ATLETISMO | DIAMOND LEAGUE

'Globetrotter' Katir

El atleta español venció en el 5.000 con una prodigiosa exhibición ante el keniano Kimeli y con 13:08.52 con lluvia, viento y frío logró la mínima para los Juegos de Tokio.

'Globetrotter' Katir

Gateshead (Inglaterra) dio el pistoletazo de salida con 2.000 espectadores en las gradas a la Diamond League, el prestigioso evento anual organizado por World Athletics, que en 2021 constará de 14 citas. Muchos nombres relavantes a priori y nueve españoles que dejaron patente que nuestro atletismo goza de buena salud postpandemia pese al frío (6 grados), lluvia y el viento que dificultó muchísimo el rendimiento y, por tanto, las marcas. Cronologicamente hablando, Eusebio Cáceres fue el primero en competir y el saltador de Onil fue segundo en salto de longitud con un mejor salto de 8,04, su mejor marca del año. Por su parte, Dani Arce (ya con la mínima olímpica en el bolsillo) fue quinto con 8:33.00 en un 3.000 obstáculos táctico en el que el burgalés de 29 años se movió bien.

Turno para el 1.500 con victoria del intocable noruego Jakob Ingebrigtsen (3:36.27) y una relevante cuarta plaza para un competitivo Ignacio Fontes (3:37.97) con Saúl Ordóñez 13º. El 5.000 presentaba una potente terna española que acabó con una deslumbrante victoria de Mohamed Katir con 13:08.52, mínima para Tokio y octava mejor española de siempre, derrotando al keniano Kimeli y a unas condiciones muy adversas. El español de origen marroquí y afincado en Mula (Murcia) desde los 5 años (ahora tiene 23) habría podido bajar de 13 minutos con una climatología más complaciente. Mechaal, que será el representante español en la Superliga en Polonia del próximo fin de semana, y Oumaiz se retiraron.

La última prueba con presencia patria fue el 1.500 femenino. Victoria espectacular de la escocesa Laura Muir con 4:03.73 con Marta Pérez novena con 4:11:51 y Esther Guerrero 11ª con 4:14.55. Los otros dos nombres más relevantes del meeting, Armand Duplantis (pértiga) y la velocista Sha'Carri Richardson (100m), salieron cruz. El prodigio sueco sufrió las inclemencias del tiempo (5,55) y fue derrotado por el vigente campeón del mundo, Sam Kendricks con 5,74; mientras la sorprendente norteamericana perdió con la fastuosa británica Asher-Smith. con un viento contrario superior a los 3 metros por segundo. Siguiente cita de la Diamond: el próximo viernes, 28 de mayo, en Doha (Qatar).