Euroliga
Alba Berlin ALB

-

Olympiacos OLY

-

Zalgiris ZAL

-

Estrella Roja RED

-

AGUAS ABIERTAS | GWANGJU 2019

Otra heroicidad de Martínez, séptimo en un maratón épico

El murciano, que flirteó con las medallas hasta la última vuelta y que llegó solo a 37 segundos del ganador, suma otro top en unos 25 km marcados por la fuerte lluvia.

Alberto Martínez.
Chung Sung-Jun
Premaat Cuidamos de ti y los tuyos Social Premaat

Si nadar 25 kilómetros a mar abierto ya supone un ejercicio físico y mental descomunal, hacerlo con unas condiciones climatológicas adversas eleva los esfuerzos. El Parque Oceánico de Yeosu, al sur de Gwangju y de la isla coreana, sufrió esta mañana una tromba de agua que hizo aún más dura la carrera maratoniana, de casi cinco horas de lucha contra los elementos. Y en esa batalla acuática, Alberto Martínez, que ya había sido octavo en los 10 kilómetros por lo que logró el pase a Tokio 2020, peleó por las medallas hasta el último suspiro: finalmente fue séptimo.

La carrera tuvo un protagonista la mayor parte de la prueba y eso que hubo riesgo de anulación debido a la posibilidad de que cayera una tormenta eléctrica. El húngaro Gergely Gyurta la encabezó hasta que a falta de dos kilómetros su cuerpo dijo basta. Pese a contar con un minuto de diferencia sobre el grupo perseguidor en el que se encontraba Martínez, su cuerpo se paralizó de tal manera que el grupo lo absorbió en un santiamén y desapareció de los puestos de cabeza. Un calvario el que le tocó vivir, llegando hasta la extenuación.

Ana Marcela Cunha.

Antes de todo eso, el murciano flirteaba con las posiciones de medalla, nadando a la par en un grupo de mucha calidad, como la que atesoran los italianos Alessio Occhipinti y Simone Ruffini, el australiano Karl Edwars, los rusos Eugenii Drattcev y Kirill Belyaev y el francés Alex Raymond. A la tercera vuelta, muchos nadadores de la parte de atrás apretaron para colocarse delante ante el riesgo de que la prueba se suspendiera y se mantuviera la clasificación. "En la tercera vuelta pensábamos que iban a parar la carrera por tormenta eléctrica, así que decidimos atacar para ponernos delante", comentó el murciano. "Quizás algunos lo pagamos al final", añade.

Con la prueba ya calmada, y pese a que Martínez se planteó "retirarse" por la fatiga muscular, siguió en el grupo de cabeza avituallando dos veces por vuelta. "La alimenación le ha dado la vida", apuntó el director técnico, Ricardo Barreda. En los últimos metros, se escapó el francés que finalmente logró la victoria con un tiempo de 4:51.06. Justo después llegó el ruso Belyaev, con el mismo tiempo pero con unas décimas de retraso, lo que le valió para conseguir la plata. El bronce se lo llevó el italiano Occhipinti. El resto de nadadores fueron llegando a cuentagotas, entre ellos el debutante Alberto Martínez, a 37 segundos del oro después de una carrera épica en la que volvió a demostrar que ha nacido para las aguas abiertas.

En categoría femenina la ganadora fue Ana Marcela Cunha, que suma su vigésima primera medalla en los Mundiales, que aventajó en ocho segundos a la alemana Finnia Wunram. El bronce fue para la francesa Lara Grangeon.