NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

INGLATERRA

Acuerdo Premier-Arabia: cuestión de Estado

La Premier vota en contra de prohibir las cesiones de jugadores entre clubes saudíes e ingleses y “resuelve las diferencias” para la adquisición del Newcastle con el visto bueno del Gobierno británico.

Londres (Inglaterra)Actualizado a
Acuerdo Premier-Arabia: cuestión de Estado

Sea cual sea el tema o la situación, Arabia Saudí siempre termina topándose en el camino de la Premier League. Y es que son cada vez más los asuntos que relacionan al fútbol inglés con el saudí, sobre todo tras la adquisición del Newcastle por parte del Fondo de Inversión Pública saudí. Apenas un día después de que The Athletic informase que “los equipos de la Premier League votarán una propuesta para prohibir los traspasos de jugadores entre clubes vinculados” a raíz de los rumores sobre una posible cesión de Rúben Neves los magpies, una votación que ha tenido lugar en el día de hoy, el propio primer ministro británico, Rishi Sunak, confirmó la creación de un regulador independiente del fútbol “para salvaguardar el futuro de los clubes ingleses”.

El denominado en las islas británicas como IREF, nacido del borrador White Paper en 2021 tras el colapso de la Superliga y que se pondrá en marcha a partir de 2024, tendrá como objetivo, entre otros muchos, imponer pruebas más estrictas a los propietarios de los clubes y mejorar el test a dueños y propietarios para evitar problemas económicos en los clubes, así como acotar la creación de nuevos clubes estado. En otras palabras, una importante ganancia de poder por parte del Gobierno británico, en detrimento de la Premier League, sobre el fútbol inglés, la cual podría repercutir en la llegada de posibles nuevos inversores.

Sin embargo, aunque Gobierno y liga inglesa siempre han dado a entender ir de la mano en la protección del fútbol inglés, la última investigación de The Athletic ha desvelado que ninguno puso excesivas trabas a la llegada de Arabia Saudí a St. James’ Park: “Los correos electrónicos enviados por el embajador del Reino Unido en Arabia Saudí dicen que, en una conversación con un funcionario del Ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido, la Premier League ‘había acordado resolver las diferencias’ con el PIF (Fondo de Inversión Pública saudí) para que la adquisición del Newcastle pudiera ‘seguir adelante’”.

Si bien la Premier League insiste en que el Gobierno británico, aunque estaba predispuesto a ayudar, no influyó en la aprobación de la compra de los magpies, este medio apunta que se produjeron dos reuniones de funcionarios del Ministerio de Asuntos Exteriores con la Premier League antes del anuncio. Al mismo tiempo, un funcionario de dicho ministerio escribió que, aunque los críticos hablaran de ‘lavado de imagen deportivo’ tras la adquisición saudí del Newcastle, “en realidad representaba una oportunidad para ‘exponer’ los progresos de Arabia Saudí” y el propio Ministerio de Asuntos Exteriores tenía como objetivo ofrecer asesoramiento sobre la adquisición para promover una imagen diferente de Arabia Saudí en el Reino Unido”.

La Premier vota en contra de prohibir los traspasos entre clubes asociados

Ya es oficial. La votación sobre la prohibición de los préstamos de jugadores entre clubes del mismo propietario que se ha celebrado hoy en la junta de accionistas de la Premier League ha sonreído a favor del Newcastle al salir en contra. Por un voto de diferencia (13 a 7), ya que las nuevas medidas a implantar en la máxima división del fútbol inglés necesitan de una mayoría de 14 votos a favor, los clubes ingleses podrán incorporar futbolistas de clubes asociados durante la próxima ventana de traspasos.

En otras palabras, el Newcastle, cuyo propietario es el Fondo de Inversión Pública saudí, podría incorporar jugadores en enero en calidad de cedidos desde la liga saudí. Todo surgió al informar en Inglaterra del posible préstamo de Rúben Neves, jugador del Al Hilal, al equipo de St. James’ Park como reemplazo del sancionado Sandro Tonali, un interés que The Athletic se ha encargado de descartar. Pero la decisión de que los clubes con los mismos propietarios sean libres de negociar en enero no solo afecta a los magpies, ya que otros clubes como el Crystal Palace (con el Olympique de Lyon) o el Brighton (con el Union Saint-Gilloise) también se ven beneficiados.

Una vez conocida la votación, The Times dio el nombre de los siete equipos que han evitado que la normativa se ponga en marcha: además del Newcastle, dos equipos que se presumía que votarían en contra fueron el Chelsea y el Manchester City. A estos se unieron también Everton, Wolverhampton, Nottingham Forest y, en último lugar, el Sheffield United. Según apuntó este medio, “otros clubes se enfadaron porque el Sheffield United, también de propiedad saudí, se unió al bloque opositor”.

Sigue el canal de Diario AS en WhatsApp, donde encontrarás todas las claves deportivas del día.

Normas