Las apuestas de EA

Apex Legends, Anthem y Battlefield 5, ¿hay sitio para todos?

Las 3 apuestas de EA
Las 3 apuestas de EA

Electronic Arts se encontrará en pocas semanas con tres productos con un público objetivo muy parecido. La pregunta es si habrá algún perjudicado.

La llegada de Apex Legends al mercado ha agitado a la industria del videojuego al completo. Incluso Fortnite: Battle Royale ha visto como un título como éste le está manteniendo el pulso en su primera semana a la venta. Inesperado. Imprevisible. Incierto. Porque la pregunta no es solo saber hasta dónde y hasta cuándo llegará esta bola de nieve, sino cómo afectará esto a las otras dos grandes producciones inmediatas de Electronic Arts con las que guarda ciertas similitudes: Anthem y Battlefield 5 - Firestorm.

Una convivencia incierta, ¿temor o determinación?

En poco más de un mes EA ha pasado de publicar un informe financiero (Q3/2019) que propició una caída del 11.87% en bolsa en solo un día a subir un 16% el valor de sus acciones (vía Yahoo! Finance) con la puesta en marcha de un videojuego gratuito en el que —todo sea dicho— se ha invertido un enorme capital en promoción a través de grandes personalidades de la industria, posicionamiento en buscadores y fuerza en redes sociales. La presión a la que estaba sometida la empresa californiana es enorme: había que lograr remontar la situación antes del cierre fiscal el próximo mes de marzo.

Apex Legends, Anthem y Battlefield 5, ¿hay sitio para todos?
5 días de muchos cambios en bolsa para EA | Yahoo! Finance

Y en una situación como ésta todo debía valer para que saliesen los números, aunque eso significase intervenir en la hoja de ruta ya planteada desde hacía meses e incluso caer en el riesgo de canibalizarse con otros grandes proyectos millonarios. Porque Anthem llega a las tiendas en cuestión de días con la esperanza de hacerse un hueco entre esos títulos multijugador capaces de absorber a su comunidad durante meses, como Destiny 2; mientras que en marzo hará lo propio la esperada gran actualización de Battlefield 5, Firestorm, que también tratará de enfrentarse al salvaje mercado del multijugador con un battle royale en el que hay puestas muchas esperanzas.

En una ecuación donde había solo dos nombres —y que algunos ya tildaban de excesivamente arriesgada—, ahora añadimos un título que parece haber encajado con absolutamente todo, tomando nota de los aciertos de otros bajo el respaldo de una grandísima desarrolladora, Respawn Entertainment, que de gunplay saben algo. ¿Hay sitio para todos? Posiblemente no.

Porque por mucho que le gustase a EA y al resto de empresas del sector, cada día que pase el reloj seguirá contando 24 horas y los usuarios jugarán solo a un videojuego al mismo tiempo: si juegan A no juegan a B; y así con todo.

Tres disparos al mismo tiempo

Entonces, ¿cuál es el problema? El posible problema es que Electronic Arts se encontrará en las próximas semanas compitiendo no solo con los The Division 2, Metro Exodus, Blackout, PUBG, Destiny 2 o Warframe, sino consigo misma. Se han invertido innumerables cartuchos de tinta para convencernos de que Anthem es aquello que tantos llevaban esperando; que Battlefield 5 logrará remontar la situación de un título que no ha logrado colmar las expectativas de ventas estimadas y lo consagrará donde sí lo está haciendo su gran rival.

Pero quizá la intención de EA no era esta, no era ser el foco de atención con más de 10 millones de jugadores en tres días con un liderazgo absoluto en Twitch durante las horas en que Fortnite parecía no tener rival; quizá la intención era simplemente aligerar la caída, servir como colchón de cara a esos informes financieros donde realmente se saborea el jaque.

¿Y si el éxito de Apex Legends se convierte en una sombra tan alargada como para que Anthem sea invisible para el público objetivo que indudablemente comparten? No se nos puede olvidar un aspecto fundamental: la propuesta de Respawn es gratuita, free-to-play, ese lenguaje que reza el “gastar diez veces un euro mejor que una vez diez” —en este caso, sesenta—. Es peligroso, no obstante, que haya más de un jugador que se replantee dejar sus ahorros en su sitio y ahorrarse lo que le iba a costar Anthem para seguir jugando a Apex Legends, cuyo diseño parece estar satisfaciendo a quienes quieren un título de disparos multijugador con el que poder jugar una noche de viernes con los amigos.

Sería injusto decir que EA está dando palos de ciego porque este movimiento, el de sacar un shooter free to play dos semanas antes de hacer algo parecido con un AAA. Tiene que ser premeditado, porque debe haber más de una persona en esas oficinas convencida de que la comunidad de Apex Legends no canibalizará a la potencial de Anthem (que estiman venda más de 6 millones de copias) y logre convivir con sus otras propuestas marca de la casa.

Errores reconocidos del pasado

Pero EA debe ser consciente de que no se puede permitir tropezar dos veces con la misma piedra. Echemos la vista atrás, en aquel momento donde Titanfall 2 —para no pocos excelente tanto por el diseño de su multijugador como por su espectacular campaña— quedó prácticamente muerto por una concatenación de decisiones mal tomadas. Esas Navidades de 2016 tuvieron una situación fatídica para la empresa al ver que Battlefield 1 llegaba solo una semana antes absorbiendo una gran parte de la comunidad objetiva de la secuela de Respawn y un grueso incalculable de compradores que no se atrevieron con los titanes.

Aunque EA confiaba que todo iba a salir sobre ruedas, con dos comunidades muy bien diferenciadas donde no se solapase la una con la otra, al final el informe financiero de enero de 2017 encabezado por el CFO Blake Jorgunsen fue literalmente desalentador: “Titanfall 2 no ha alcanzado nuestras expectativas iniciales”, que se situaban por encima de los 10 millones de copias, un tercio más que el original; sin embargo, sus ventas se quedaron en torno a los 5 millones. En aquel momento fue imposible competir con los lanzamientos circundantes, tanto Battlefield 1 como un Call of Duty: Infinite Warfare donde la campaña publicitaria de Activision estaba en absolutamente todos los rincones.

Por tanto, el equipo de Andrew Wilson se equivocó aquel noviembre de 2016, cuando dijo que había tres tipos de jugadores de shooters: los que amaban la estrategia de Battlefield, el juego kinético de Tianfall y aquel que comprará ambos porque es fan incondicional del género.

No seremos nosotros quienes digamos cuántos ni qué tipos de jugadores hay, pero lo que es seguro es que esa proyección fue equivocada por intentar que funcionasen propuestas tan similares en un breve periodo de tiempo… a sabiendas de que Activision tenía además su marca más potente a punto de ver la luz.

Terminamos con Firestorm, el prometedor modo battle royale de Battlefield 5 que inicialmente tenía que plantar cara a otro no gratuito del género, Blackout (Call of Duty: Black Ops 4). Ahora llegará cuando Apex Legends y Anthem estén digiriendo su impacto inicial en el mercado, una apuesta de 64 jugadores que tiene como hándicap tener que comprar necesariamente el juego completo.

El reto de EA queda claro: atraer a sus tres títulos al mayor número de jugadores posibles y que cada uno elija dónde quedarse, pero que se quede aquí y no en las soluciones de la competencia.

De estos tres nombres puede haber vencedores… pero quizá también haya vencidos. Y tú, ¿cuál eliges?

Apex Legends

Vence con estilo en Apex Legends, un título de acción tipo shooter Battle Royale gratuito basado en el universo de la saga Titanfall a cargo de Respawn Entertainment y Electronic Arts para PC, PlayStation 4 y Xbox One donde personajes legendarios con poderosas habilidades forman equipos para alcanzar fama y fortuna en los confines de la Frontera. Domina un elenco de leyendas en continua expansión, juega en equipo de forma táctica y descubre grandes innovaciones en el género Battle Royale.

Apex Legends

Tutorial para hacer Backups de Uplay

Acaba de salir Uplay +, la espectacular suscripción de Ubisoft con más de cien juegos propios y que está de forma gratuita hasta el 30 de Septiembre. Está genial y es impresionante la cantidad de juegos buenos que tiene, pero avisan de un...