LEGANÉS

El Leganés y una miniliga de 10 jornadas para reilusionarse

El Leganés afronta el tramo final con duelos ante rivales directos de play-off y equipos de la zona baja de la tabla. Hasta tres rivales podrían estar sin objetivos frente a los pepineros.

El Leganés y una miniliga de 10 jornadas para reilusionarse
MIQUEL A. BORRAS DIARIO AS

El Leganés afrontará el tramo final de temporada, los últimos diez partidos, con un calendario relativamente propicio para reengancharse a la zona alta de la tabla y pugnar por la mejor clasificación posible de cara a un hipotético play-off, toda vez que desde Butarque ya dan por casi por descartada la opción del ascenso directo. Los blanquiazules afrontarán cinco partidos en casa y cinco de visitante, algunos de ellos frente a enemigos directos que, de salir victorioso, consolidarán al Leganés en sus aspiraciones más optimistas.

Por concretar. Desde este domingo, en casa ante el Sabadell, el Leganés tendrá que afrontar en Butarque media decena de compromisos empezando por el que le medirá a los catalanes. Después llegará Ponferradina, Logroñés, Sporting y Málaga. El duelo ante los malacitanos, el penúltimo del campeonato, será el que dé cierre a la campaña regular en La Avenida de los Once Leones. Como visitante el Leganés también tendrá cinco duelos, a saber frente a Espanyol, Alcorcón, Rayo, Mirandés y Zaragoza. Este último, en La Romareda, será el último de la temporada regular.

Sólo un golaveraje en desventaja

Desmenuzando este calendario, el Leganés tendrá cuatro duelos frente a rivales que ahora mismo ocupan plaza de play-off y que, por tanto, son directos enemigos de los pepineros. A saber: Espanyol (fuera), Ponferradina (casa), Sporting (casa) y Rayo (fuera). Por ahora los de Garitano sólo tienen perdido el golaveraje frente a la Ponferradina. Los bierzanos ganaron 3-2 en El Tolarín. Ante el el Espanyol (2-0) y Rayo (1-0) el Lega parte con ventaja. Ante el Sporting (1-1) manda la igualdad.

Además, el Leganés también mantendrá duelos contra rivales que lucharán por la permanencia. No serán choques sencillos, pero son partidos en los que los blanquiazules deberían partir con teórica ventaja. Sabadell, Logroñés, Alcorcón y Zaragoza se encuadran en este grupo.

Rivales con el objetivo cumplido

Está por ver si, en el caso de los maños, llegan a la última jornada con la salvación ya en el bolsillo, lo que podría facilitar los objetivos del Leganés. En el caso del Mirandés (en Anduva) y Málaga (en Butarque) puede suceder que el Leganés también se mida a dos rivales con los objetivos cumplidos.

Son, en total, 30 puntos en juego que inician con el Leganés a diez puntos del ascenso directo (parece una utopía), pero con seis de ventaja con respecto a los perseguidores, en este caso la Ponferradina, que es séptima. La percepción en Butarque es que no debería haber problemas para entrar en esos play-off. Disputarlos tras acabar la Liga en la mejor posicición posible es el objetivo.