Motivos no faltan

Éxitos recientes: videojuegos candidatos a tener una secuela

Sergio C. González Sergio5Glez

Después de títulos con grandes ventas y un recibimiento indiscutible tanto por prensa como por público, estos son algunos nombres que darán mucho que hablar.

A lo largo de estos últimos años han ido naciendo nuevos nombres, nuevas franquicias que se han consolidado como títulos que se recuperarán con el paso del tiempo. Algunos han sido experimentos fallidos, pero otras ideas parecen haber llegado para quedarse.

Todas las compañías han demostrado, de una forma u otra, que el género single player debe seguir coexistiendo con las propuestas multijugador emergentes, estas última quizá más centradas al modelo de negocio como servicio. Por lo que de cara al futuro no todo serán nuevas IP, sino que tal como es tradición muchos títulos aprovecharán el tirón mediático que han tenido sus obras originales para lanzar una secuela en la siguiente generación.

Otras regresarán tras haber permanecido en el olvido durante años, y es eso lo que queremos tratar hoy en este artículo. Como siempre, son solo algunos de los nombres que nos vienen a la cabeza, pero lógicamente vosotros tendréis muchos más, así que no dudéis en hacérnoslo saber para compartir opiniones.

God of War

El regreso de Kratos ha sido por todo lo alto, tanto que ha dejado de lado todo lo que conocíamos de antes y se ha hecho saber a sí mismo como una IP nueva, diferente, con un próspero future por delante si consiguen hacer las cosas bien. Sin entrar en spoilers innecesarios, queda claro que en el futuro tendremos más, una posible secuela, que seguramente no veamos hasta la próxima generación de consolas. No en vano, desde Santa Monica Studios ya tienen unas cuentas ideas en la cabeza que seguramente no tarden en materializar. Nosotros también tenemos algunas ideas.

Horizon: Zero Dawn

Otro de los nombres de mayor calado de la generación en lo que a nuevas IP se refiere. Hubo dudas por ser Guerrilla Games, todas ellas solventadas tras comprobar en lo que terminó convirtiéndose el juego cuando vio la luz el año pasado. No es solo uno de los mejores títulos de Sony para PS4 sino también una de las aventuras mejor planteadas de los últimos tiempos. Un juego y una expansión nos saben a poco viendo el potencial de este mundo y el modo en que se cierran los hechos de la historia original. Quizá por ello sea tan fácil pensar en un Horizon 2 dentro de unos años, movimiento que motivará la presencia de la franquicia en una más que posible PlayStation 5 este lustro entrante.

Bloodborne

Terminamos con Sony hablando de Bloodborne, un título que llegó con la batuta de ser el primer gran imprescindible de una PS4 que necesitaba como el comer títulos de esta categoría. From software se sacó de la chistera una obra alternativa de Dark Souls, con la que comparte muchas cosas, pero con la suficiente personalidad como para haberse ganado el corazón de prácticamente todos aquellos que la jugaron. Y no solo eso, sino que la coincidencia alrededor de su futura continuidad queda más que clara. Hay quienes quieren que sea el colofón final de PS4, pero eso ya se verá.

Quantum Break

De Microsoft tenemos que elegir a Quantum Break. Su título original encantó a muchos, pero a otros les pareció que se quedó a medio camino entre la idea que tenían en la cabeza y lo que finalmente fue. A Remedy le encantaría hacer una continuación del título, ellos mismos lo han dicho, como también les gustaría traer de vuelta a Alan Wake, pero todos aspectos determinantes dependen en realidad de Microsoft, que es quien tiene la última palabra. Por el momento están ocupados en Control, ese nuevo título que llegará a consoals y PC en algún momento de 2019.

Ryse: Hijo de Roma

A día de hoy, cinco años después, se sigue viendo como pocos. Su disponibilidad en Xbox Game Pass lo convierten en una visita ineludible por parte de cualquier jugador de Xbox One, pero siendo sinceros parece complicado que, por mucho que se lo merezca, Ryse: Son of Rome vaya a tener una secuela. Phil Spencer trató de dilucidar las dudas y explicar el porqué no habíamos tenido todavía un Ryse 2. Lo hizo este pasado mes de abril, aludiendo que es una combinación de muchas cosas, algunas seguramente acertadas y otras no tanto, pero reconoce que es un género en el que deben volcarse. En cualquier caso, no dijo un no rotundo. Todo puede pasar.

ARMS

Al igual que Splatoon en Wii U, el caso de ARMS es una clara reminiscencia de cómo Nintendo está cediendo el testigo a jóvenes promesas dentro de Nintendo. La primera de ellas es un éxito de unos 10 millones de unidades, el shooter más exitoso de la historia de Japón, lo cual facilitará que haya Splatoon 3 y más allá; pero con ARMS el éxito inicial no ha sido tal. Esto puede interpretarse de dos formas: o bien para dejar de lado la franquicia y centrarse en otra cosa, o bien para poner sobre la mesa aquellos elementos que han impedido a esta fresca y profunda propuesta del género de la lucha para que un año más tarde se siguiera hablando de ella. Nuevos personajes, nuevas mecánicas, modos de juego… Seguramente los que le hayan dedicado decenas de horas sepan a la perfección cómo debería ser ARMS 2 para triunfar.


No tan recientes pero igualmente deseables…

Terminamos con dos nombres que, si bien no son tan recientes, sí hay indicios reales para pensar que su regreso está más cerca de lo que puedan estarlo otros.

Vanquish

A comienzos de año comenzó a rondar un rumor al cual no hicimos mucho caso, pero que lógicamente captó nuestra atención. No es de esta generación, es verdad, pero su secuela sí apunta a los próximos años. Diferentes fuentes —ninguna de ellas fiable como para dar veracidad al dato— considera que Vanquish 2 será una realidad en exclusiva para Xbox One. Demasiado bonito para ser cierto, pero no nos cabe duda que es algo que encantaría a los amantes de la primera entrega, perfectamente jugable en la actualidad gracias a la retrocompatibilidad en Xbox One o su también reciente llegada a PC.

Luigi’s Mansion

No sería lo mismo pedir el regreso de F-Zero que hacerlo con Luigi’s Mansion, por ejemplo. La explicación es clara: el hermano de Mario está de vuelta este mismo año en Nintendo 3DS con un remake del juego original. Desde 2013 esperamos el final de la trilogía, un título que ponga el broche de oro a una licencia bastante solida y que demostró con su segunda entrega que era perfectamente posible combinar la acción, los puzles y el plataformeo; era casi un point and click en algunas fases. Nintendo Switch se presenta como una consola ideal para ello al aunar las ventajas de ser portátil y las capacidades técnicas de una sobremesa. Quedan muchos años con Switch, así que todo se verá.

God of War

God of War es el renacimiento de la famosa franquicia de aventura y acción de Sony Santa Monica que continúa con las aventuras del legendario espartano Kratos y las consecuencias de sus actos. Como ya sucedió con la tercera entrega numerada, se trata de un videojuego exclusivo de PlayStation 4. Esta entrega, popularmente conocida como God of War 4, transcurrirá tras los acontecimientos ocurridos en God of War 3, pero en esta ocasión se ha optado por reemplazar las leyendas de la mitológia griega como marco argumental, en favor de la mitología nórdica, además de incluir un nuevo personaje: El hijo de Kratos. El juego se presentó de manera oficial durante la conferencia de Sony en el E3 de 2016 y por lo que se pudo ver, el gameplay también ha sufrido un importante cambio respecto a los títulos anteriores de la franquicia mostrando mecánicas de juego y planos de cámara que nunca antes habían sido empleados, entre otras novedades. Durante esta nueva aventura, los dragones, gigantes, dioses y todo tipo de criaturas fantásticas volverán a interponerse y complicar el camino del jugador.

God of War