GETAFE

Bajón y dudas en torno al nuevo Getafe de Míchel

La derrota ante el Elche provocó la reacción de una parte de la grada contra el entrenador. Los azulones no han puntuado todavía.

Getafe
0
Bajón y dudas en torno al nuevo Getafe de Míchel
AFP7 vía Europa Press AFP7 vía Europa Press

Después de cuatro jornadas el Getafe se ha encontrado con las primeras dudas inesperadas que abarcan al equipo y por supuesto a su entrenador. Sorprendió, porque la competición está arrancando, que un sector del Coliseum pidiese ya la marcha de Míchel en el tramo final del partido ante el Elche. El choque que por el resultado y las formas ha supuesto un bajón tremendo dentro de los ánimos azulones. Hay varias claves para entender el peor inicio del Getafe desde que llegó a Primera División.

Indefinición: Míchel quita presión a sus chicos asumiendo las culpas de los malos resultados. Sí se puede achacar a su gestión la indefinición táctica del equipo, que ha cambiado de sistema de un partido a otro y durante los mismos. Tiene alternativas, pero no tiene un plan A definido.

Calendario: Valencia, Sevilla y Barça han supuesto una losa. El Getafe no ofreció una mala imagen en ninguno de los tres primeros partidos de Liga, pero acabó sucumbiendo, unas veces por errores puntuales, otras por calidad del rival. Lo del Elche fue otra cosa diferente.

Falta gol: La temporada pasada el Getafe fue el equipo que menos goles marcó en LaLiga y esta va por el mismo camino. Un gol de Sandro en el Camp Nou es el único que festejaron los azulones. El equipo está generando pocas ocasiones realmente claras.

Agresividad: Sobre todo en el último partido, se vio a un equipo falto de energía o con menos intensidad que antes en los duelos. Como admite Míchel, el fútbol es un juego y una competición. Lo segundo debe recuperarlo rápido su equipo.

Cuestiones a resolver por Míchel y los suyos para eliminar cuanto antes las dudas que generan los malos resultados. En una semana los getafenses afrontan dos derbis que pueden marcar mucho al equipo. El sábado visita a Vallecas y el martes llega el Atlético al Coliseum. La reacción es obligada.