FÓRMULA 1

"Esto va a doler..."

Norris asume que el McLaren está "muy atrás" porque falta "carga aerodinámica". El cambio de reglas no ha sentado bien a Woking.

Bahréin
0
Lando Norris y Daniel Ricciardo (McLaren MCL36). Sakhir, Bahréin. F1 2022.
Lars Baron

McLaren era uno de esos equipos que, como Ferrari, pretendía aprovechar el cambio de reglas para auparse a la zona alta de la parrilla. En Monza 2021 hicieron un doblete con Ricciardo y Norris y el inglés logró una pole en Sochi y luchó por la victoria, así que las perspectivas este año eran, al menos, aguantar el tipo como cuarto coche y aspirar a más en circuitos concretos. Pero todo ha saltado por los aires cuando han llevado al MCL36 a la pista y se han encontrado un paquete poco competitivo. La falta de fiabilidad en los frenos fue un señuelo en los test de Bahréin, pero la realidad es que no genera suficiente carga aerodinámica en comparación con los supuestos rivales directos. Y eso tiene una solución más difícil que todavía no han encontrado.

"Nos falta mucho en cuanto a carga aerodinámica. Al volante hay sobreviraje, subviraje, muchas más cosas, creo que este es el problema, necesitamos más tren trasero y delantero. Carga aerodinámica, suena simple pero es difícil encontrarla", resumió Lando después de un 15º puesto en el GP de Bahréin, justo por detrás de su compañero. "La carrera fue muy difícil, estoy seguro de que se vio tan mal como fue en realidad. Es donde estamos ahora, tan simple como eso, y tenemos que acostumbrarnos".

"Claro que durante las temporadas anteriores hubo expectación en el equipo, pero no lo hemos hecho bien de primeras y estamos muy por detrás. No un poco, mucho. Tenemos que empezar de nuevo, entender qué pasa y buscar soluciones. Eso no quiere decir que la semana que viene estemos bien, pero en unos meses hay que saber qué está pasando y mejorar", dice el inglés, que hace pocas semanas renovó con la escudería de Woking hasta 2025. "Esto va a doler, creo que todos necesitamos asumir que va a ser un poco doloroso. Tanto McLaren como yo esperábamos más, pero tenemos que acostumbrarnos y ser optimistas. En Woking pueden hacer que volvamos".

Seidl: "Decepcionante y doloroso"

Al frente del equipo, Andreas Seidl admite el paso atrás. "Ha sido decepcionante y doloroso para el equipo y nuestros aficionados. Analizamos en detalle por qué no somos competitivos y trabajaremos tanto como podamos para encontrar prestaciones en el coche tan rápido como sea posible". En Barcelona parecieron rápidos, cuarto coche, en parte porque resolvieron antes que otros el problema del porpoising. Pero cuando el resto de escuderías han sido capaces de ajustar la altura de sus monoplazas sin riesgo de rebote excesivo, el MCL36 ha comenzado a mostrar sus inmensas carencias. Desde los tiempos de Honda, la progresión de la fábrica fue siempre ascendente. 9º en 2017, 6º en 2018, 4º en 2019 y 2021 o incluso terceros en 2020.