BOXEO

Paige VanZant se estrena con derrota en Bare Knuckle

Paige VanZant, ex luchadora de UFC y que tiene una legión de seguidores en redes sociales, cayó a los puntos en su estreno en Bare Knuckle, boxeo sin guantes.

0
Paige VanZant se estrena con derrota en Bare Knuckle
UFC

Paige VanZant fue una de las mayores promesas de las MMA. Y hablamos en pasado porque con solo 26 años su carrera en la disciplina está en punto muerto. Necesitó solo cuatro peleas (tres victorias y una derrota) para que la UFC llamase a su puerta. Su irrupción en la mayor compañía de este deporte fue asombrosa y se situó con un 6-1 en tres años de profesional. Los planes para ellas eran muy buenos. Gustaba al público y era un filón publicitario, pero desde su combate contra Rose Namajunas, en diciembre de 2015, todo cambió.

Desde ese momento, VanZant ganó dos de sus siguientes seis peleas. En julio de 2020, tras caer ante Amanda Ribas, la joven decidió tomar otro camino. Dejó aparcadas las MMA para dar un cambio radical: se pasaba al boxeo sin guantes. Firmó con Bare Knuckle FC con un único objetivo: "Siento que en MMA tengo el estigma de que solo soy una cara bonita, y esta es la mejor manera de probar a la gente que esa no es la manera en la que me veo. En este deporte es en el que los competidores tienen un índice más alto de sufrir cortes y tener cicatrices permanentes. Es algo que no me preocupa en absoluto", apuntó en el momento de la firma.

Y es que Paige tenía muchos haters, los cuales la llamaban 'la Kourtnikova de las MMA. La comparación con la rusa, era evidente y quería romper con ello. Este viernes, aprovechando el tirón de la Super Bowl, su nueva empresa organizó un show en Lakeland, ciudad a 56 kilómetros de donde este domingo se conocerá al nuevo campeón de la NFL, Tampa (Florida). Su debut no fue como ella esperaba. Dio la cara, pero de nuevo volvió a peder. Lo hizo de manera clara a los puntos (triple 49-46 en una pelea a cinco asaltos de dos minutos) ante Britain Hart, quien disputaba su cuarto pleito en la modalidad. Pese a la derrota, parece que VanZant no se desmoraliza. Subió una foto en Instagram de su rostro tras el combate con el mensaje: "Humilde en la victoria. Humilde en la derrota".

Paige VanZant es un importante influencer en Estados Unidos

Sin duda es un nuevo revés para una luchadora que tras un fuerte despegue no acaba de remontar el nuevo. Pese a ello, en Estados Unidos es una gran influencer. Cuenta con casi tres millones de seguidores en Instagram y ha reconocido que durante su etapa en UFC ganó más dinero con esa red social. Incluso durante la pandemia fue noticia. Junto a su marido, el también luchador de MMA, Austin Vanderford, subió fotos subidas de tono a esa plataforma. Muchos de sus seguidores le pidieron hacerse un 'Only Fans' (red social en la que suben fotografía subidas de tono y solo lo pueden ver suscriptores). Ella lo descartó, pero días antes de su debut en Bare Knuckle FC lanzó su propia web, en la que comenzó a publicar ese contenido por un precio de 19,99 dólares al mes.