WWE

Cena cumple con SmackDown pese al coronavirus y recibe el órdago de Bray Wyatt

John Cena fue el encargado de cerrar un show diferente. Se tuvo que trasladar de urgencia al Performance Center de Orlando y se realizó sin público.

Crónica del WWE SmackDown del 13 de marzo de 2020.
WWE

Es chocante ver un show de WWE en un recinto reducido, sin público y en el que el calor de los fans en el estadio no acompañe la emoción que siente el espectador desde casa. Pero la pandemia mundial provocada por el coronavirus está golpeando al deporte y el wrestling, mejor dicho la WWE, es de los pocos eventos que han podido salir adelante. La compañía se tuvo que ir a su Performance Centrer de Orlando e improvisar cosas. Triple H, por ejemplo, hizo las funciones de comentarista junto con Michael Cole. Y es que la leyenda vale para un roto y un descosido. También fue el encargado de enviar un mensaje a los fanáticos ante esta difícil situación y lo culminó con las tres palabras que resumen todo en WWE y utilizan de eslogan: "Then. Now. Forever". El show debía continuar y WWE lo hizo.

Fuera de la imagen a la que habrá que acostumbrarse (al menos el Raw del próximo lunes 16 se realizará en las mismas condiciones) el SmackDown de este viernes estuvo cargado de momentos especiales. El que mas morbo suscitó en las redes sociales fue el anuncio de que el excampeón de la NFL con los New England Patriots, Rob Gronkwski, estará el próximo viernes en SmackDown. Los rumores apuntan a que ha firmado un contrato con WWE y con esto parece que toma billete a Tampa (ciudad en la que se celebrará WrestleMania, en principio el 5 de abril). Queda una semana para despejar las dudas. También estuvo presente John Cena, quien empezó a vender su combate contra Bray Wyatt, al que no consideró el futuro de la compañía. Justo al responder eso (Michael Cole iba entrevistando sobre el ring), Bray Wyatt apareció, pero esta vez de 'paisano' y no desde la 'Firefly Fun House'. Se puso cara a cara con Cena y le prometió que su combate en WrestleMania será una "matanza". Después la imagen se fue a negro y todo acabó con la macabra risa del 'Fiend'.

Antes, había sido el tiempo para el regreso de Jeff Hardy, quien lució bien tras muchos meses alejado de la competición y derrotó Braon 'King' Corbin, que había interrumpido a Hardy mientras contaba su alegría por regresar tras casi un año de baja. Además, otro de los momentos de la noche fue la intervención de Roman Reings. El 'Big Dog' reclamó el Main Event de WrestleMania e instantes después la compañía anunció la firma del contrato del combate por el Campeonato Universal para dentro de una semana. En el resto de combate, Sasha Banks y Bayley derrotaron a Alexa Bliss y Nikki Cross, pero con la 'colaboración' de Asuka, quien atacó a Bliss. Sin duda su camino a WrestleMania parece que se empezó a unir.

Mientras, Daniel Bryan derrotó a Cesaro. El líder del movimiento del 'Yes' tuvo una curiosa unión, y es que apareció con Drew Gulak, que había dicho que conocía cada uno de sus fallos y fue su rival, haciendo una pelea muy bonita, el pasado domingo en Elimination Chamber. En ese show también brillaron los campeones por parejas de SmackDown, The Miz y John Morrison No pelearon, pero no les faltó tiempo para fardar... esta vez ante la cámara. El público esperaba en casa. La pandemia afectó, pero no pudo con la WWE.