INGLATERRA

Prueba de fuego para Odegaard

El debut del noruego podría ser contra el Manchester United, segundo de la Premier, el próximo sábado. Las molestias físicas de Smith-Rowe lo obligan a una adaptación express.

Prueba de fuego para Odegaard

Martin Odegaard busca recuperar la confianza lejos de Madrid. Llega cedido al Arsenal donde Mikel Arteta cuenta con él como una pieza fundamental para conseguir los objetivos esta temporada, tal y como le comunicó a través de una charla telefónica antes de cerrar el fichaje. Si todo marcha según por previsto, Odegaard podría debutar el próximo sábado, y lo haría contra el segundo clasificado de la Premier League: el Manchester United.

El partido se jugará en el Emirates Stadium de Londres a partir de las 18:30 (hora española). Los red devils sólo han perdido un partido en liga desde el 1 de noviembre, cuando cayeron justamente contra el Arsenal en Old Trafford por 0-1. Desde entonces, han ganado 11 partidos y han empatado tres, todos ellos contra rivales de la zona alta (Manchester City, Leicester y Liverpool). Su única derrota llegó en la pasada jornada contra el Sheffield. Por si fuera poco, vienen de eliminar al equipo de Jürgenn Klopp de la FA Cup.

La adaptación de Odegaard tendrá que ser express. Arteta tiene entre algodones al que estaba siendo su mediapunta titular, Emile Smith Rowe. Se retiró con molestias físicas del último partido contra el Southampton (1-3), por lo que el noruego no tendrá mucho tiempo para aclimatarse al estilo y apunta a titular para el duelo ante el Manchester. Eso sí, una vez se recupere, el canterano gunner será su principal rival por el puesto detrás del delantero en el 4-2-3-1 que está planteando últimamente el entrenador español. Este curso ha disputado 66% de los minutos en Premier.

Odegaard ya se ha entrenado con sus nuevos compañeros en las instalaciones del Arsenal. El equipo londinense tiene entre ceja y ceja disputar la Champions League el año que viene, aunque no será nada fácil. Tiene dos vías para hacerlo: quedar entre los cuatro primeros de la Premier League (actualmente es octavo) o ganar la Europa League. Ambas son realmente complicadas teniendo en cuenta el nivel que presentan. Pero, con Odegaard, esperan tenerlo un poco más fácil.