WWE

Belair: "Quiero que Sasha Banks tenga una revancha"

Bianca Belair fue uno de los nombres más destacados de WrestleMania 37. En su primera vez en la 'Vitrina de los Inmortales' fue estelar y ganó un título.

Entrevista a Bianca Belair antes de WrestleMania 37.
WWE

Bianca Belair fue uno de los nombres propios de WrestleMania 37. La wrestler de Tennessee, de 32 años, estuvo por primera vez en la 'Vitrina de los Inmortales' e hizo historia. Participó en el segundo combate estelar femenino de la historia (el primero fue en WrestleMania 35, que solo tuvo una noche de show) y además se llevó el Campeonato femenino de SmackDown. La estadounidense se quedó visiblemente emocionada. Dio un gran espectáculo junto a Sasha Banks y fue consciente de la importancia de su actuación para el roster femenino.

"Gané el campeonato de SmackDown, pero se necesitan dos. Ambas hicimos historia. Lo hicimos juntas. Admiro a Sasha Banks por lo que es dentro del ring, pero también fuera. Estoy muy agradecida por lo que hizo por mí", admitió Belair en una entrevista difundida por la WWE. Por ese agradecimiento y tras el gran combate que ambas brindaron, Bianca tiene claro que debe ser lo próximo para ella. "Quiero que Sasha Banks tenga una revancha. Quiere ser campeona, he sido deportista toda mi vida y me encanta la competición. No huyo de ella. Sé que la única forma de demostrar que eres la majare es seguir enfrentándote contra las mejores. Quiero que Sasha tenga una revancha de inmediato. Quiero demostrar que mi victoria no fue por casualidad", añadió.

Además, Belair también reveló cómo habían sido sus primeros momentos como campeona. "Me emocioné primero cuando llegó mi marido y luego un poco más cuando lo hizo mi familia. Cuando me desperté a la mañana siguiente, tuve que pensar si era un sueño o no", admite. La nueva campeona también reveló sus sentimientos al volver a escuchar a los fans en la grada. "Ha sido difícil el último año sin ellos. Simplemente me dio mucha energía y adrenalina. Estaba lloviendo y ni siquiera pensé en qué la rampa pudiese resbalar. Solo te alimentas de la multitud. Es tan especial poder volver a tener aficionados. ¡Tuve pirotecnia! En ese momento me di cuenta que éramos el Main Event y eso me emociono mucho en ese momento y me sentí abrumada", concluyó.