MOTOCICLISMO

Aleix Espargaró: "Sueño con acabar el quinto de MotoGP"

El campeón CRT de los dos últimos años se ha destapado en el test de Sepang como la mejor moto Open, al lograr con su FTR Yamaha un fantástico cuarto.

0
Aleix Espargaró: "Sueño con acabar el quinto de MotoGP"
MOTOGP.COM MOTOGP.COM

-Vaya test de Sepang espectacular que ha hecho y no sólo por ser la mejor moto Open. Acaba cuarto, rodando en 1:59, a sólo 0.4 de Márquez y por delante de un montón de motos Factory...

-Estoy muy contento de cómo hemos arrancado este proyecto, de lo bien que ha empezado.

-¿De verdad que no se trata de un error de la tabla de tiempos ni de que encontrara algún atajo?

-(Se ríe). No y, de hecho, estuve más contento el primer día del test aún acabando algo más atrás, porque ese día sí que era todo una incógnita y ya logré ir muy rápido. Aquello sí que fue una sorpresa y luego lo que he hecho ha sido ir mejorando, sabiendo que podía ir más rápido y que el potencial de la moto es muy alto. 

-¿Cómo ha transcurrido el mejor test de pretemporada de toda su vida?

-El primer contacto con la moto es muy importante y en Sepang teníamos muchas cosas nuevas, porque lo que dije que no me gustaba de la moto se ha cambiado, se ha trabajado mucho con la electrónica (la Magneti Marelli que proporciona el promotor) y aquí me han llegado la suspensiones Öhlins buenas. Nada más subirme disfruté mucho. Sabía que la moto era buena y los tiempos han salido.

-Cuéntele a la gente cómo es su Yamaha Open o carreras cliente y qué diferencias tiene respecto a la Factory.

-Ahora se está hablando mucho de que si mi moto es una Open o una M1, pero la verdad es que mi moto tiene un chasis, un basculante y un motor Yamaha, concretamente del año pasado, la que usó Crutchlow al principio. Y todo lo demás, electrónica, airbox, carenados, estriberas y semimanillares lo ha hecho FTR y no Yamaha. Esa es la diferencia y también que yo no tengo la electrónica de los oficiales, que es lo que marca la diferencia, sino la Magneti Marelli.

-Y dispone de 24 litros de combustible en lugar de 20, de 12 motores abiertos en lugar de cinco sellados y un neumático extra blando...

-Sí. Las Open siempre dispondremos de un neumático trasero un step más blando del que tengan las Factory. Creo que hay seis gomas en total y Bridgestone traerá dos a cada circuito. Digamos que la 6 es la más dura y la 1 la más blanda, así que si a un circuito traen la 3 y la 4 yo dispondré de la 2 y la 3, un neumático más blando que ellos.

-Respecto a la ventaja de disponer de 12 motores abiertos, que permiten evolución durante el año, ¿significa eso que le puede llegar también el cambio seamless en un momento dado y si, por ejemplo, sus resultados son tan buenos como en este test de Sepang?

-Ojalá, pero creo que no, porque mi hermano es piloto oficial, con contrato con Yamaha fábrica, y aún no lo tiene y no sabe cuándo lo va a tener. Es un poco como el arma secreta de Yamaha, el secreto mejor guardado, y no creo que nos lo den a nosotros. Además, aunque por reglamento disponemos de 12 motores creo que sólo usaremos tres o cuatro. Yo voy a luchar por estar lo más cerca posible de las motos oficiales y ojalá algún día les convenga ayudarme con el seamless o con lo que sea, pero lo veo difícil.

-Con tanto como dio que hablar su cambio del equipo Aspar al Forward, ¿siente que ha acertado de lleno?

-Por supuesto. Estoy muy contento. Todo el mundo me criticaba y no era una decisión fácil, pero parece que hemos acertado tanto con el equipo técnico como con la moto y es mejor que la Honda.

-¿Qué le supone verse pegado a los nombres de Rossi o Lorenzo y por delante de otros ilustres?

-Pues estoy muy contento y es la primera vez desde que estoy en MotoGP que cuento con una moto competitiva, así que voy a aprovecharlo al máximo.

-¿Sabe ya qué objetivo se va a marcar esta temporada?

-Acabar tantas carreras como pueda justo por detrás de las dos Yamaha y las dos Honda oficiales. El objetivo es acabar lo más adelante que se pueda y eso creo que puede ser el quinto o el sexto. 

-Eso es mucho.

-Más que objetivo, acabar quinto el Mundial es mi sueño. Hoy estamos ahí, muy cerca de los mejores y delante de buenos pilotos. Sé que es difícil, pero también asequible.

-¿Cómo ve el panorama en general?

-Márquez ha estado increíble, por lo que hace y por la manera en que lo hace. El tiempo del miércoles, que ya fue estratosférico, lo hizo cuando hacía mucho calor en la pista y más patinaba. Aún así hizo 1:59 y está claro que todo indica que tendremos que luchar todos contra él.

-¿Es preocupante para Lorenzo la ventaja con la que Márquez ha comenzado sobre él?

-No creo, porque Jorge ha demostrado durante tanto tiempo que es muy trabajador y estará más cerca, pero la referencia va a ser Marc.

-Respecto al duelo con su hermano Pol, de momento le está mojando la oreja. ¿Le chincha mucho?

-(Se ríe). No, nada. A Pol siempre le ha costado mucho adaptarse a las motos nuevas y, en cambio, con esta está yendo muy rápido desde el principio. Hace algunos errores que me recuerdan a los que yo hacía cuando venía de Moto2, como querer frenar muy tarde la moto, estilo Moto2, y la Yamaha es una moto que hay que dejar correr en el paso por curva. Le veo muy seguro encima de la moto y lo hará increíble.