NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

GALATASARAY-RAYO VALLECANO

Andrés Martín vale una entrada

Un golazo del jugador de 23 años da la victoria al Rayo en el campo del Galatasaray. De Tomás disputó la segunda mitad y merodeó el gol mientras recupera la chispa.

Actualizado a
Andrés Martín celebra su golazo al Galatasaray.
Andrés Martín celebra su golazo al Galatasaray.SEDAT SUNAEFE

Los partidos amistoso sirven para desengrasar, ajustar, ponerse a punto, progresar... y ver espectáculo. Y de esto último ya se ocupó un Andrés Martín que dejó uno de los grandes goles del año, aunque se produzca en un partido no oficial. Conduciendo desde la banda derecha hacia su pierna zurda, soltó un latigazo violento y preciso que se coló en la red tras tocar en la escuadra. En época de Mundial, hizo evocar a la mente esa jugada patentada por Robben o Podolski entre otros y que cambió la tendencia de un partido que parecía volcado del lado del Galatasaray en los primeros minutos.

Un gol que no alegró a la grada turca, pero sí dio valor a su entrada. La primera mala noticia para la afición del Galatasaray había llegado antes del inicio del partido. Falcao, exjugador del conjunto de Estambul, no se vestiría de corto y se quedaba fuera de la convocatoria de Iraola. Un enfado para los desplazados que quiso compensar su plantilla apretando arriba en los primeros instantes. Lanzados con balones largos a la espalda de la defensa, Yunus estaba a punto de abrir el marcador a los 11 minutos con un gran desmarque, maniobra y vaselina que tocó el palo antes de marcharse fuera para alivio de Dimitrievski. El propio portero macedonio sería protagonista poco después con una gran parada a Baris. También Juan Mata, uno de los nombres históricos del Galatasaray junto a Gomis, golpeaba una falta con esa magia que no perderá nunca y que se marchaba lamiendo la escuadra.

Sin embargo, pasados esos primeros 20 minutos de sufrimiento y agobio, el Rayo comenzó a estirarse a partir de Álvaro García. Iraola había alternado en el once a titulares y suplentes y volvía a contar con su puñal por la izquierda, que no sabe de amistosos. Mordía, robaba y salía dejando claro que el equipo turco es más potente en ataque que en defensa. Camello no conseguía embocar un fantástico pase atrás de Álvaro mientras el Rayo dejaba claro que había despertado... hasta que Adrián Martín puso la puntilla. Una genialidad que provocó que sus compañeros acabasen con las manos en la cabeza tras el extraordinario golpeo y que a la postre dio un triunfo que suma confianza.

Iraola movía al equipo en el descanso y daba 45 minutos para un Raúl de Tomás que ya había redebutado contra el Fenerbahçe y que va poniéndose a tono de cara a poder competir en partido oficial en enero. Le acompañaban Diego López, Isi y Comesaña en un cambio de cara importante para la segunda mitad apostando por jugadores con peso y calado. Aunque no todo pudieron ser buenas noticias para el técnico de Usúrbil. En el minuto 48 Trejo iba al suelo y tenía que salir sustituido por Nteka. No son los amistosos escenario para arriesgar y ahora solo queda cruzar los dedos para que las molestias del chocota queden solo en eso. Desde entonces, el partido vivió en un equilibrio máximo.

Quizás no sea el final más divertido para el aficionado, pero sí el más útil para los entrenadores. Pura competición pese a no haber puntos en juego. Lejeune y Mario Suárez, los dos únicos rayistas que completaron el duelo, se hicieron fuertes en el centro de la zaga, y RdT estaba cerca de reencontrarse con el gol. El punta sumó unas características muy diferentes a las de Camello. Si el jugador cedido por el Atlético no paraba de tirar desmarques al espacio, De Tomás baja más a recibir y combinar entre líneas. Gozaría de dos ocasiones importantes, una de ellas en un mano a mano donde sí se le notó la inactividad y algo de falta de chispa. Para eso están estos partidos. Pozo por su parte también podía ampliar la ventaja en varias ocasiones, mientras que Bebé y su optimismo buscaban puerta desde distancias lejanas. El Galatasaray intentó apretar con Demir, ex del Barça, ya sobre el campo, pero el Rayo tiró de oficio para hacerse con una victoria que suma confianza y buenas sensaciones a un equipo que siempre quiere ser protagonista.

RESUMEN

Galatasaray: Kocuk; Dubois, Bardakci, Baltaci, Van Aanholt; Kutlu, Aksaka; Akgun, Mata, Yilmaz; Gomis. También jugaron Demir, Bayram, Karatas, Sacha Boey, Demiroglu, Almazbekov, Yesilyurt y Akman.

Rayo Vallecano: Dimitrievski; Balliu, Lejeune, Mario Suárez, Chavarría; Valentín, Unai López; Álvaro, Trejo, Andrés Martín; Camello. También jugaron Diego López (ps), Nteka, Comesaña, Isi, De Tomás, Bebé, Pozo, Mario Hernández y Fran García.

Gol: 0-1: M.34 Andrés Martín.

Árbitro: Ali Sansalan (TUR).

Estadio: NEF de Estambul (Turquía).
Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?