NUESTRA MEJOR VICTORIA

Álex, "loco por correr", y Marc se aficiona "a la jardinería"

Encuentro virtual con los hermanos Márquez con las cuatro cabeceras deportivas más importantes de nuestro país, para hablar del confinamiento, de MotoGP y echarse unas risas.

Entrevista virtual a cuatro con los hermanos Márquez para las cuatro principales cabeceras deportivas de nuestro país. Primero fue el turno de Marc y luego el de Álex, con tiempo ante ambos para hablar del confinamiento, del esperado estreno en MotoGP del pequeño, de la evolución del hombro derecho del mayor y para echar unas cuantas risas con los dos, porque no pierden nunca el buen humor que les caracteriza.

Sobre el confinamiento. Marc: “Estoy llevando bastante bien el confinamiento. Sí que es cierto que las dos primeras semanas fueron muy bien, pero ya la tercera y cuarta, como somos deportistas y por tanto muy activos, y además llega la primavera y el buen tiempo, cuesta más. Pero toca ser responsables y dentro de lo que cabe lo llevo bastante bien. Estoy en mi pueblo, con mi hermano en casa, con mi madre, con mi padre y lo llevamos bastante bien. Vamos poco a poco y sí que hay que tener muchas precauciones para que no haya un rebrote”. A Álex, por su parte, le tocó celebrar la semana pasada su 24º cumpleaños confinado: “Pues lo pasé confinado en casa y tranquilo. Por suerte, soy una persona muy sencilla y me gusta estar en casa, así que nada especial. Estuve en casa, con los perritos, un poco de Play y de bici estática, y ya está. Como un día normal, que es lo que me gusta”.

Sobre cómo se imaginan el regreso a la competición, dice Marc: “Personalmente me cuesta imaginar el regreso a la vida normal. Me cuesta pensar cómo serán los pasos, seguramente habrá que seguir los pasos de los profesionales como hemos hecho hasta ahora, pero la gente responsable de ello tendrá que ser muy precisa y, sobre todo, aunque todos queramos correr más, para volver a una situación normal tendremos que tener una serie de precauciones. Volver a la normalidad en todos nuestros aspectos o ámbitos irá para largo pero dentro de medidas estrictas vamos a ir poco a poco. Se irán abriendo sectores y está claro que el deporte que nos toca a nosotros no es vital, porque no es vital para la vida, pero no deja de ser importante así que habrá que ir con precaución y sin prisas que es lo que más pedimos”. Y Álex: “Es difícil de imaginar en estos momentos por cómo está todo y por cómo está el mundo en general. Puede haber muchos escenarios diferentes e imaginarse uno ahora mismo es difícil. Es difícil también mover a tanta gente como somos en el paddock. Hay tantos factores que pueden cambiar, como estar confinados todos en un país o movernos todos juntos, que es difícil de imaginar, pero deseando que, cuando sea el momento y Dorna tome la decisión de volver, pueda haber carreras y se garantice la salud de todos los que estamos en el Mundial. Somos como un circo, porque vamos de carrera, se monta el box y al acabar el domingo se recoge y nos vamos a otro país, pero que sea con seguridad para todos los que estamos ahí dentro”.

Lo que ellos tampoco saben es cuándo llegará la hora de volver a la acción. “Yo sé lo mismo que sale en las noticias. Creo que ni la propia Dorna sabe cuándo podrá volver MotoGP, porque ni los propios expertos saben la evolución de este coronavirus. Sólo saben controlarlo a base de medidas estrictas, pero está claro que el deporte quiere volver a la normalidad, pero no es vital, así que toca tener mucha precaución. Seguro que Dorna y MotoGP harán lo posible para regresar cuanto antes. Honestamente hablando, desde mi punto de vista personal, creo que hasta después del verano será difícil”, dice el campeón de MotoGP. Para el de Moto2, sería importante tener una fecha de regreso en la que concentrarse, pero acepta las cosas tan como son: “Sería lo suyo, pero es de entender que no haya una fecha. Nadie sabe cuándo esto va a acabar o va a haber una vacuna o se puede garantizar la salud de todos. Es normal que no haya. Se estima agosto o septiembre, más o menos. Aún queda mucho y hay que seguir entrenando, con mantenimiento, y estar preparados, porque puede darse la situación de que en dos semanas empezamos y hay que estar preparados al cien por cien”.

Otro asunto que ambos abordaron fue la posibilidad de correr a puerta cerrada. Ambos lo harían sin problemas. “Está claro que sería una situación muy especial, una situación extrema, pero yo creo que si le das a elegir al aficionado qué quiere, bien que no haya deporte o que haya deporte por televisión con las gradas vacías, está claro que como deportista prefieres el ambiente ya que al final corres por esos aficionados que vienen al circuito, por el ambiente, sobre todo en los grandes premios de España, en donde notas todo el calor y todo el empuje que representan, pero yo creo que si les das a elegir al aficionado, mal que mal, queremos el espectáculo por televisión. Si hay que correr a puerta cerrada yo estaría dispuesto a ello. No pasaría nada porque sé que ese espectáculo llegaría a todo el mundo a través de las televisiones”. Y Álex: “Para mí no es ningún problema. Sería como un test pero en un GP. Lo importante es que haya carreras y que les podamos entretener un fin de semana en la tele. Será extraño un GP sin público, porque es un show y nosotros corremos para los aficionados y los fans, pero también lo disfrutan desde casa y, si hay carreras lo antes posible, mejor”.

Al preguntarle al mayor qué le dice a los que piensan que es el gran beneficiado con el aplazamiento de las carreras por como llegaba físicamente a Qatar, asegura que “si analizamos la situación, cuando se pospone una carrera cuando tú estás tocado físicamente, indirectamente, te está beneficiando, pero si sé lo que se nos venía encima hubiese preferido correr de cualquier manera o incluso peor. Tampoco estábamos tan mal y en la primera carrera no hubiésemos estado lejos o incluso en el podio. Está claro que viendo lo que se ha venido encima, incluso estando lesionado, habría preferido saltarme dos carreras y luego seguir normalmente el campeonato, pero la situación es la que es y yo, lógicamente, estoy entrenando y mejorando para olvidar este hombro y centrarme en lo mío, pero estamos a la expectativa. Si me preguntas si hubiese preferido empezar el campeonato tocado y no estar en esta situación ahora, hubiera preferido empezar tocado”.

Al hilo de lo que comenta, le dijimos a Marc que en el debate en AS con Carmelo Ezpeleta y Pol Espargaró salió el asunto de Sepang 2015, el de su importante rifirrafe con Rossi, y que Ezpeleta dijo que ya le gustaría tener ahora un lío como el de Rossi y Márquez de 2015, que aquello comparado con lo que se está viviendo ahora mismo es una balsa de aceite. Marc, sonrió, y dijo: “Hombre, por supuesto, por supuesto. Está claro que son cosas deportivas, cosas que pasan en el deporte y que se quedan allí y que luego mediáticamente llegan a más sitios, pero no se acaba el mundo. Con el coronavirus no se va a acabar el mundo, pero se va a morir y ha muerto mucha gente. También está sufriendo mucha gente las consecuencias y por eso directa o indirectamente lo estamos sufriendo todos. Lo que pasa en lo deportivo es completamente secundario comparado con lo que estamos viviendo ahora”.

Otro asunto que salió a colación fue el mercado de fichajes. Álex sólo tiene firmado un año con Honda y se le preguntó si le daría tranquilidad que Honda decidiera renovarle ya. Su respuesta: “Tranquilidad la tienen los que tienen contrato ya firmado, que son los que lo han anunciado y seguro que hay alguno más y que todavía no lo ha dicho. ¿Tranquilidad o no? Yo lo único que estoy deseando es que vuelva esto a empezar. Yo tengo que demostrar que me merezco estar en ese sitio, que merezco la renovación, y sólo estoy deseando empezar e ir a las carreras, para hacer buenos resultados, que es la única baza para poder renovar con el Repsol Honda”. Y se le preguntó también si su hermano Marc le consultó algo sobre su renovación de cuatro años: “Muchas cosas las hablamos aunque cosas del contrato muchas veces no. Hay cosas que no sabemos del contrato de cada uno, pero sobre los cuatro años claro que hablamos. Nos ponemos en situación y yo lo que le dije si está a gusto, si está bien, y la consideración que le tiene la fábrica, por qué no vas a firmar cuatro años. Está en su casa, son los que le dieron la oportunidad de subir directamente de Moto2 al equipo oficial y hay que ser agradecido. Los cuatro años les hace ganar a las dos partes”.

Al comentarle al novato de MotoGP si le vendría bien una renovación automática con Honda sin correr este año, dice: “No sé. Ya he dicho que puede haber muchos escenarios. Lo que yo quiero es correr y ganarme la renovación con resultados. Una renovación sin carreras no es lo suyo. No es así. Como piloto, no me gustaría. Puede darse esa situación, pero ojalá que no y que tengamos muchas carreras este año. Y si hay que empalmar con el 21 yo soy el primero que dice que sí, que no hay ningún problema. Es nuestro trabajo y nuestra pasión. ¿Por qué no estar un fin de año de carreras? Pues mira, lo celebraríamos allí. Ojalá haya carreras y pueda ganarme esa renovación en pista, que es donde más me gusta”.

Marc ve el mercado así en estos momentos: “Es difícil la situación. En mi caso había renovado por cuatro años con Honda, una propuesta arriesgada por ambas partes pero yo creo que acertada y que afrontamos con mucha ilusión. Sí que es cierto que hay muchos pilotos que aún no han firmado el contrato y que tienen que demostrar sus posibilidades, entre ellos mi hermano. Eso ya os lo explicará él, pero todos los pilotos que tienen que demostrar en MotoGP, en Moto2 o en Moto3 los equipos también tendrán que tener un poco de tacto, no lo sé, o intentar tener la mente más abierta porque también una de las opciones que se ha adoptado ha sido la de congelar el reglamento técnico de las motos en 2020 y 2021. Creo que eso es un acierto porque el presupuesto de los equipos lógicamente se verá afectado con este virus y por qué no hacer algo así con el contrato de los pilotos, congelar el contrato como si este año no hubiese pasado pero, como son cosas que no están en mis manos, estoy tranquilo en este sentido ya que lo tengo todo firmado. Lógicamente, estoy con ganas de correr y competir ya que es ahí donde puedes demostrar tu valor y tu nivel”.

Preguntado el campeón de la clase reina cómo se recupera un hombro de forma virtual, aseguró lo siguiente: “Llegamos a un punto antes del test de Qatar que a nivel de fisioterapeuta trabajábamos, pero pude trabajar las últimas semanas antes del test de Qatar relativamente poco. Al final eran muchos ejercicios, pero con la lesión del nervio… El nervio es tiempo, es espera. Por mucho que lo trabajes a nivel de fisioterapia no mejora antes, así que tocaba esperar y hacer ejercicio para fortalecer las otras partes del hombro y con este tiempo, durante estas semanas, el nervio se ha ido activando y voy cogiendo fuerza y cada semana y media o dos semanas le voy mandado vídeos a Carlos (su fisio), que va controlando. Yo no me doy cuenta, pero él va controlando la evolución de la musculatura”.

En cuanto a lo más insólito que han hecho en estos días. Marc, muestra un quemazo en su antebrazo derecho fruto de su inexperiencia en la cocina, y dice: “He estado mucho en el jardín. Esto yo creo que es una ventaja de poder vivir en el pueblo y ya lo dije en un directo, que era una de las grandes cosas de no vivir en la ciudad y no en un piso. Honestamente, si te puede dar un poco el sol es bueno y por eso me he aficionado bastante a la jardinería, pues es una cosa que tenía bastante olvidada durante el día. El jardinero, como tampoco podía venir, hemos ido haciendo entre mi hermano y yo, y también con mi padre”. Álex, por su parte, cuenta esto: “Lo peor es no poder ir en bici por el campo y el rodillo lo odio bastante. Estoy de rodillo hasta arriba. Antes, cuando hacía frío algún día, pues me ponía a hacer rodillo pensando en que ya saldría al día siguiente, pero ahora ya, haga frío, nieve o lo que sea, siempre saldré con la bici y aparcaré el rodillo. Lo voy a dejar aparcado. Y lo más insólito que he hecho es que me corte el pelo mi hermano. Me lo dejé hacer y se lo tendré que cortar yo a él al final. ¿Si he cocinado? Cocina mi madre, aunque un día le ayudé a hacer la masa de pizza. Eso es lo más insólito que he hecho, pero salió mal. (Risas). Luego nos pasaron una receta y salió algo mejor”.

Marc contó también cómo se le ocurrió en el corte de pelo que le hizo a su hermano coger un plumero para quitarle el pelo: “Hemos tenido mutuamente la suerte de poder vivir el confinamiento con alguien con el que te llevas tan bien, como es tu hermano, y en este caso se lleva mucho mejor. Sí que hubo un momento, de los dos, en la tercera semana, que tenías esas ganas de salir pero pensando fríamente tuvimos que analizar cómo hacerlo para seguir con el confinamiento, pues tienes que vivir de forma positiva ya que todos queremos salir y al final hicimos varias cosas juntas. Una de ellas es el cortarnos el pelo, pero el plumero llegó de las manos de mi madre. A él le picaba el pelo y le pedí a mi madre algo para quitárselo y como estaba al lado quitando el polvo me dio el plumero tal cual. Yo todavía tengo el pelo largo pero es que no me ha convencido de entrada, pues cuando tú vas con la maquinilla (se oye a su hermano decir 'quid pro quo'). Yo le dije que se lo cortaba bien, pero cuando le tocó a él empezó que cómo se hace y esto qué es, y ya me entraron las dudas”.

Volviendo a Álex, si hay alguien que tiene ganas de volver a subirse a la moto es él, para estrenarse en MotoGP: “Esto hubiera podido suceder otros años y ojalá no hubiera sucedido en ninguno. Es así, pero está claro que a ganas de empezar no me gana nadie. Eso seguro. Estoy deseando de empezar. Equipo nuevo con gente nueva y tienes ganas de ir de carreras para ir adaptándote, seguir conociéndote e involucrándote en el proyecto, porque eso es lo más importante. Estar parado, y más para un rookie en MotoGP, fastidia y es un hándicap grande para cuando volvamos a empezar, pero no queda otra que tener paciencia. Ahora la prioridad es que todo se resuelva y podamos volver a tener carreras”.

Y sobre respecto a quién tiene más ganas de medirse en la pista, respuesta imaginable: “Con el que gane esa carrera, porque querrá decir que estaremos luchando por la victoria. Eso sería mucha señal. Con muchos de los que hay ya he compartido pista y luchado por campeonatos y por muchas carreras, como Miller, Rins, Mir, Bagnaia y otros, pero un duelo con Marc sería muy bonito y algo de lo que tenemos muchas ganas. Eso sería buena señal”. Otra cosa es que le pueda ganar: “He corrido con él en 50cc o iniciación, yo empezaba y él estaba en su último año. Él ganaba y yo iba como podía, con el objetivo de no caerme, que es lo primero que haces cuando eres pequeño. ¿Para ganarle ahora? Cualquiera y yo lo tenemos que tener todo de cara. Tener un buen día y ser muy competitivo. Ganarle un campeonato es muy complicado porque a día de hoy es el más completo, que es lo más difícil. Ya se ha visto que se le pueden ganar carreras, porque todo el mundo puede tener un mal día y hay muchos factores en un GP, desde que gomas trae Michelin a qué condiciones hay. Como todos los humanos, siempre puede tener un mal día, y esas oportunidades con Marc hay que aprovecharlas”.

Sobre lo primero que harán cuando acabe el confinamiento, Álex lo tiene muy claro: “No lo hemos hablado, pero se imagina y es coger las motos de motocross, de flat track o de lo que sea, y disfrutar no sólo una mañana sino un día entero de motocross, con una buena comida y con los amigos, para pasar un buen rato”. Y tan claro como eso tiene que no cambiaría sus títulos de Moto3 y Moto2 por una victoria en MotoGP: “No, no, no. No porque de las victorias, al cabo de unos años, nadie se acuerda, y de los títulos sí se acuerdan. Los títulos quedan para siempre. Ganar un título es que has sido el mejor del mundo en esa categoría durante todo un año. Un título tiene mucho más valor”.

Para terminar, AS le preguntó a Marc si se sentase ante el genial David Broncano y le diera a escoger entre cuánta pasta tiene en el banco o cuánto sexo ha practicado en el último mes... ¿Qué pregunta elegiría contestar y, por supuesto, que contestaría? Esto dijo: “Pues mira, ¡Lo tengo fácil! Sexo, y cero el último mes, que estoy confinado en casa”.

Al contarle a Álex que su hermano ya nos había dicho que lleva todo el mes a dos velas y preguntarle a él cómo lleva la falta de relaciones también se partió de risa y contestó: “Pues como todos los solteros del mundo. (Más risas). Hay que llevarlo y no queda otra. Con ansiedad, ¿eh? (Más risas). Es broma, es broma. Como todos los solteros del mundo, hay que aguantar y esperar”. Y al comentarle si echaba muchas fichas de manera virtual, concluyó: “No, no, no. Intento no estar mucho con el móvil, porque si no estaría todo el día ahí, no sólo hablando de esto sino también de WhatsApp con amigos, así que intento desconectar bastante de móvil y de redes”.