ALEMANIA

Rummenigge le cierra las puertas de la selección a Flick

En una entrevista con The Athletic, el directivo le 'quita' la idea a la Federación de un posible regreso del ahora entrenador del Bayern.

Rummenigge le cierra las puertas de la selección a Flick
Alexander Hassenstein Getty Images

Hansi Flick es una de las mejores casualidades en la historia del Bayern. El alemán llegó en julio de 2019 como parte del staff de Niko Kovac y, después de que este no ofreciera los resultados esperados, se hizo con el banquillo de manera definitiva antes de los cuartos de una Champions que acabaría ganando de manera histórica. Un triplete que elevó a sextete a lo largo de esta campaña.

Así, el de Heidelberg ha pasado de interino a indispensable en poco tiempo en el Bayern demostrando todo el talento que amasó en el Bammental, Hoffenheim, RB Salzburgo y en la selección alemana, donde fue segundo de Joachim Löw desde 2006 hasta 2014 sumando también el Mundial a su palmarés como encargado de las jugadas de estrategia.

Allí dejó un excelente recuerdo y, conocida ya la salida de Joachim Löw, la federación alemana no ha dudado en preguntar a Flick por su situación. Rummenigge, director general del Bayern, ha negado en The Athletic que el entrenador se vaya a incorporar de nuevo a la selección alemana.

"Están tan ocupados politiqueando que no se están haciendo suficientes esfuerzos para abordar algunos problemas estructurales enormes, como problemas en el desarrollo de la juventud y el entrenamiento de entrenadores. Lo que falta es una estructura profesional, con importantes figuras de la Bundesliga a bordo. Aconsejaría cerrar filas y volver al camino correcto lo antes posible. Pero tendrán que planificar sin Hansi. Mi experiencia me dice que los entrenadores que trabajan bien en el Bayern deben ser cuidados y mantenidos a largo plazo", aseguró el directivo, que desea que el alemán siga llevando los mandos del Bayern.

Una noche aciaga en la nieve

Este miércoles ni Hansi Flick ni el Bayern vivieron una noche fácil en el Allianz Arena al perder contra el Paris Saint-Germain por 2-3. Los bávaros dieron un recital de fútbol y gozaron de más de una veintena de ocasiones, pero el PSG fue efectivo y aprovechó el buen día de Neymar y Mbappé, que hizo dos goles, para llevarse la victoria de Baviera. Flick no caludica y espera llevarse la victoria en París para volver a amargar a los vecinos franceses como ya hiciera en Lisboa. Y como el Bayern pretende que siga haciendo durante años.