POLIDEPORTIVO

José Manuel Franco, nuevo secretario de Estado para el Deporte

El delegado del Gobierno en la Comunidad de Madrid y secretario general del PSOE en la región, será el sustituto de Irene Lozano. Un perfil político.

0
José Manuel Franco, nuevo secretario de Estado para el Deporte

José Manuel Franco (Puebla de Brollón, Lugo, 63 años) será el nuevo secretario de Estado para el Deporte y presidente del CSD, puesto que dejó vacante Irene Lozano la semana pasada para integrarse en las listas a la Comunidad de Madrid de Ángel Gabilondo. El nombramiento podría materializarse este mismo martes en el Consejo de Ministros.

El gallego es el actual delegado del Gobierno en la Comunidad de Madrid, desde febrero del 2020. Licenciado en Derecho, funcionario de carrera del Ministerio de Defensa y secretario general de la agrupación socialista madrileña se afilió al PSOE en 1981. En su trayectoria profesional previa no aparece ninguna vinculación con el mundo del deporte. Sus únicos nexos conocidos son que fue jugador de balonmano en su juventud y que es declarado seguidor del Real Madrid. 

Franco, eso sí, cumple a la perfección con el "perfil político" que recomendaba Lozano en su despedida para acometer los desarrollos legislativos pendientes y hacer del deporte un puntal de la recuperación en la era post-COVID. En su favor, la buena relación que mantiene con el ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, compañeros en la política madrileña en la que entró en 1999 como diputado en la Asamblea. El contacto entre Uribes y Lozano estaba cortocircuitado, y el ministro despachaba los temas relevantes con Alejandro Blanco, presidente del Comité Olímpico Español, sin presencia de la presidenta del CSD. 

El mundo del deporte, descolocado por la zozobra en el cargo de mandamás del CSD, recibirá a otro peso político a cuatro meses de los Juegos de Tokio. En el último ciclo olímpico han tratado con Miguel Cardenal, José Ramón Lete, María José Rienda y Lozano, que ocupaba el cargo desde enero del 2020. "Sin estabilidad es muy difícil avanzar", advierte un destacado presidente federativo.

Franco tiene como tareas más inmediatas decidir sobre la vuelta del público a los estadios (que Lozano atisbaba antes del fin de la temporada de acuerdo con la Liga), sacar adelante la nueva Ley del Deporte (el actual equipo estaba acometiendo una "relectura" del anteproyecto que quedó encallado en el Congreso), que las cámaras aprueben de una vez la Ley Antidopaje (España está en situación de incumplimiento del Código Mundial por no adaptarla), determinar el destino de 300 millones de euros de fondos europeos en el próximo trienio, reformar el ADO, poner en marcha la Fundación que reparta el dinero de los derechos audiovisuales de LaLiga a las federaciones y a su vez gestione los de estas... Tareas que van dilatando entre cambios continuos en la dirección del CSD.

Franco es también secretario general del PSOE en la Comunidad de Madrid, donde ejerció de portavoz del grupo en la Asamblea. En 2017 coordinó la victoriosa campaña de Pedro Sánchez en la Comunidad de Madrid que le hizo regresar al liderazgo del partido. El premio fue concurrir en un relevante número tres de la lista del PSOE en las elecciones al Congreso de los Diputados. El nuevo presidente del CSD se asomó a la primera línea mediática cuando fue imputado por un presunto delito de prevaricación, que fue sobreseído, por permitir la manifestación del 8-M en 2020 pese al riesgo de extensión del incipiente, por entonces, coronavirus. Ahora, una de sus primeras tareas tendrá que ver también con las masas. Las deportivas.