TIRO OLÍMPICO

Fátima Gálvez: "No me han permitido ganar por ser mujer"

Fátima Galvez compite durante los Juegos Olímpicos de Río 2016.

EDGARD GARRIDO

REUTERS

La internacional española, con la segunda mejor marca, fue excluida de la final general e invitada a que compitiese en la final de damas

Madrid Actualizado:

La internacional española, dos veces olímpica, Fátima Gálvez, no terminó el Grand Prix Costa del Sol en el Club Jarapalo de Alhaurín de la Torre (Málaga). "Me clasifique con la segunda mejor marca para la final general, y allí mismo, sobre la marcha, me dijeron que no podía competir, que era sólo para hombres, y que compitiese en la final de damas", asegura la internacional.

Fátima señala que en ese momento se sintió "agraviada y discriminada, porque en Andalucía siempre hemos podido acceder a las finales generales si rompemos los platos suficientes", asegura. Incluso explica que si bien las inscripciones en damas son más económicas, cuando hay una bolsa de ayuda en juego, "del premio final se retira la parte que se abona de menos en damas respecto a la inscripción masculina", asegura.

La Federación Internacional sí divide las categorías de hombres y de mujeres, pero Fátima señala que "luego los premios son los mismos, para hombres y para mujeres", que no era el caso de este Gran Premio, Open, con 600 euros para el ganador en la categoría general por 150 para las damas. "Si me dicen que sólo opto a la categoría de damas, pues vería si me interesa, porque con lo que pagas de inscripción y estancia, aunque venzas, pierdes dinero. Y no se trataba de ganar dinero, sino de competir con los mejores, y sí, en este momento los mejores en general son hombres", señala la tiradora de Baena.

"Tras acabar segunda en la fase de clasificación general, con 120 platos rotos de 125, a tres del mejor (un inglés) dos compañeros (uno de ellos que no entraba porque tenía la séptima posición) protestaron para que no saliese yo en la general, y sobre la marcha el jurado de competición, con tres extranjeros, me dejó fuera" protesta Fátima, para ella una situación especialmente discriminatoria cuando viene de ganar el campeonato de Andalucía en una final general con hombres y mujeres, "sin discriminación de sexo o de edad".

Asegura que no es un problema que se encuentre en el mundo del tiro "ni de las federaciones Andaluza o Española, que se lo han encontrado este lunes", y recuerda "salvo el que quería entrar en la final y el que estaba dolido por perder con una mujer", todos los tiradores de la prueba querían verla en la prueba definitiva "porque los valores del tiro son de compañerismo dentro de la rivalidad".

No se quedó a ver el desenlace de una final general en la que ella, entre seis, era una de las favoritas. Ganó Mathew Coward, pero sin la oposición de la internacional española, la mejor escopeta nacional del torneo que, además, en la clasificación general la coloca en la segunda plaza.