Estás leyendo

Stewart-Hill, reyes del doblaje: triunfo con 2 vueltas de ventaja

F1 | LA INTRAHISTORIA

Stewart-Hill, reyes del doblaje: triunfo con 2 vueltas de ventaja

Stewart-Hill, reyes del doblaje: triunfo con 2 vueltas de ventaja

El escocés ganó con esa ventaja en el GP de España de 1969 y el británico, hijo de Graham, repitió hazaña en el GP de Australia de 1995.

Hamilton y Vettel, Vettel y Hamilton. El duelo entre el de Mercedes y el de Ferrari es el gran atractivo de 2017 y su dominio alterno parece que continuará toda la temporada. En el GP de España libraron una sensacional batalla que terminó con el tercero del podio, Ricciardo, a 1:15.820. Es decir poco más de ocho segundos y el de Red Bull también habría acabado doblado. Semejante diferencia de rendimiento quizá pueda parecer histórico, pero como siempre en un certamen con 68 años de historia hay que irse a los datos para descubrir los verdaderos hitos.

El buen aficionado, y ya rondando al menos la cuarentena, recordará el maravilloso GP de Europa de 1993 disputado bajo un aguacero en Donington Park. Ayrton Senna realizó una exhibición que demostró por qué siempre le acompañó el apelativo de 'Rain Man' (Hombre de la lluvia). El añorado brasileño venció con 1:23.199 sobre Damon Hill, el único de los pilotos en pista que no fue doblado por el genio de Sao Paulo. Para la historia quedó además la anécdota que logró la única vuelta rápida en la F-1 conseguida pasando por el pit lane. En la vuelta 57, Senna entró a boxes pero en McLaren Ford no estaban listos. Siguió sin detenerse y logró la vuelta rápida de la carrera.

Hill presenció la exhibición y dos años después igualó la victoria más contundente de la historia del Mundial el día que Sid Watkins obró el milagro y salvó la vida a Mika Hakkinen que años después fue bicampeón. En la última carrera en Adelaida del GP de Australia, el hijo del gran Graham, se impuso tras doblar a todos los participantes... dos veces. Accidentes, abandonos y rocambolescos sucesos solo permitieron terminar a ocho coches. Hubo 16 abandonos y el segundo en meta, Olivier Panis, llegó a duras penas a meta con el motor Mugen Honda de su Ligier a punto de explotar. Damon emuló en 1995 el triunfo más rotundo que había sucedido en la F-1.

El GP de España de 1969 se celebró en Montjuic, sucediendo a Pedralbes, en un majestuoso circuito urbano de tres kilómetros y casi ochocientos metros urbano situado en el parque de la montaña de Barcelona que abandonó el certamen seis años después tras la tragedia de 1975 cuando el monoplaza de Rolf Stommelen impacto contra las vallas y mató a cinco espectadores. Volviendo a 1969, Stewart se aprovechó de la poca participación, solo 14, y roturas y colisiones que únicamente permitieron finalizar a seis. Dobló a todos dos veces siendo segundo Bruce McLaren. Esa carrera significó el final de los enormes alerones típicos de finales de los 60 por su escasa seguridad.

0 Comentarios

Normas Mostrar