorito. Por eso, hoy vamos a ver de qué manera podemos reducir el impacto del calor cuando jugamos al tenis en condiciones muy cálidas.

Hidratación

Parece una tontería que hagamos hincapié en la hidratación; ya sabemos que nadie va a llevarse un surtido de mantecados a palo seco para consumir durante un partido a 33 grados. No obstante, resulta de vital importancia saber cómo debemos hidratarnos adecuadamente para lidiar con el calor de la mejor manera posible.

  • Bebe antes de que empieces a tener sensación de sed, ya que nuestro cuerpo necesitará líquido antes de que comencemos a estar sedientos.
  • Evita bebidas que contengan alcohol o cafeína, ya que no contribuyen a una correcta hidratación y pueden provocar el efecto contrario.
  • La mejor opción es llevar agua junto con una bebida isotónica; las bebidas carbonatadas (gaseosas) no son una buena elección para reponer líquidos.
  • Trata de mantener tus bebidas fresquitas, ya que resultarán más refrescantes en el momento de consumirlas y, por tanto, te será más fácil mantenerte hidratado.

Vestimenta

La elección de la indumentaria también resulta crucial a la hora de buscar una mejor experiencia dentro de la pista en días calurosos.

  • Utiliza prendas que transpiren y que sean de colores claros para que no absorban tanto calor.
  • Ten a mano unos buenos calcetines que se adapten a tus pies lo mejor posible y que los mantengan secos; un exceso de sudoración reblandecerá la planta del pie y facilitará la formación de ampollas.
  • Colócate una banda en la frente para evitar que el sudor llegue hasta los ojos, ya que el escozor que provoca evitará que puedas estar completamente concentrado en el juego.

Superficies

Cuando hace calor, no es porque los rayos del sol calienten directamente el aire, sino porque lo que se calienta es la superficie terrestre. Por tanto, el calor que desprende la superficie es el que calienta la masa de aire que se encuentra encima. Por ese motivo, siempre y cuando sea posible, es preferible jugar en una pista de tierra batida bien regada que en una pista rápida, ya que la tierra húmeda desprenderá menos calor y, de esta forma, el aire que se encuentra sobre la pista será menos cálido.

Equipo

Para la óptima conservación de nuestras raquetas y sus respectivos cordajes, es recomendable no exponerlas a altas temperaturas. Por eso, trata de no dejarlas al sol durante el partido y de guardarlas en raqueteros que aíslen térmicamente. Tampoco te olvides el equipo metido en el coche, porque la temperatura que se alcanza dentro de un vehículo estacionado a pleno sol puede deteriorar los cordajes considerablemente.

Horarios

Muchas veces, por cuestiones de agenda, no podemos jugar a horas con temperaturas más suaves. En cualquier caso, si fuera posible, trata de reservar pista entre las nueve y las once de la mañana o, si no, a partir de las ocho de la tarde. Todo lo que esté fuera de ese horario implicará sufrir altas temperaturas.