Ya disponible gratis

Dragon Ball Super: drama y épica en el último capítulo; se acerca la gran batalla final

El capítulo 63 de Dragon Ball Super, que se puede ver en Manga Plus, tiene como protagonista a Merus, que llega para una misión final para salvar a Goku.

El último capítulo de Dragon Ball Super, número 63, está ya disponible para verse en la aplicación Manga Plus de manera totalmente gratuita. En él, tal y como nos dejó el episodio 62, esperábamos a ver qué pasaba con la llegada de Merus, el patrullero intergaláctico que a su vez también es, como Whis, su hermano mayor, un ángel. Merus ha estado entrenando a Goku para que dominara el Ultrainstinto, algo que el saiyan no acabó consiguiendo. Pero ahora que todo el planeta y la galaxia está en peligro por Moro, uno de los villanos más malvados que recordamos en toda la franquicia, Merus decide actuar. A partir de aquí tendréis spoilers sobre el capítulo.

El capítulo empieza con Merus preparado para hacer frente a Moro, que tras absorber a Siete Tres es simplemente imbatible y ha dejado al borde de la muerte a todos los guerreros Z:  Vegeta, Goku, Gohan y Piccolo. El combate es espectacular, con Merus plantando cara al todopoderoso Moro mientras usa una especie de palo con que se alarga, como la mítica arma de Goku. De hecho, Merus esta pendiente de luchar siempre con esta arma para que se entienda que lo hace como Patrullero Intergaláctico.

El ángel de Son Goku

El motivo es que si desata todo su poder como ángel, acabará desapareciendo: los ángeles son figuras neutrales que no pueden posicionarse a favor del bien ni del mal, pero Merus ha despertado dentro de sí un sentido de la justicia gracias al trabajo de la patrulla en la que está y también a la actitud y filosofía de Goku, a quien estuvo entrenando en capítulos anteriores. De hecho, tuvo que dejar de hacerlo porque ponía en peligro su existencia por lo mencionado anteriormente.

El combate transcurre con espectacularidad y de hecho, Moro no puede con Merus. Cuando Goku está recuperado gracias a Dende, que se ha acercado al lugar de combate para regenerar la vida de sus compañeros, Merus empieza la ofensiva final pensada para que Goku pueda desatar, por fin, el Ultrainstinto.

El adiós de un luchador impresionante

Es entonces cuando Merus hace aparecer el báculo que llevan todos los ángeles como Whis y lo usa para debilitar a Moro destruyendo las esferas que le permiten usar el poder de copiar las técnicas de los demás personajes. Una vez cumplido su objetivo, empieza a desvanecerse pidiéndole a Goku que controle el Ultrainstinto, ya que así podrá defender a la Galaxia. El objetivo de Merus, por lo visto, era por un lado debilitar a Moro y por el otro, dar el último empujón a Goku para conseguir su estado más letal. El adiós de Whis, su hermano, a Merus, es algo frío. Se deja entrever que sabía que iba a pasar esto, y acaba conluyendo: "Era un hermano menor torpe".

En el próximo capítulo se espera que Goku desate el Ultrainstinto. ¿Será suficiente para vencer a Moro? Veremos, ya que las resoluciones de todas las batallas en Super nunca han sido como se podía prever y todavía tenemos por ahí a Vegeta, que ahora recuperará fuerzas y se presupone que ha aprendido nuevas técnicas en Yadrat.