RACING

Cedric llega como un tiro: un gol cada 78'

El delantero nigeriano solo se ha quedado sin marcar en el estreno ante el Amorebieta y contra el Burgos, partido en el que no logró transformar un penalti

Santander
0
Cedric llega como un tiro: un gol cada 78'
Nacho Cubero Diario AS

La primera incógnita del curso 21/22 en el Racing ya está resuelta: Cédric es el que acabó la pasada temporada y no el que la inició. El delantero centro nigeriano no solo ha marcado cuatro goles en los 312' que ha estado sobre el césped esta pretemporada, un tanto cada 78', sino que en todos los partidos ha dado sensación de poderío, superioridad respecto a sus marcadores y se ha generado opciones claras de gol. El pasado sábado en Lezama fue un buen ejemplo de ello.

Esta pretemporada estaba en La Albericia en perfecto estado de revista el primer día y eso se ha notado. No se ha perdido ni una sesión y ha participado en los seis partidos de pretemporada. Hace un año, en cambio, llegó de Bélgica cuando la pretemporada agonizaba y solo pudo jugar 36' del último de los ensayos veraniegos de Javi Rozada, frente al Amorebieta (1-2). Llegaba entonces, desmoralizado y fuera de forma, del Mouscron, de la Primera belga, en donde apenas jugó 8 partidos en un año y no le ayudaron a recuperarse bien de la lesión del tendón cuadricipital que sufrió en 2019 en Fuenlabrada.

El primer gol del verano lo anotó en Sarón, a pase de Jorrín: era el 0-2 para el Racing.

Pese a haber sido casi siempre titular tanto con Rozada como con Solabarrieta, lo cierto es que Cédric, que tardó tres meses en marcar su primer gol, solo empezó a demostrar el nivel que se le suponía en la segunda fase del campeonato. Especialmente en un mes de abril en el que parecía tocado por los dioses del área: seis goles en cuatro partidos consecutivos.

En Palencia, el delantero centro racinguista marcó apenas un minuto después de entrar en el campo.

Señalado desde el principio por Guillermo Fernández Romo como jugador clave en su esquema 4-2-3-1, Cédric solo se ha quedado sin marcar en el primer ensayo del verano (2-1 sobre el Amorebieta, con goles de Saúl y Soko) y en el empate a cero con el Burgos. En este encuentro tiene Cédric su único lunar del verano: se empeñó en tirar un penalti que también quería lanzar Pablo Torre y se lo detuvo Herrero, guardameta burgalés. En cualquier caso, también en ese choque se supo buscar la vida para tener dos claras ocasiones de gol.

El verano de Cedric

23/07  Racing 2-Amorebieta 1    59' de juego / No marcó

28/07  Cayón 0-Racing 3              45' / Gol a pase de Jorrín

31/07  Real Unión 2-Racing 2     45' / Gol a pase de Soko

06/08  Racing 0-Burgos 0             63' / Falló un lanzamiento de penalti

11/08  Palencia 0-Racing 4          33' / Gol al minuto de entrar en el campo

14/08  Bilbao Ath. 2-Racing 1     65' / Gol a pase de Unai Miranda

Tal y como está diseñada la plantilla racinguista, parece claro que Cédric es el jugador llamado por Romo a ser su referencia ofensiva. Sus alternativas, Carlos Castro, Manu Justo y, cuando pueda recuperarse, Harper, empiezan varios cuerpos por detrás de Cédric Omoigui en su carrera por la titularidad. La temporada pasada, en 24 partidos que jugó, el nigeriano acabó anotando diez goles, una cifra que parece fácilmente superable a poco que mantenga el estado de forma que viene exhibiendo este verano.

El único lunar del verano fue el penalti que le detuvo el portero del Burgos.