Conexión desde Berlín

FIFA 19, impresiones finales: LaLiga se juega aquí

Alex Castillo

Viajamos hasta Berlín para probar el código final de FIFA 19, previsto su lanzamiento para el próximo 30 de septiembre en Xbox One, PlayStation 4 y PC.

Con el inicio del campeonato oficial de liga, los aficionados al esférico necesitan su dosis de fútbol entre jornada y jornada. La pasada semana os contábamos de primera mano nuestro veredicto final acerca de PES 2019, el que, licencias y modos aparte, nos ha convencido tras años buscando un camino óptimo para tan afamada franquicia. Por otro lado, justo un mes después de su lanzamiento, damos la bienvenida al otro peso pesado de la contienda: FIFA 19. Electronic Arts sigue en una posición dominante tanto en ventas como en público, pero no deben adormilarse en los laureles si quieren seguir en el trono.

Es por ello que a tan solo dos semanas de su llegada nos dirigimos a la capital germana para probar de primera mano su versión final. Este evento es la culminación del tour por toda Europa que el juego ha dado durante buena parte del verano. En España, la caravana futbolera pasó por el estadio Wanda Metropolitano, un lugar clave del deporte europeo esta temporada al ser la sede oficial de la final de la UEFA Champions League. La antigua Peineta confirma su mayoría de edad tan solo dos años después de su inauguración. En ese preciso mes de agosto, os adelantábamos las sensaciones que nos había dejado tras un par de horas a los mandos, tiempo suficiente para sacar en claro las novedades que disfrutaremos a partir del próximo 30 de septiembre. ¿Seguirá transmitiendo las mismas vibraciones?

Del Villamarín a Mendizorroza

Poco podemos revelar a estas alturas del trato que desde EA Sports da a las docenas de licencias que tienen en su poder. A principios de la presente generación, hemos presenciado cómo han impulsado el nivel de detalle de las grandes ligas europeas. El camino comenzó con la Premier League, que recibió la representación de todos los entrenadores, estadios, cánticos personalizados de las aficiones, marquesinas con los datos previos al partido, etcétera. Iban más allá de incluir los patrocinadores; querían transportar las sensaciones de una retransmisión oficial al territorio virtual.

En la pasada edición, LaLiga, coincidiendo con la renovación del diseño de la interfaz oficial, fue la siguiente en recibir este tratamiento. Pero algo faltaba, todavía denotaba cierta dejadez a nivel de rostros y representación de los aledaños reales. Era incomprensible que figuras de la talla de Casemiro o Marco Asensio siguieran teniendo perfiles genéricos extraídos del editor. Eso se ha acabado en FIFA 19, y es que la compañía nos sorprendía hace poco con la confirmación del siguiente paso en su búsqueda por ser el simulador deportivo definitivo.

16 nuevos estadios españoles se añadirían al catálogo final, es decir, prácticamente la totalidad de los recintos de la primera división a excepción de El Alcoraz (Huesca) y el Camp Nou, como parte del acuerdo que Konami firmó con el club blaugrana. También encontramos dos pequeñas excepciones en la segunda división: Riazor y Gran Canaria también entran en la cifra total, coliseos del Real Club Deportivo de La Coruña y la Unión Deportiva Las Palmas, respectivamente. Quizá por las dudas sobre su descenso se decidió incorporarlos.

De igual manera, se han actualizado la gran mayoría de caras de los jugadores de esta categoría, incluyendo incluso equipos humildes como el Huesca. Cada tatuaje y rugosidad han sido escaneados para poder reconocer al momento quién es quién con tan solo echar un vistazo a la pantalla. Eso sí, todavía queda margen de mejora. Deportistas como Vinicius Junior, la alegría del Real Madrid Castilla, no se encuentra al mismo nivel, así como las últimas incorporaciones menos sonadas. Sin embargo, esta obsesión por ofrecer la experiencia más realista de la competición española permite que los seguidores patrios y de todo el mundo puedan disfrutar del deporte rey tal como lo hacemos desde el salón de nuestro hogar.

Estando cerca de tocar el techo en términos jugables, es completamente natural que se hagan cargo de las licencias en su poder de la mejor manera posible. Al final, lo que más está abriendo brecha en la disputa anual es la cantidad de ligas y torneos oficiales. PES ha hecho un esfuerzo en incluir alguna de menor categoría mundial, aunque la pérdida de los dos grandes trofeos en Europa ha sido una herida difícil de sanar. Este año, con FIFA han sabido disparar directo al corazón de los fanes de nuestro país. Es un auténtico lujazo vivir el jolgorio del Villamarín a pocos instantes de disputar el gran derbi sevillano, o sentir el acogedor abrazo de Ipurua con su tan familiar graderío.

Miércoles de pelotas

Sí, la principal característica con la que cuenta este año es la introducción de la UEFA Champions League y la Europa League tras diez años de exclusividad para los japoneses. Era, para muchos, la guinda que faltaba al gran pastel de FIFA, y este año por fin han visto sus sueños hechos realidad. EA Sports ha querido sacar pecho de su nueva adquisición, por lo que veremos las estrellas del martes y miércoles noche casi en cada rincón del juego. El modo carrera, por ejemplo, luce nuevas cinemáticas con motivo de los sorteos de grupos y diversos eventos clave a lo largo de la temporada. También lo hace FUT, con cartas inéditas que despliegan dorsales especiales.

Todo está preparado para que podamos introducirnos en los partidos más importantes del continente de la manera en la que queramos. Desde el menú principal, podremos iniciar una nueva competición UCL seleccionando los equipos que forman los grupos. Para quienes decidan saltar al terreno de juego rápidamente, también tendrán su lugar. Mediante kick off 2.0 podremos elegir qué ronda jugar desde octavos hasta la gran final. La ambientación y los comentarios serán diferentes en cada caso, denotando mimo por los cuatro costados.

Siguiendo con las mejoras del partido rápido, no solo podremos saltar a otras rondas de los mencionados anteriormente, sino a todas las competiciones disponibles de las ligas en su poder. Así mismo, los ya comentados modos de juego inéditos siguen siendo una adición fantástica para las reuniones locales entre amigos, pudiendo jugar un partido sin reglas hasta uno donde solo valgan los goles de volea, pasando por una especie de modo supervivencia en el que cada gol nos quita un jugador y otro donde los goles fuera del área cuentan el doble.

Para mejorar esas rivalidades entre dos, se ha incluido la posibilidad de crear un perfil que irá ligado tanto a nuestra cuenta del servicio online en el que nos encontramos como al usuario de EA. Todas las estadísticas y resultados de los partidos que juguemos se irán guardando en nuestro historial, incluyendo al contrario. Lo mejor de todo este entramado es que podremos llevarnos el perfil a otras consolas con el único requisito de iniciar sesión en EA. Toda tu trayectoria se actualizará en todo momento.

Canción de FUT y sobres

Permanecer en un entorno LAN como en el que estuvimos en Berlín, nos ofreció toquetear en plenitud las opciones que FUT incorpora esta temporada. Diez millones de FIFA Points fueron suficientes para que tanto nosotros como el resto de compañeros del medio abriésemos sobres como si no hubiera un mañana. A algunos les fue bien; otros, en cambio, no tuvimos la misma fortuna. Quisimos indagar acerca de los tan cacareados porcentajes de obtención, pero por más que buscamos no dimos con las cifras exactas. Es algo que ha creado cierta polémica desde que se anunciara este año, no está de más conocer de primera mano el grado de dificultad de los diversos rangos de valor de estos cromos.

Squads sigue presente tras su incorporación en la pasada entrega, Tras la charla que pudimos mantener con Sam Riviera el pasado agosto, productor de las mecánicas de juego, reconocía haber recibido feedback de todo tipo refiriéndose al modo. Cierto sector de los usuarios afirma que se obligaba demasiado al jugador a permanecer atento a las rotaciones diarias. Si cada rotación son cuatro partidos de alrededor de los diez minutos, disputarse los puestos donde se encontraban las recompensas más jugosas era una tarea realmente difícil. Por ello, las vías de recibir recompensas se han abierto hacia otros lugares.

En concreto, un nuevo modo de juego hará que el flujo de partidos entre los de ranking y el acceso a Champions queden unificados. Es por ello que nos encontramos con FUT Division, la cabeza de cartel por el que pasará la mayor parte de la actividad. Aquí, dependeremos de la división en la que nos encontremos y el rango de habilidad, dos medidores que balancearan las disputas para que sean más justas que nunca. Iremos subiendo posiciones en el ranking semanal hasta poder alcanzar acceso a FUT Champions. Al término de los siete días, tendremos tres tipos de recompensa a elegir: sobres, monedas o un número de puntos de clasificación si no hemos logrado clasificarnos durante el progreso natural.

En la práctica, los partidos no cuentan con ninguna restricción de plantillas ni sistemas. El rendimiento estará sujeto a lo que ocurra en un entorno natural ya que, como dijimos, en LAN funcionaba a las mil maravillas. El resto de novedades pasan por pequeños rediseños en la interfaz. Una en concreto aliviará la gestión, correspondiente a la pantalla posterior a la apertura de un sobre. Ahora, podremos descartar y mandar al club con el simple uso de sendos gatillos. Olvidaos de tener que seleccionar individualmente loss objetos que queremos vender. Ahora, agrupar y mandar es más fácil que nunca.

Campeones

A su vez, tuvimos acceso al primer capítulo de El Camino, donde tendremos la oportunidad de seguir las vivencias de Alex Hunter, Kim y Danny en sus propias trayectorias. Ya sabemos de las andanzas del primero, siendo un último acto que sin duda apuntará a maneras. Su paso por la MLS ha hecho que su nombre vuelva a sonar con más fuerza que nunca entre los grandes equipos europeos. Estados Unidos le ha devuelto a la primera línea de rotativas; su objetivo: la champions. Es por ello que al comenzar podremos elegir uno de los tres equipos interesados, entre los que se encuentran equipos como el Atlético de Madrid y PSG.

Kim, en cambio, pone sus botas al servicio de la selección estadounidense femenina. Entra como una jugadora todavía en pleno proceso de maduración y, junto a grandes nombres como Alex Morgan, irá progresando hasta alcanzar un hueco en el equipo. En el otro lado de la balanza se encuentra Danny, en entredicho tras su irregular rendimiento en la pasada temporada. La pretemporada que realicemos en el equipo de la Premier que elijamos, será clave para ascender o descender dentro del organigrama interno.

A nivel interno, pocas novedades podemos destacar, dejando de lado el trío protagonista. Las elecciones siguen presentes y moldearán nuestra personalidad frente al resto de los personajes. Lo más sorprendente fue precisamente el inicio, donde controlaremos al abuelo de sendos Hunter en el partido donde alcanzó las cien dianas. Al tratarse de un partido con más de cuarenta años, se ha dispuesto todo para la ocasión, incluyendo indumentarias clásicas de lana, pelambrera en las piernas y el tan característico color del barro embadurnando las camisetas.

El primer capítulo gira alrededor de los inicios en las nuevas etapas del trío. En un punto en concreto, se nos preguntará qué camino seguir, pero no nos quedó claro si podremos volver a vivir el resto que no hayamos elegido o, en cambio, sigue la historia su curso en vistas de rejugarlo por tres veces para poder contemplar todas las perspectivas.

Las sensaciones se mantienen

Para ser sinceros, el código que pudimos probar en el Wanda Metropolitano parecía bastante más diferente del que nos hemos encontrado en la prueba de la versión final. A los mandos, parece otra entrega más en la que rezuma haber encontrado el límite de la fórmula. Pero no es algo malo per se, de hecho se siente más pulido que en FIFA 18, sobre todo con el uso de las animaciones en los balones disputados, o la nueva gama de movimientos de confusión que tanto suelen utilizar los mediocentros.

Aunque sí es cierto que algunos aspectos han cambiado. Es el caso de Timed Finishing, la opcional mecánica de tiro introducida este año. Tal como habréis podido comprobar en el anterior texto, la impresión que daba al cabo de varios partidos era un tanto negativa mirando al núcleo competitivo. Era relativamente sencillo pillar el tempo del disparo y acertar cualquier misil. Aquí, se ha ajustado el grado de éxito para que los valores que dan un resultado positivo sean más difíciles de alcanzar. Por una parte permite que la curva de progresión sea más alta, pero por otro dentro del multijugador se puede abrir una brecha entre usuarios que no gustará a más de uno.

En definitiva, FIFA 19 sigue postulándose como la versión del simulador de fútbol que mayor libertad otorga al jugador para disfrutar o gestionar su contenido como buenamente quiera. Nos marchamos de Berlín con ganas de seguir disputando partidos de entre equipos españoles gracias a la mejora del uso de la licencia de LaLiga. En próximas fechas os mantendremos informados de nuestra visión final con el juego en la mano. Mientras tanto, el balón rodará el próximo 30 de septiembre en Xbox One, PlayStation 4 y PC.

FIFA 19

FIFA 19, desarrollado y editado por EA Sports para PC, PlayStation 4, Xbox One, Switch, PlayStation 3 y Xbox 360, es una nueva entrega de la popular saga de deportes y fútbol perteneciente a la temporada 2018-2019. Gracias al motor Frostbite, FIFA 19 nos brinda la oportunidad de experimentar la competición de clubes más prestigiosa del mundo, la legendaria UEFA Champions League. La UEFA Champions League se ha incorporado a todos los modos de FIFA 19, así que la podremos disfrutar tanto si queremos alcanzar la mayor gloria existente a nivel de clubes con el nuevo modo UEFA Champions League, como si queremos experimentar el emocionante final de la trama de Alex Hunter en El Camino: Champions.

FIFA 19