2v2

Call of Duty Modern Warfare: Gunfight, impresiones

El modo más intenso de la saga.

Call of Duty falta nunca a su cita con el E3 como antesala de lo que va a mostrar en los meses posteriores y en su salida, generalmente en noviembre pero por segundo año consecutivo, en octubre. Esta vez, solo estaba presente y jugable para miembros del jurado de los E3 Awards, y por eso mismo pudimos probar el nuevo modo Gunfight que por fin se ha presentado de manera oficial. Se trata de uno de los diferentes modos que tendrá la nueva entrega de la saga, que el próximo 1 de agosto presentará su multijugador por todo lo alto. Aquí podéis ver su primer streaming en directo.

Dos equipos de dos jugadores, rondas de 40 segundos para encontrar a los rivales y matarlos sin respawn. Intenso como pocos y sin clases de por medio, ya que cada ronda va cambiando armamento y equipo para tenerte que adaptar. Pudimos probar tres mapas: King, Pine y Stack. Así nos fue y por esto ganó a "mejor multijugador" en los premios del E3.

Probamos el modo Gunfight

Gunfight fue sin duda una de las experiencias más intensas de la feria. Se trata de una propuesta de partidas rápidas de dos contra dos en escenarios muy pequeños donde el objetivo es matar al equipo rival, ya que no hay ni respawn ni tampoco recuperación de vida. Si pasa un tiempo con gente viva, aparece una bandera en el centro y quién pueda recogerla primero se lleva el punto. Y así hasta que uno de los dos equipos llegue a seis victorias. Otro añadido destacado de este modo es que cada dos rondas, cambian las armas que tenemos. Podremos jugar con metralletas, y luego enfrentarnos con pistolas, o pasar a las escopetas para luego tener francotiradores. Esto hace que tengamos que adaptarnos a todo tipo de armas aunque no sean nuestras predilectas.

Las partidas que realizamos durante una hora fueron intensas, divertidas y adictivas. El primero de los mapas era una especie de muelle cerrado con una zona central en medio y dos caminos paralelos a los lados. Cuando no asomabas la cabeza por una escalera hacia la zona central, intentabas dar un rodeo para sorprender por detrás a los enemigos… O te estirabas al fondo para hacer un headshot con el francotirador. Todo cambia en el segundo mapa, una zona selvática con un puesto elevado, un par de contenedores enormes y una zona ideal para camuflarse. Ahí, por cierto, hubo un momento que nos empezamos a lanzar cohetes RPG a lado y lado de la pantalla. Y eso que mucho espacio no hay.

Porque esa es la gracia de Gunfight. Cuando empieza la partida, si das un salto o te subes a una caja que tengas en frente, seguramente verás en posición de tiro al enemigo, porque aquí no hay casi espacio para la relajación. Eso pasa en el tercer mapa, un hangar abandonado con caminos hechos por pasillos de madera a ambos lados y en el centro de la pantalla que tan punto pueden ser una emboscada como una trampa. Este modo brilla sobre todo por la capacidad de cambiar el signo de la partida. Ahora ganas dos puntos, pero las armas que salen te hacen perder los cuatro siguientes y tienes la presión de empezar a remontar antes que el equipo contrincante llegue a seis. Y así hemos pasado volando una hora con una modalidad convincente.

La respuesta de las armas, el movimiento para agacharnos, disparar o deslizarnos por el suelo se siente puro Call of Duty. Preciso, inmediato y con su respuesta habitual. Con algunas armas con más recoil de lo que recordábamos, pero con el uso de granadas, granadas cegadoras y otros elementos marca de la casa muy familiares. Faltará ver el desarrollo y propuesta general de la campaña, qué más sorpresas a nivel de modos PVP tendremos y si hay una tercera pata, llámese Zombis o Battle Royal, para tener una idea completa de lo que Modern Warfare quiere proponer. Algo está claro: si quiere hacer honor a su nombre, deberá apuntar muy, muy alto.

Call of Duty: Modern Warfare

Call of Duty: Modern Warfare apuesta por una narrativa cruda, descarnada y provocativa que presenta una intensidad sin igual y arroja luz sobre la naturaleza cambiante de la guerra moderna. Desarrollado por el estudio que lo empezó todo, Infinity Ward junto a Activision para PC, PlayStation 4 y Xbox One, nos obsequia con una épica reinvención desde cero de la icónica serie Modern Warfare.

Call of Duty: Modern Warfare