INGLATERRA

Pesadilla en enero para Tuchel

Rüdiger, Christensen y Azpilicueta acaban contrato en junio y ninguno ha renovado. Todos son piezas clave en el Chelsea. El alemán y el danés, lejos en estos momentos.

0
Pesadilla en enero para Tuchel
DANIEL LEAL-OLIVAS AFP

Como si de un guion de Tim Burton se tratase, el Chelsea puede vivir una verdadera pesadilla después de Navidad. La razón no es otra que el problema contractual que tiene en su retaguardia. Antonio Rüdiger, Andreas Christensen y César Azpilicueta, además de tres vértebras indispensables del esqueleto blue, terminan contrato el próximo mes de junio y ninguno de ellos ha renovado por el momento: es decir, en enero serán libres de buscar nuevo destino y a coste cero.

El último en hacer saltar la alarmas fue un Christensen cuyas negociaciones parecen encalladas. 'Goal' informa de la lejanía de posturas entre el jugador y el club, que pretende que siga en el furgón de cola salarial, algo que ha hecho al internacional danés sentirse poco valorado por la entidad. Con Tuchel, su importancia ha ido en aumento y el deseo de Andreas es seguir creciendo en Stamford Bridge. Sin embargo, si en Londres no se dan prisa, pronto tendrán que enfrentarse al aluvión de sirenas que, a buen seguro, cantarán al oído de nuestro protagonista.

El 'caso Rüdiger' lleva tiempo con visos de convertirse en culebrón, puesto que el tira y afloja entre el central y el Chelsea no termina de llegar a un punto común. PSG, Real Madrid y Bayern se frotan las manos y ya conocen el salario que habrían de pagar para hacerse con uno de los defensas más en forma de Europa, al menos desde que el cambio de Tuchel por Lampard cambió su paradigma personal. Por unos 12 millones de euros recibirían el 'si' de Antonio. De nuevo, el Chelsea tiene la pelota en su tejado, pues la primera opción del futbolista es quedarse, pero no esperará eternamente y enero está a la vuelta de la esquina...

Un capitán histórico, ¿en peligro?

Por último, tenemos al gran capitán de la entidad, un Azpilicueta que parece complicado imaginárselo fuera de Stamford Bridge. Hace escasos meses hizo historia, al ser el primer español en portar el brazalete como campeón de la Champions en un equipo extranjero. Con la Roja también se ha convertido en indiscutible para Luis Enrique y ha visto premiada su temporada con su nominación para el Balón de Oro.

Minutaje del Chlesea esta temporada.

Sin embargo, su contrato termina en junio, al igual que el de sus compañeros, y el reloj cada vez tiene menos arena. No ha trascendido información acerca de su futuro, pero a medida que se acerque 2022 seguro que habrá equipos interesados en su situación. De esta manera, Tuchel tiene a los tres defensas que más ha utilizado en la presente temporada con su futuro en el aire. Por mucho fichaje que se hiciera el verano próximo (¿Koundé?), serían unas pérdidas difíciles de subsanar.