Intrahistoria

Bungie pagó 164 millones de dólares para quedarse Destiny y ser libre

Se detalla la cuantía de la ruptura entre el estudio y la gigante norteamericana. El acuerdo permite que Bungie sea independiente y dueña de la IP.

Nuevo capítulo en la historia de la ruptura entre Bungie y Activision, una separación de muto acuerdo que se cifra ahora en 164 millones de dólares. Cuando a comienzos de año conocíamos que la relación de ocho años entre ambas partes llegaba a su fin, se supo que Bungie quedaba en la condición de estudio independiente y dueña completa de la IP de Destiny.

La información se ha revelado mediante un documento oficial al que han accedido los miembros de la junta de inversionistas de Activision, donde se explicita que la separación amistosa se tradujo en un ingreso neto de 164 millones de dólares. La firma afincada en Los Ángeles y liderada por Bobby Kotick se quedaba así sin ningún tipo de derecho comercial ni vinculación alguna con el presente y futuro de Destiny, ratificando así parte de los hechos ya adelantados.

Activision: 397M de dólares con micropagos en un trimestre

El jefe de operaciones financieras de Activision, Spencer Neumann, ha explicado que los ingresos obtenidos en este último trimestre finalizado en diciembre de 2018 se elevan a unos 397 millones de dólares a través de las microtransacciones en títulos como Call of Duty: Black Ops 4 y la expansión de Destiny 2: Los Renegados.

Bungie pagó 164 millones de dólares para quedarse Destiny y ser libre
E3 en Los Angeles, California (2017) Imagen: Patrick T. Fallon/Bloomberg

De dónde venimos

La historia de esta separación nos sorprendió a prácticamente nadie por la tensión ya existente desde hacía meses. Activision declaró públicamente estar decepcionada con el recibimiento comercial de Destiny 2; además, fuentes aseguran que las discrepancias a la hora de afrontar la explotación comercial de la franquicia eran muy diferentes entre Bungie y su editora, puesto que unos querían un producto como servicio a largo plazo y, los otros, un modelo de juego premium más tradicional, como lo visto en Call of Duty y otras propiedades intelectuales.

Pero si hay algo que se puede considerar como la gota que colmó el vaso, sin duda es la incomodidad de Activision de no haber sido nunca dueña al 100% de los derechos de Destiny. Esto les impedía realizar movimientos comerciales a su conveniencia; todo tenía que ser consultado con Bungie y, dada esta distancia y diferencias, la ruptura parece haber sido lo “mejor” para ambas partes.

El presente y futuro de Destiny 2, al menos, sí está escrito.

Añadir, finalmente, que Activision ha reportado su mejor año histórico en ingresos (que no en beneficios), con una prima económica para los altos directivos y el despido de más de 800 empleados, algo que la propia compañía asume que tendrá consecuencias negativas.

Destiny 2

Destiny 2, desarrollado por Bungie y distribuido por Activision para PCPlayStation 4 y Xbox One, es la secuela del título de acción first person shooter Destiny. La última ciudad segura de la humanidad ha caído ante una abrumadora fuerza invasora dirigida por Ghaul, el imponente comandante de la brutal Legión Roja, que ha despojado de su poder a los guardianes y obligado a huir a los supervivientes. Te aventurarás en mundos misteriosos e inexplorados del sistema solar para descubrir un arsenal de armas y nuevas habilidades de combate devastadoras. Para derrotar a la Legión Roja y hacer frente a Ghaul, deberás reunir a los héroes de la humanidad que han sobrevivido y luchar juntos para recuperar nuestro hogar.

Destiny 2

La megadrive mini cae

Soy jugador veterano. Escribí un hilo que incluye muchas menciones a la megadrive y a los juegos que trae la mini.     Sega ha hecho un esfuerzo maravilloso en esta mini que me trae innumerables recuerdos. Voy a hacer un pequeño comentario de cada juego:   Sonic the Hedgehog':...