NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

ALEMANIA

El Borussia Dortmund no tira la toalla con Bellingham

Pese a que parece probable la salida del jugador inglés este verano, el Dortmund ha reaccionado y quiere renovarle. Y si no, le ponen precio de partida: 150M€.

Actualizado a

Jude Bellingham se ha consolidado como uno de los jóvenes con más futuro, y a la vez con más impacto actual, del fútbol europeo. Con solo 19 años, se ha convertido en un fijo en la selección inglesa y en el Borussia Dortmund y tiene una valoración de mercado de 72 millones de euros según Olocip. Un talento precoz cuya carrera, que no ha hecho nada más que empezar, apunta a ser meteórica. Y un futbolista que, además, promete acaparar protagonismo el próximo verano.

Bellingham está vinculado con el Dortmund hasta 2025. Eso significa que, en la próxima ventana estival, le restarán solo dos años de contrato. Motivo más que suficiente como para que el conjunto de Westfalia se siente con el jugador para abordar su futuro, siempre con el aliento en la nuca de gigantes del fútbol europeo de la talla del Liverpool, el Real Madrid o el Manchester City. Y aunque parecía que su salida durante el verano que viene estaba hecha, su caso ha dado otra vuelta de tuerca: según informa The Athletic, el BVB está sopesando en plantearle una oferta de renovación.

“Jude está muy feliz en el club, está muy comprometido con nosotros. Ojalá pueda quedarse la próxima temporada y por mucho tiempo. Tratamos de mantener a nuestros mejores jugadores. Jude es uno de ellos y tratamos de mantenerlos el mayor tiempo posible.” Esas fueron las palabras de Sebastian Kehl, director deportivo del Dortmund, sobre la continuidad de Bellingham concedidas a la emisora británica BT Sport. Además, The Athletic también afirma que no es cierto que se resignen a perder al jugador en verano de 2023 y niega también que haya habido contacto con el Liverpool, uno de los clubes que protagonizan la carrera por su fichaje.

Así pues, el Borussia Dortmund estaría valorando la posibilidad de ofrecerle mejores condiciones contractuales a Bellingham para ahuyentar a los clubes que han mostrado interés en él y que se lanzarían con todo el año que viene para intentar ficharlo. Una cuestión clave es que, al contrario que Haaland, el joven británico no tiene cláusula de rescisión. El noruego salió por 60 millones previo pago de la cláusula, pero en este caso prefieren renovar y que sean los clubes los que negocien. Y le han puesto precio para una hipotética salida: 150 millones. El objetivo, por lo tanto, es claro: lograr una venta récord que supere por mucho a la de Haaland. O eso, o quedárselo más tiempo si nadie está dispuesto a desembolsar una cantidad tan mareante.

La batalla ya ha empezado

Pese al interés del Borussia Dortmund en “blindarle”, sigue habiendo interés evidente de cinco grandes clubes en Jude Bellingham. Los candidatos son el Real Madrid y cuatro gigantes de la Premier: Liverpool, Manchester City, Manchester United y Chelsea. Cinco equipos con músculo económico suficiente y que podrían entrar en la puja hasta las próximas consecuencias por varios motivos. Aunque todos partirán de un denominador común: a todos les pedirán 150 millones de euros si quieren llevárselo.

El Madrid se encuentra en pleno relevo generacional en el centro del campo. Llegó Camavinga el pasado verano, se consolidó Fede Valverde y este año fichó a Tchouameni, recambio de garantías para Casemiro. Desde el Bernabéu, confían en que Bellingham es el futbolista idóneo para sustituir a Luka Modric. Se trata de un jugador polivalente que puede rendir tanto de interior como de mediocentro y que terminaría de revitalizar la “sala de máquinas” del conjunto blanco. Según la SER, ya había preparado una oferta de 90 millones. No obstante, el próximo Mundial de Qatar será un buen baremo para saber si esa cantidad se queda corta o no.

Respecto a los equipos Premier, las necesidades o motivos son variados. El Manchester City, que ha dado otro paso adelante este verano fichando a Haaland, quiere dar otro el año que viene con Bellingham, que llegaría como recambio de un Gündogan que apunta a salir o de Bernardo Silva, cuya continuidad también ha sido puesta en entredicho en multitud de ocasiones. Su rival de la ciudad, el Manchester United, no renuncia a otro centrocampista pese a la llegada de Casemiro y busca un perfil más parecido al de Frenkie de Jong, fichaje frustrado. El Chelsea, por su parte, anda buscando refuerzos en la medular ante la tesitura de un Jorginho que aún no ha renovado y que termina contrato el próximo verano. Por último, el Liverpool busca rejuvenecer su centro del campo con un jugador que pudo haber sido suyo mucho tiempo atrás.

Un destino fijado por su familia

Tal y como se refleja con anterioridad, Bellingham estuvo a un paso de jugar en el Liverpool hace una década. Cuenta The Athletic que en 2012, cuando militaba en el equipo sub-11 del Birmingham City, el joven Jude viajó a Liverpool con sus padres para pasar dos días en la academia de Kirkby. Fue una estancia corta, pero le dio tiempo a encandilar al personal con su juego y, sobre todo, con una madurez inaudita para su edad.

Entonces, el Liverpool decidió realizar una oferta de 9.000 libras esterlinas para reclutarlo de forma definitiva en su academia (unos 10.200 euros al cambio). Una propuesta jugosa que fue declinada por su familia, que se negó a que su hijo cambiase Birmingham por el Merseyside. A día de hoy, el padre sigue teniendo una gran influencia en la carrera de su hijo y tendrá mucho que decir en el caso de un hipotético traspaso.

Así fue como el Liverpool se quedó sin Bellingham hace ya casi diez años. Ahora, los ‘Reds’ lo consideran el jugador perfecto para que recoja el testigo de hombres tan importantes para la entidad como Jordan Henderson o James Milner. Además, ayudaría a paliar el problema de lesiones que está teniendo Jürgen Klopp desde que empezó la temporada en esa demarcación. Un fichaje tan deseado y necesario como competido con otros transatlánticos del viejo continente. Porque el caso Bellingham, pese a que el Dortmund quiere hacerse fuerte, está más caliente que nunca.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?