Temas del día

DESCUBRIMIENTO CIENTÍFICO

Alan Turing, hombre Enigma, 'resuelve' los círculos de hadas

Alan Turing, hombre Enigma, 'resuelve' los círculos de hadas

La película ‘Descifrando Enigma’ descubrió al científico que hoy copa las redes por una de sus teorías, confirmada en Australia.

El año pasado, el matemático Alan Turing encontró el reconocimiento que merecía desde hace décadas (el del público; el científico lo tenía de sobra). La película británica ‘Descifrando Enigma’, protagonizada por Benedict Cumberbatch y nominada a ocho premios Oscar (logró el de mejor guión original) versa sobre la historia de este científico y su aportación a los aliados durante la Segunda Guerra Mundial. Este científico inglés fue capaz de escudriñar el ‘cerebro’ de la inteligencia nazi, uno de sus muchos méritos. Otro es dar sentido a patrones naturales como los ‘círculos de hadas’ de Namibia, recién descubiertos de forma similar en Australia.

Turing trabajó desde 1952 hasta que falleció en la biología matemática. Su objetivo principal era entender la relación de los números de Fibonacci en los vegetales. Usó ecuaciones de reacción-difusión que, hoy por hoy, son cruciales en el campo de la formación de patrones. Precisamente eso, patrones, es lo que se distingue en los desiertos en los que se forman círculos áridos rodeados de vegetación. Esas formas hexagonales no se deben a la magia, sino a las explicaciones matemáticas planteadas por Turing.

Los círculos de hada son, en definitiva, un instrumento natural para asegurar la supervivencia en lugares en los que el agua escasea. Stephan Getzin, ecologista del Centro de Investigación Medioambiental Helmholtz, en Alemania, y autor del nuevo estudio recién publicado en la revista PNAS, descubrió recientemente la presencia de estos círculos en Oceanía, muy lejos de los que sí había constancia por parte de la comunidad científica, en África.

Nos referimos a superficies secas en las que la vegetación deja ‘huecos’ en los que no crece y cuya distribución resulta homogénea. Los investigadores empezaron a relacionar este fenómeno natural con los postulados de Turing, la teoría de la formación de patrones, en la década de los noventa.

Sun sets over fairy circles. #Wolwedans #NamibRand #Namibia #fairycircles

Una foto publicada por sweakly (@sweakly) el

 

Gracias al estudio de Getzin, se ha podido confirmar que estos círculos australianos se originan por 'auto organización', sin tener relación con la actividad de insectos como las termitas, como sostenían otros estudiosos. En resumen, en los entornos más áridos, donde los vegetales luchan por el agua, las plantas débiles mueren y las fuertes se recolocan estableciendo los renombrados patrones que planteó Turing a mediados del pasado siglo.

La misma teoría, en nuestros dedos

Investigadores del Centro de Regulación Genómica (CRG) de Barcelona confirmaron hace dos años que la teoría de Turing también explica la formación de los dedos en el embrión. Los científicos demostraron que las proteínas BMP y WNT son efectivamente las moléculas que Turing propuso como responsables de crear los dedos durante el desarrollo embrionario. Turing teorizó que las proteínas se auto-organizan, produciendo un patrón repetitivo de expresión de los genes que determina qué células se convertirán en dedos de pies y manos.

0 Comentarios

Normas Mostrar