Impresiones tras jugarlo

Captain Tsubasa: Rise of New Champions; lo hemos jugado

Jugamos a Captain Tsubasa: Rise of New Champions, el nuevo título de Oliver y Benji de Tamsoft Corporation y Bandai Namco para PS4, PC y Nintendo Switch.

Un día después de recibir la noticia de que Oliver y Benji regresan con un nuevo videojuego: Captain Tsubasa: Rise of New Champion (para PS4, PC y Nintendo Switch) Bandai Namco nos ofrece la posibilidad de salir al campo de juego y volver a sentir la pasión que muchos sentimos cada vez que escuchábamos la mítica canción introductoria del anime o veíamos uno de los legendarios chutes a puerta de los protagonistas de la saga. Durante algo más de media hora, pudimos ponernos a los mandos del nuevo título de Captain Tsubasa y a continuación os traemos nuestras impresiones al detalle.

Presentación del título, modos de juego y más: ¿qué sabemos?

Yōichi Takahashi, mangaka creador de Captain Tsubasa, aparece en pantalla para introducir el nuevo juego de la saga que nos ocupa. En 1981 creó una serie de manganime que se convertiría en la favorita de toda una generación y en un fenómeno de los 90. Como no podía ser de otra manera, el fútbol de Oliver y Benji acabaría por hacerse un hueco en el mundo de los videojuegos. Después de acumular un número considerable de entregas a lo largo de su historia, los últimos títulos que recibimos estaban destinados a dispositivos móviles. Por ello, la noticia de la llegada de una nueva entrega a consolas y PC gustará a todos aquellos seguidores de la saga, ya sea desde sus inicios o desde un punto posterior en su historia.

Captain Tsubasa: Rise of New Champions es un título Arcade de fútbol que nos permitirá jugar un Modo Historia (del que todavía no conocemos detalles), un Modo Versus (llamado por el momento “Modo sofá” dentro del juego, con la posibilidad de reunir hasta 4 jugadores de forma local) y un Modo Online. En nuestra sesión de juego pudimos probar tan solo el Modo Versus local (1vs1), en el que nos enfrentamos a un compañero en dos partidos con tal de determinar quién se alzaba con la victoria.

Los equipos disponibles en la demo eran el Instituto de Secundaria Nankatsu y la Toho Academy. Como sabréis, en el primero juegan los míticos Oliver (Tsubasa Oozora) y Benji (Genzo Wakabayashi), mientras que en el segundo podemos llevar a jugadores legendarios tales como Marc Lenders (Kojiro Hyuga).

Lo primero que nos advieron desde Bandai es que la demo que tuvimos entre manos era una build temprana del título, por lo que todavía quedan por añadir y pulir muchos detalles. Por ejemplo, una vez que salimos al campo y el silbato suena, comprobamos que no hay árbitro que regule el comportamiento de nuestros jugadores, por lo que por ahora podemos jugar de forma más agresiva sin preocuparnos por que nos saquen una roja.

A pesar de no disponer de un amplio abanico de opciones para probar todos los modos y elementos que presenta el título, esta pequeña prueba nos sirve para empezar a comprender cómo se siente el título en lo jugable y para comprobar que se trata de un título con diversas capas de profundidad. Cualquiera puede ponerse a los mandos y disfrutar de un partido, pero pocos podrán llegar a dominarlo hasta el punto de ser invencibles. Con tal de establecer una comparativa, podemos decir que es algo similar a lo que ocurre con Dragon Ball Z Kakarot, título de lucha que cualquier jugador puede disfrutar pero no todos pueden dominar al 100%.

Jugabilidad: un campo de tamaño realista y tiros a puerta épicos

Un detalle que no se conserva de la serie (y lo agradecemos) es el hecho de presentar un campo de fútbol infinito. En el juego tiene un tamaño normal y desde que suena el silbato de inicio del partido hasta que acaba, lo recorreremos arriba y abajo sin parar. En la prueba no pudimos modificar ningún ajuste del partido, por lo que la duración total del mismo quedó en unos 14 minutos aproximadamente.

Aquellos que tengáis experiencia en otros juegos de fútbol notaréis que este es algo más sencillo y menos pulido y realista. Aun así, creemos que esto queda compensado por aquellos puntos en los que destaca y lo hacen único: los movimientos especiales. Cada uno de los jugadores titulares y capitanes mantiene sus tiros a puerta épicos, que conocemos del anime clásico. La “catapulta infernal”, el “tiro del tigre” o el “tiro del águila” regresan y os podemos asegurar que resulta muy satisfactorio marcar gol, especialmente si usamos estas técnicas.

Las animaciones que Tamsoft ha creado para el juego destacan especialmente en estos momentos clave del partido, que conservan la esencia del anime clásico a la par que innovan para acercarse más al estilo de animación actual. Captain Tsubasa: Rise of New Champions no busca tener un apartado gráfico realista, ni mucho menos, sino ser un título de fútbol con estética anime que destaque por sus orígenes, cargados de nostalgia y buenos recuerdos.

En cuanto a los controles, encontramos los habituales en un título de fútbol: stick izquierdo para movimientos generales, X para pase corto, redonda para pase largo, triángulo para pase al hueco y cuadrado para ejecutar los tiros. También tenemos R1 para los regates sencillos y R2 para los movimientos de placaje y regates más fuertes. En cuanto al D-Pad, se utiliza para usar y modificar diversas tácticas.

Más allá de esto, debemos vigilar la barra de stamina, que irá disminuyendo a medida que los jugadores se cansen al correr y esprintar, ya que en caso de estar poco cargada puede afectar negativamente a la eficacia de nuestro tiro. Por ejemplo, si hemos consumido la barra de resistencia por haber hecho un sprint para llegar al área del equipo contrario, por mucho que carguemos nuestro tiro al máximo le daremos muchas más opciones al portero de pararlo, ya que no llevará toda la potencia que le otorgaría una barra de stamina cargada.

Por este motivo, la estrategia es una parte esencial de cada partido. Todo buen aficionado de este deporte sabrá lo clave que resulta efectuar un pase directo a aquel jugador desmarcado que tiene la portería delante, saber cuándo ha llegado el momento de pasar a la defensiva para asegurar los puntos que llevamos de ventaja en el marcador y demás. Todo lo que llevamos aprendido lo podemos emplear en Captain Tsubasa. En cuanto a los jugadores más inexpertos que lleguen al juego sin haber tocado un FIFA, PES o derivados en un tiempo: no os preocupéis. La obra de Tamsoft ofrecerá muchas herramientas a los recién llegados para acostumbrarse a los controles y forma de pensar de un juego de fútbol como el que nos ocupa.

Antes de cerrar el apartado de jugabilidad debemos mencionar la función de los porteros. En general funcionarán de forma autónoma y serán capaces de parar tiros sencillos a puerta de forma automática. Por ello, nuestro control sobre ellos se limita a los saques desde portería y a aquellos momentos en los que les pasamos la pelota con otro de nuestros jugadores con tal de que ejecuten un pase largo (que puede llegar hasta medio campo), por ejemplo.

Eso sí, durante nuestros partidos no llegó a iniciarse ningún penalti ni situaciones similares en las que el portero tiene un papel más relevante, por lo que no podemos afirmar que estos jugadores funcionen de forma totalmente autónoma también en situaciones así. Dónde sí vimos lucirse a los porteros de ambos equipos es al tratar de parar los tiros a puerta especiales. Sobre todo cuando éstos se ejecutan cargados al máximo y desde el interior del área, son prácticamente imposibles de detener.

Rendimiento técnico por pulir y un futuro prometedor

Durante nuestra sesión de juego no experimentamos ningún bug ni error grave más allá de observar movimientos extraños en los jugadores que no estábamos controlando y, en general, una necesidad de pulir ciertos detalles. Al tratarse de una build temprana del título, vimos diversos aspectos en los que el juego podría mejorar y otros que claramente deben añadir antes del lanzamiento. Un ejemplo es el mencionado árbitro, que marque las faltas que hagamos. Sabemos que llegará, puesto que al terminar el partido podemos ver sus estadísticas tales como el índice de posesión del balón, los tiros realizados, los movimientos especiales completados y más. Aquí también podemos comprobar que aparecen “faltas y saques de falta”, por lo que ese ausente árbitro acabará llegando al juego en su versión definitiva.

Ya que se trata de una demo y todavía queda para que llegue el lanzamiento definitivo, confiamos en que desde Tamsoft sepan detectar aquellos puntos en los que el juego podría mejorar con tal de lanzar la mejor versión posible al mercado.

Una vez terminados los dos partidos que pudimos jugar, notamos cómo dominábamos mejor los movimientos en el campo y cómo nos habíamos soltando en lo jugable a medida que los minutos de partido transcurrieron. Por este motivo, podemos corroborar la promesa de Bandai referente a que el título es más complejo de lo que parece a simple vista y que, en caso de querer dominarlo al 100%, tendremos que pasar bastantes horas en el campo de juego.

En definitiva, Captain Tsubasa Rise of New Champions nos dejó un buen sabor de boca inicial. Al acabar nos quedamos con ganas de más y con la sensación de que el título tiene mucho más para ofrecernos. Todavía queda por descubrir qué nos depararán los Modos Historia, Online, todos los aspectos del Modo Versus que no pudimos explorar y, en definitiva, todo aquello que quedó fuera de nuestro alcance durante la demo.

Eso sí, podemos afirmar que el juego promete devolvernos a nuestra infancia mediante un chute de nostalgia y que propone que tanto los amantes del género como aquellos recién llegados salgamos al campo a disfrutar de unos partidos en buena compañía mientras la canción de “Oliver, Benji, los magos del balón…” suena en nuestras cabezas.

Captain Tsubasa: Rise of New Champions

Captain Tsubasa: Rise of New Champions es un videojuego de deporte y fútbol arcade a cargo de Tamsoft y Bandai Namco para PC, PlayStation 4 y Switch en el que jugamos con los personajes más populares de la mítica serie manganime Oliver y Benji.

Captain Tsubasa: Rise of New Champions

Super Arcade Soccer

Hoy quiero contaros de un indie que llegó a mis manos de forma casual. Estaba viendo uno de los estupendos directos de chicasgamers.com, una página sobre videojuegos que os recomiendo mucho, y el caso es que me estaba gustando bastante el direc...