INDYCAR

Remontada y victoria de campeonato de Palou

El español se sobrepuso a un toque en la primera curva que le mandó al fondo del grupo y tras escalar puestos terminó llevándose la carrera que le devuelve el liderato.

0
Remontada y victoria de campeonato de Palou

Parecía que todos los infortunios posibles se le juntaban a Palou en este tramo final de la temporada de la IndyCar. Tras el abandono en Indianápolis por rotura de motor cuando tenía un buen puñado de puntos en el bolsillo y la retirada en Gateway tras ser embestido por Rinus VeeKay, en Portland un toque entre Rosenqvist y Dixon le mandó fuera de la pista en la primera curva. Y como las desgracias nunca vienen solas, Patricio O’Ward aprovechó para ponerse líder. Pero tras salir desde la pole y caer al fondo en los primeros metros, una remontada heroíca de Palou le dio el triunfo en Portland.

El toque, producido en la primera curva por Rosenqvist que tocó a Dixon y echó fuera al poleman, hundió al español en el fondo del grupo, le imposibilitó de disfrutar de su primera pole en la Indy y de una carrera tranquila. Tras el incidente, el equipo Chip Ganassi metió a sus coches, el del australiano y español, en pits, buscando una estrategia a la contra para recuperar el máximo numero de plazas. La recompensa a no rendirse llegó en la vuelta 86, tras un trompo de Pagenaud y la consiguiente bandera amarilla, que dejó a Álex líder, habiendo pasado ya por boxes gracias a la estrategia cambiada. La fortuna pareció querer devolverle al catalán lo que era suyo y se había ganado el sabado en la pista durante el Fast 6 y toda la mala suerte se fue para O’ Ward, a quien el warning le cogió 15º, recién entrado en boxes, lejos de la cabeza y con apenas tiempo ya de escalar.

Tras la relanzada y hasta el final Palou, con Rossi y Dixon detrás, sacó su talento para aguantar hasta la línea de meta y amarrar su tercera victoria del año. "Mantuvimos la cabeza baja y sabíamos que la carrera era muy larga", dijo Palou. "No puedo creerlo. Lo hicimos (con combustible). Los chicos lo lograron. Simplemente me dieron los números y los seguimos. La estrategia fue asombrosa. Creo que la carrera que hicimos hoy fue increíble. No yo, sino los muchachos con la estrategia, el pit se detiene con todo. Aún ganamos, así que estoy orgulloso de eso", agradeció el español a su equipo.

Una remontada de campeón que le acerca un poquito el título de la Indy 2021, que ahora domina con 477 puntos por los 452 de O' Ward, 14º en meta. Newgarden tiene 443 y Dixon, 428. El objetivo está a dos pasos, Laguna Seca y el urbano de Long Beach, pero con cautela, porque como se vio en Portland, esta competición es impredecible y la suerte cambia en una curva o en una bandera amarilla.