ATHLETIC-OSASUNA

Ramalho, en su día más especial

“Me fui del Athletic con la satisfacción y el orgullo de ser un león”, explica el polivalente defensa de Osasuna, que será visitante mañana en San Mamés.

Ramalho, en su día más especial
OSASUNA

Athletic y Osasuna se enfrentan este sábado con solo 5 puntos de diferencia. Ante la gran cantidad de navarros que pueblan ambos conjuntos habitualmente, el partido siempre está revestido por una rivalidad especial. Raúl García es el máximo exponente de jugador formado en Tajonar que lidera a los leones. Berenguer le sigue los pasos. Incluso, el mismo Nico Williams, el último cachorro en debutar en Primera tiene pasado rojillo. Antes que ellos, triunfaron en San Mamés jugadores como Ezquerro o David López. Es tradición en el Athletic el acento navarro. Clásicos como Gurpegui, Iraizoiz, Sola, Javi Martínez, San José, Fernando Llorente o los más
actuales Kodro, Sancet y Muniain han nacido en Pamplona.

Así, son tantos los jugadores navarros que se cuentan como rojiblancos que la afición de Osasuna les suele cantar “Que no son de Lezama, son de Tajonar” poniendo en valor la escuela de jugadores pamplonicas. El viaje también se cuenta en la otra dirección, con futbolistas como Iñigo Pérez, Asier Córdoba, hermano de Iñigo y perla de Lezama, o con el último fichaje de Osasuna esta temporada: Jonás Ramalho. El canterano del Athletic se incorporó este invierno para apuntalar la defensa rojilla y ayudar a mantener la categoría. Con 27 años, este polivalente zaguero, tiene un solida y larga trayectoria. Empezó muy pronto y llama la atención que llegó a debutar con Joaquín Caparrós, durante un amistoso en San Mamés cuando solo tenía 14 años. En el mismo partido que su colega y 'hermano' Muniain. Ahora que están de moda los Williams, Jonás siempre mostró su orgullo por ser el primer jugador negro en vestir la camiseta rojiblanca. 

Su debut en Primera llegó tres años más tarde, en 2011, de la mano de Bielsa. Un hito que le convirtió en el primer jugador de raza negra en debutar con los rojiblancos a nivel profesional. Aunque nació en Barakaldo, su ascendencia es angoleña. Fue internacional con España en las categorías inferiores, subcampeón y capitán de la Eurocopa Sub-17 y doble campeón de Europa Sub-19 los años 2011 y 2012. Su doble nacionalidad le ha posibilitado ahora ser internacional absoluto con la selección de Angola, con la que se ha clasificado esta temporada para la próxima Copa de África.

Su precoz aparición le fue curtiendo al máximo nivel y siempre se ha caracterizado por un rendimiento estable, sólido, comprometido. Este carácter le ha hecho superar lesiones graves de rodilla y completar una excelente carrera en el Girona, con el que entre Primera y Segunda, se convirtió en el cuarto jugador con más minutos a nivel profesional de la historia del Girona.

Su polivalencia y seguridad en sus capacidades, y su espíritu de superación, le han llevado a afrontar un nuevo e ilusionante reto: fichar por Osasuna en el mercado invernal. A pesar de que el equipo de Arrasate no pasaba por su mejor momento y coqueteaba con el descenso, los últimos partidos han afianzado su posición para mantener la categoría. Esta tranquilidad seguro termina de facilitar su integración al nuevo equipo, donde Jonás, como ha demostrado en toda su trayectoria, quiere ser un importante a base de rendimiento y consecución de objetivos. El club navarro tiene pensado ejecutar la cláusula de compra.

Este sábado volverá a su tierra y, a pesar del componente emocional, querrá llevarse los 3 puntos para su nueva afición y dejar una buena actuación en San Mamés. “Jugar contra el Athletic siempre es especial. Me fui con la satisfacción y el orgullo de ser un león”.