Competición
  • LaLiga SmartBank
  • Copa Argentina
LaLiga SmartBank
Copa Argentina
FINALIZADO
Central Córdoba (Santiago del Estero) Central Córdoba (Santiago del Estero) CSE

1

Estudiantes Estudiantes EST

0

Balonmano

El Barcelona arrolló al Atlético Valladolid sin darle tregua

La defensa azulgrana, intensa

Los azulgrana salieron en tromba, y aunque los locales lograron una primera remontada, luego ya no pudieron mantener el ritmo

Valladolid

El Barcelona no perdonó los numerosos errores y pérdidas cometidos por el Recoletas Valladolid, provocados por la gran defensa azulgrana, e impuso su autoridad en Huerta del Rey, una cancha que históricamente le había resultado complicada (24-41).

Como había avisado el técnico vallisoletano, David Pisonero, el cuadro catalán salió en tromba, dejando clara su intención de no dejar pasar ni un minuto sin dar tregua a su rival, imponiendo un intenso ritmo de juego y una férrea defensa que se tradujo en un 0-5 en los primeros seis minutos.

El tiempo muerto de los locales y, sobre todo, la entrada en pista de Adrián Fernández aportó mucha más fuerza al Recoletas y una mejor visión de juego, lo que sorprendió en primera instancia a los de Xavi Pascual, al recortar las diferencias a solo dos goles (6-8), gracias también a la actuación de Calle en la meta vallisoletana.

De un posible 7-8, se pasó a un 6-12, tras la reacción del equipo azulgrana, que hacía muy sencilla la anotación, merced a la calidad de sus jugadores, en cualquiera de las posiciones, tanto en el juego de continuidad como con la potencia lanzadora de sus exteriores, que volvieron a romper el partido.

Los vallisoletanos trataron de intensificar su defensa, pero ni el 5-1 ni el 6-0 era capaz de frenar a los jugadores del Barcelona, que aprovechaban cada ataque y cada error local para aumentar la renta hasta los ocho goles (8-16), que se quedaron en seis antes del descanso (13-19).

Tras la reanudación, el Barça retomó su versión más competitiva para anular a los locales, cuyos fallos fueron aprovechados uno a uno por el cuadro catalán para poner tierra de por medio (14-23), lo que trató de frenar Pisonero con un nuevo receso que, esta vez, no sirvió de nada.

Los locales, ante la presionante defensa del Barça, perfectamente sellada con Pérez de Vargas en la portería, se bloquearon y siguieron acumulando fallos, de los que el rival no se apiadó, con lo que la renta alcanzó los trece tantos (18-31) en el ecuador de la segunda mitad, para seguir creciendo hasta el final del encuentro.

0 Comentarios

Normas Mostrar