NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

VALENCIA | ANÁLISIS DE MERCADO

La magia de la Copa y Bryan Gil potencian la ilusión en Mestalla

Apenas quedan 500 entradas a la venta de las disponibles para el partido contra el Cádiz en Mestalla, en el que debutarán los refuerzos de enero: Cömert, Ilaix y Bryan Gil.

Actualizado a
Bryan Gil.
DAVID GONZALEZDIARIO AS

El Valencia cerró el mercado de fichajes con mejor sabor de boca del que aventuraba la inquietud de Bordalás en sus últimas ruedas de prensa. El Valencia se ha reforzado con tres futbolistas: un central, Eray Cörmert, una apuesta de club; un centrocampista, Ilaix Moriba, una oportunidad de mercado; y Bryan Gil, una petición expresa del entrenador. Por el contrario, del vestuario se han marchado cinco futbolistas: Jason (solo 72 minutos en Liga), Piccini (323'), Rivero (0), Álex Blanco (0), Manu Vallejo (89') y Daniel Wass (1592', el único que tenía galones con Bordalás y que los dejó en la taquilla en cuanto el Atlético llamó a su puerta).

El Valencia bajó la persiana al mercado sin el refuerzo de un '6'. El equipo sigue huérfano de un centrocampista de contención desde que se fuera Geoffrey Kondogbia. A priori era una de las posiciones a reforzar en este mercado invernal y, de hecho, uno de los primeros nombres que sonó fue precisamente el de Wakaso. Después se han mantenido contactos con otros pivotes como Diawara, Malsa o Jonsson, pero finalmente el Valencia se quedó como estaba en esa demarcación, haciendo un cambio de piezas, Wass por Ilaix, a raíz de la presión del danés para marcharse y una vez el Atlético subió su oferta a los 2,7 millones.

Bordalás afrontará la fase decisiva de la temporada con Hugo Guillamón, Carlos Soler, Racic, Koba y el recién llegado Ilaix para ocupar las dos posiciones del centro de la medular. El Valencia sí se ha reforzado en la posición que para el club era prioritaria cuando empezó el mes de enero: la del central. Ahí el club rechazó la petición del entrenador, que era Aridane, al menos en los términos que exigía Osasuna, y no ejecutó la opción que tenía sobre Álvaro González para que este llegara cedido porque no era el perfil que quería Bordalás.

Ilaix Moriba.
Ampliar
Ilaix Moriba.DAVID GONZALEZDIARIO AS

Finalmente se incorporó a Eray Cömert. El Valencia apostó (800.000 euros) para hacerse con los servicios del internacional suizo del Basilea, que a sus 23 años ha sido traspasado en enero por su negativa a renovar su contrato que acababa el próximo verano. El rendimiento a corto plazo de Cömert, aunque ha firmado hasta 2026, es una de las incógnitas a resolver ahora que se reanuda la competición. De hecho, el central, sin Paulista y Alderete lesionados, se perfila como titular en el partido de Copa contra el Cádiz. Desde luego ambición no le faltó en su presentación.

Precisamente la Copa y Bryan Gil da un soplo de aire fresco a la ilusión del valencianismo. La llegada del gaditano genera la expectación que acompaña a los artistas del balón. Bryan Gil le aporta al ataque blanquinegro un desequilibrio y recursos por banda diferentes a los que tiene y, si las lesiones respetan a los jugadores, le dan caché de primer nivel a las bandas (Gayà-Bryan Gil; Thierry-Carlos Soler).

Bryan Gil es un fichaje que ya puso sobre la mesa Bordalás en verano, aunque se descartó cuando el Tottenham entró en la puja con el Sevilla por el gaditano, y que volvió a solicitar en la reunión que mantuvo con Anil Murthy y Miguel Ángel Corona el pasado miércoles 12 de enero. De esa reunión transcendió que Bordalás se desmarcaba de la planificación por la inacción del club a la hora de reforzar la plantilla, si bien, la llegada de Cömert, Ilaix y, principalmente, la de Bryan Gil (un millón por cinco meses de cesión) relativiza la teoría de la metamorfosis, esa que transformaba a Bordalás en un Javi Gracia. A los tres refuerzos mencionados de enero hay que sumarle los de verano: Alderete, Foulquier, Marcos André, Hélder y Hugo Duro, sin olvidar que en dos ventanas solo se ha traspasado a Wass.

Cömert.
Ampliar
Cömert.LAZARO DE LA PENAVALENCIA CF

El Valencia, en este mercado de enero, además, ha visto como mantiene el tirón entre los futbolistas pese a la crisis social en la que habita. La voluntad de Ilaix y Bryan Gil para recalar en Mestalla ha sido clave para poder acometer sus incorporaciones en calidad de cedidos (pretendientes tenían ambos) y Cömert también recalcó que cuando supo del interés del Valencia, ni se lo pensó, influyendo en su caso la presencia de su viejo compañero Omar Alderete, que le habló maravillas de su experiencia en Valencia, como Carlos Soler a Bryan Gil.

La presencia del Valencia en los cuartos de final de la Copa del Rey ha sido otro factor clave para la llegada de Ilaix y Bryan Gil, que veían que están a tres partidos de pelear por un título. Ello y la juventud del proyecto blanquinegro (es la plantilla más joven de la Liga y la undécima de las cinco grandes Ligas), que es un reclamo para talentos precoces como el que ambos atesoran. Pero la Copa es un estímulo en el vestuario y también entre los aficionados, que van a acudir en masa a la llamada del partido y al debut de los nuevos.

La Copa vuelve a Mestalla tres años después... con refuerzos que ver

Apenas quedan 500 entradas a la venta para el encuentro de mañana contra el Cádiz, en el que cabe recordar que los socios no pagan y en el que por la pandemia el aforo queda reducido a un 75%. El Valencia, inicialmente, puso a la venta 3400 entradas, que se ampliaron hasta 4200 con los asientos liberados por los abonados que por circunstancias personales no pueden o no quieren asistir al encuentro. De ellas, hasta la noche de ayer, se habían vendido 3700. Así, en Mestalla, a la magia de la Copa se suma la expectación que genera los refuerzos.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?