LEGANÉS

La batalla central del Leganés

Omeruo lo había jugado todo con Garitano hasta su sanción. Su ausencia ante el Castellón ha agitado la competencia en un puesto de los más blindados en Butarque.

0
El retorno de Omeruo agita la batalla central del Leganés
CARLOS DIAZ RECIO DIARIO AS

Asier Garitano no podrá contar finalmente este domingo (Carlos Tartiere, 20:30) con Kenneth Omeruo para la complicada visita del Leganés a Oviedo, tierra que hace cinco años vio a los pepineros dar un paso casi definitivo para el ascenso a Primera y que, ahora, de no vencer, podría ser tumba de sus aspiraciones a la promoción por la vía directa. El defensa se ausentó frente al Castellón por sanción, pero en la rueda de prensa previa al partido, el de Bergara ha confirmado que no podrá contar con el defensa nigeriano. La ausencia se hace más relevante porque, hasta la baja de hace una semana, era el futbolista que más había jugado en la vuelta del preparador a Butarque. Omeruo era, hasta entonces, el único central inamovible de una posición en ebullición por competencia.

Y es que la zaga es la línea que más ha rotado con la vuelta de Garitano. Todos sus integrantes han tenido minutos y todos lo han hecho al menos una vez de titulares. Es una zona que incluso ante el Almería sufrió una transformación táctica. Ese día el Leganés no formó con cuatro atrás, sino que lo hizo con tres centrales y dos carrileros, aunque pronto la fórmula fue desechada para insistir en el método anterior, el de cuatro integrantes, ésa que fomentó Martí y que gusta a Asier.

Rotaciones provechosas

En medio de todas esas agitaciones, Omeruo fue el único que se mantuvo fijo para jugarlo todo. Pero la quinta amarilla que vio ante el Cartagena lo apartó del camino ante el Castellón y la respuesta de Garitano fue otra dosis de sorpresa, porque frente a los orrelluts cambió por completo el pasillo central de su zaga. Ignasi Miquel le dejó su puesto a Sergio (ya suma dos titularidades, las mismas que en 21 partidos con Martí) y Tarín suplió a Omeruo. Ambos bordaron su papel. No es novedad.

El primero también lució a altísimo nivel frente al Tenerife en su debut de inicio bajo el mando de Garitano. No jugaba de titular en Liga desde la segunda jornada y, pese a ello, se salió. En Butarque están encantados con su rendimiento, profesionalidad y compromiso.

El segundo, Tarín, es uno de los hombres más relevantes en este curso tras dejar atrás su rol de secundario en Primera. Un cumplidor sin apenas mácula que también puede ocupar el lateral derecho, puesto en el que Garitano ya lo usó para asaltar Girona. Así pues, era de esperar que los dos rindieran bien. Entonces, ¿por qué la sorpresa de su titularidad?

Otras variantes solventes

La sorpresa llegó porque la titularidad de Tarín y Sergio sirvió para dejar en el banquillo al antes mencionado Miquel, también pieza intachable ya no sólo con Garitano, sino también en este 2021 en el que se ha mostrado como otro líder (uno más) de la defensa pepinera.

En resumen, el entrenador del Leganés cuenta con cuatro centrales que han demostrado su alto rendimiento antes y después de su vuelta a Butarque. Soluciones solventes a las que se unen alternativas como Bustinza (contra el Almería ejerció de central diestro, aunque este curso parece abocado al lateral derecho) o Javi Hernández (un habitual en el lateral, pero que también puede ejercer en el costado zurdo del eje), actores que animan, más si cabe, la batalla central del Leganés.