HÉRCULES

Álex Martínez, la zurda del Este, está de vuelta

El sevillano se une este miércoles a los entrenamientos del Hércules tras un año sin competir. "Está como un cohete", dice su preparador físico.

Álex Martínez, la zurda del Este, está de vuelta
HÉRCULES CF

Álex Martínez (Sevilla, 1990) lleva muchos meses sin disfrutar del fútbol. Dos lesiones de gravedad le dejaron muy tocado. El lateral vio frenada su carrera por culpa del tendón de Aquiles. Cuando mejor estaba, tuvo que aparcar su zurda mágica. Álex no perdió la sonrisa en ningún momento, pero sufrió en silencio. El Hércules anunció el pasado domingo su fichaje. El sevillano lo celebró por todo lo alto porque sabe que su vuelta está más cerca tras más de un año sin enfundarse las botas. Este miércoles volverá a trabajar con el grupo con la esperanza de convencer a Alejandro Esteve para que le lleve a Ibiza este fin de semana. La pesadilla de Álex Martínez llega a su fin después de disputar su último partido en diciembre de 2019.

Formado en las categorías inferiores del Real Betis, Álex siempre fue una de las perlas de Heliópolis. Media vida se la pasó en el club de sus amores. Con 21 años, debutó con el primer equipo. El lateral hizo las maletas hasta en dos ocasiones para jugar en su Betis en tres etapas diferentes. Elche y Murcia también disfrutaron de sus cabalgadas por la izquierda y de su zurda. Luego, apostó por el Granada, donde fue un hombre clave hasta que las lesiones le castigaron.

Ahora, afronta el reto del Hércules como una nueva oportunidad de reengancharse. Álex se quedó sin equipo a finales de septiembre, cuando el Granada le rescindió. Desde ese día, se puso en manos de un preparador físico para no perder la forma y estar listo para el siguiente objetivo. Juan Sánchez-Hernández, especialista y readaptador de lesiones, fue su hombre de confianza en el campo del Andalucía Este CF, un polideportivo muy próximo a donde reside el jugador en Sevilla, al este de la ciudad. En la soledad, Juan y Álex fueron cogiendo el ritmo y trabajando sin parar. El preparador físico fue el confidente y la persona de engrasar la zurda y la maquinaria del lateral.

"La actitud y la predisposición al trabajo de Álex han sido de las mejores que me he encontrado en todos los años que llevo trabajando en el mundo del fútbol. Él tenía muy claro que debía trabajar más que nadie para estar al 100% física y mentalmente para cuando le llegase una nueva oportunidad. Es un currante nato, muy bromista y carismático, pero sabe diferenciar muy bien los momentos", comenta a AS Juan Sánchez-Hernández, quien ha trabajado como preparador físico y readaptador dentro de la estructura del Real Betis, Sevilla y el Viitorul rumano.

Sánchez-Hernández y Álex compartieron cuatro meses de intenso trabajo, ya que realizaban una media de siete a ocho sesiones por semana. Incluso, trabajaban los festivos. "Esa predisposición al trabajo ha hecho que esté recuperado totalmente de las molestias que tenía de su anterior lesión y que esté al máximo nivel físicamente. Estoy convencido de que mostrará su mejor nivel en el Hércules. Es normal que le falte el rodaje con el grupo, pero no tardará en cogerlo porque tiene unas ganas locas de jugar", matiza su preparador físico, quien ha trabajado codo con codo con Miguel Lozano, el fisio que también ha ayudado a Álex en su puesta a punto.

Álex Martínez y Juan Sánchez-Hernández, el pasado viernes tras su última sesión juntos.

Álex Martínez no ha descuidado el golpeo ni su zurda durante estos meses. El sevillano destaca por su capacidad a balón parado y su agresividad. Eso hizo que Carmelo del Pozo le reclutase y ampliase la competencia en una plantilla en la que también está Nani. Álex se ha pasado muchas horas haciendo ejercicios de "precisión con pases a miniporterías lejanas, dianas en porterías grandes para disparos a puerta y faltas, además de diferentes acciones por banda que finalizaban en centro para que entrenase diferentes tipos de golpeo y fuese todo lo más real posible". Esas sesiones le permitieron recuperar las sensaciones de un golpeo de primer nivel.

Álex Martínez se despidió de su preparador físico el pasado viernes, cuando realizaron la última sesión. Ambos inmortalizaron el momento y Sánchez-Hernández le deseó suerte, convencido de que el sevillano está de vuelta. "Está como un cohete, ya lo veréis", promete su readaptador.