NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

GRANADA

Paralisis en Los Cármenes

Sin dirección deportiva, con Patricia Rodríguez, Directora General, en la cuerda floja y sin enternador, todo está parado en el Granada. Ni renovaciones, ni fichajes, ni planificación...

GranadaActualizado a
 Javier Aranguren y Sophia Yang tras consumarse el descenso.
ParkerDIARIO AS

Las cosas de palacio van despacio. Así, desde luego, van las cosas en el Granada. Una semana hace ya que se ha consumado el descenso a Segunda División y mientras sus compañeros de viaje a la división de plata ya empiezan a planificar la próxima temporada, configurar sus plantillas y tomar decisiones, en Granada todo va un poco más lento. De momento, la única novedad en estos siete días ha sido la salida de la dirección deportiva con Pep Boada a la cabeza lo que ha paralizado toda la estructura deportiva. Ni planificación, ni entrenador, ni renovaciones, ni qué hacer con los cedidos...

La salida de Pep Boada y su equipo ha sido hasta ahora el primer y único paso del Granada. Sin embargo, su cabeza podría no ser la única en rodar. La directora general, Patricia Rodríguez, está en entredicho. Ahí ha señalado la afición. La dirigente ha cuadrado cuentas desde que llegó, nada fácil, y ha mantenido unas buenas relaciones con LaLiga, pero en el césped las cosas no han salido. Ni con Boada, ni con Robert Moreno ni con la apuesta de Torrecilla ni con el intentó in extremis de Karanka. Así que la vasca ahora tiene que lidiar con unas cuentas que menguan y resestructurar de nuevo toda la parcela deportiva. 

La falta de una cabeza visible en la parcela deportiva tienen las oficinas de la Ciudad Deportiva paralizadas. El primer paso es encontrar un nuevo director deportivo. Se habla de Loren, ex de la Real Sociedad, también de Nico Rodríguez, que trabajó con Patricia en el Elche, pero aún no hay novedades al respecto. Hasta que no haya un nuevo director deportivo no habrá entrenador. Karanka aún no ha dicho no, espera paciente ver qué pasa en la parcela deportiva y qué proyecto le puede ofrecer el club. A partir de ahí, habrá que ver si sigue el vasco o se busca un nuevo director de orquesta. Una vez se tenga clara la estructura deportiva, habrá que empezar a pensar en la plantilla.

La plantilla cuenta con un número alto de jugadores con contrato en vigor, que, sin embargo, tendrán que ir saliendo. Por sueldos, por proyecto, por el crecimiento y evolución del propio futbolista y por cuadrar las cuentas después del descenso. Jugadores clave este curso como Maximiano, Duarte, Gonalons, Milla, Machís o Luis Suárez podrían tener sus horas contadas con la horizontal. Pero estos movimientos no podrán empezar a producirse hasta que haya una estructura deportiva. Tampoco las renovaciones. Germán Sánchez y Escudero lo tenía prácticamente cerrado, pero ambo están a la espera de la nueva dirección deportiva. Raba, Eteki, Bacca y Montoro no está tan claro que vayan a seguir. Aunque nadie tiene su futuro asegurado. Tampoco los cedidos, con los que hay que tomar decisiones. Adrián Marín, Abram, Monchu o Antoñín podrían reforzar al equipo y buscar una salida, mientras Butzke sí que tendría cabida en el primer equipo después de su buenhacer en Portugal.

Sin embargo, una semana después de consumarse el descenso, el Granada sigue paralizado. Ni proyecto, ni dirección deportiva, ni entrenador. El tiempo pasa y el resto de equipos podrían empezar a atar jugadores interesantes...

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?