GIRONA

Michel y Borja García se enfrentan a su pasado sin reblar

El técnico logró un ascenso a Primera con el Huesca la 2019-20 y hace sólo un año dirigió al mediapunta en el conjunto oscense. Samu Saiz también tiene pasado azulgrana.

0
Michel y Borja García se enfrentan a su pasado sin reblar
Girona FC

El Girona-Huesca de este sábado está marcado en rojo por el vestuario rojiblanco. Se trata de una oportunidad inmejorable para dar un golpe sobre la mesa y reconducir la mala situación en la que está inmersa el equipo. Pero hay más y es que Michel, Borja García y Samu Saiz revivirán su pasado. Los tres defendieron el escudo del bloque oscense y los que más reciente tienen esa pasión por no dejar de reblar nunca son el técnico y Borja. El curso pasado, con el Huesca en Primera, lucieron el escudo azulgrana y este sábado lo tendrán delante.

Michel guarda un bonito recuerdo de su paso por Huesca porque fue allí donde selló su segundo ascenso como entrenador a Primera División. Fue la 2019-20 y se ganó el cariño de la afición oscense. El problema fue que un curso después los malos resultados le lastraron y sólo aguantó 18 jornadas. Pese a ello, su periplo en Huesca fue positivo y es que en los 561 días que estuvo en el cargo de entrenador dirigió 64 encuentros con un balance de 24 triunfos, 16 empates y 24 derrotas (1,38 puntos por partido). Precisamente la campaña pasada, en el club azulgrana, dirigió a Borja García. El mediapunta fichó con la ilusión de volver a competir en Primera, pero no tuvo un año sencillo. Únicamente disputó 21 partidos y firmó un gol. Este verano, además, fue agitado para él porque hasta los últimos minutos del mercado no pudo desvincularse del Huesca y fue después cuando vio cumplido su sueño de volver a llevar la camiseta del Girona.

Y, por último, hay otro miembro de la plantilla del Girona que tiene pasado en el Huesca: Samu Saiz. Estuvo dos temporadas, 2015-16 y 20 16-17, y se puede considerar que explotó como futbolista. Como mínimo fue feliz porque jugó 74 encuentros (sólo en el Girona ha tenido mayor continuidad, 75) y logró 15 goles y 11 asistencias.

Ignasi Miquel, un espía

En el Girona, actualmente, hay dos jugadores que han vestido la camiseta del Huesca, pero también hay quien ha hecho el camino inverso. Se trata de Ignasi Miquel. Hace dos cursos se logró su cesión del Getafe para tratar de volver a Primera por la vía rápida tras el descenso, pero el Elche les despertó del sueño en la final del playoff. Miquel disputó 24 partidos e hizo un gol.